dale un respiro al planeta

Deja de comer carne por un día y dale un respiro al planeta

La tierra nos pide ayuda a gritos y muy pocos la están escuchando realmente. Si quieres ser parte del cambio y darle un pequeño respiro a nuestro planeta deja de consumir carne al menos un día a la semana.
 
dale un respiro al planetaPor Rocío Herwitte* de Vegetarianos Hoy (@vegetarianos_hoy)

Dale un respiro al planeta. La tierra nos pide ayuda a gritos y muy pocos la están escuchando realmente. El exceso de información respecto de esta crisis está volviendo a la población cada más indolente cuando se habla de las consecuencias del cambio climático y a la sobreexplotación a las capacidades de nuestro planeta.

Entre las industrias más contaminantes en la actualidad están el petróleo, ganadería y la industria textil. Si ya luchas por evitar el plástico de un sólo uso y dejaste de apoyar a las famosas marcas de fast fashion vas por buen camino, pero ¿qué pasa con nuestra alimentación?

¿Has cuestionado las condiciones tanto éticas como de producción que involucra un trozo de carne en tu plato?

Para poder producir 1 kilo de carne, se utilizan de 15 a 20 kilos de cereales y 15.000 litros de agua. Una manera poco eficiente para producir alimentos, pero que poca gente cuestiona.

Según datos entregados por la ONU el año 2006, en el informe “La larga sombra del ganado”, el 18% de los gases de efecto invernadero que son culpables del cambio climático, provienen de la industria ganadera, y dichos efectos no se quedan sólo en cifras sino que esta devastación es totalmente comprobable.

Deja de comer carne por un día y dale un respiro al planeta 1

La ganadería es responsable del 91% de la destrucción del Amazonas, lo que significa miles de millones de árboles de distintas especies que se talan anualmente sólo para plantar soya y otros cereales destinados a alimentar al ganado.

Además, la población que habita en aquellas localidades se ha quedado sin suministro constante de agua producto de esta deforestación.

Los bosques son su fuente principal de agua, ya que los árboles ayudan a que el líquido se absorba más fácilmente en la tierra para recargar las fuentes subterráneas.

Deja de comer carne por un día y dale un respiro al planeta 2

Un ejemplo de esto son los estados de Pará, Mato Grosso, Rondonia y Amazonas, ubicados en Brasil. En varios de ellos sólo cuentan con agua potable durante horarios determinados, razón por la que deben racionar el agua y recolectar lo que consiguen a través de las lluvias.

Está de más decir que las consecuencias de estos cambios en el medioambiente ya son visibles y se esparcen alrededor de todo el mundo.

Si quieres ser parte del cambio y darle un pequeño respiro a nuestro planeta deja de consumir carne al menos un día a la semana.

Puede parecerte un cambio muy pequeño, pero la verdad es que este hecho puede reducir tu huella de carbono en un 12% además de salvar 15 animales al año.

Por otra parte, puedes reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares y mejorar tu dieta al escoger otro tipo de ingredientes cuando cocinas.

Dicha afección es la principal causa de muerte en todo el mundo, siendo el principal factor de riesgo el tipo de alimentación de las personas.

Puedes ir un paso más allá y seguir a campañas como Lunes Sin Carne para tener inspiración diaria a la hora de preparar tus comidas.

Deja de comer carne por un día y dale un respiro al planeta 3

Allí puedes ser parte de una gran comunidad online, de Latinoamérica y el resto del mundo, que está consciente de que los cambios deben realizarse ahora y en quienes también te puedes apoyar y consultar cada vez que que tengas dudas.

Puedes compartir fotos de tus platos en redes sociales e inspirar a la gente de tu mismo círculo a que se una a esta revolución, ¡las buenas causas se contagian!

Deja de comer carne por un día y dale un respiro al planeta 4

Siempre habrá miles de razones para no hacer algo, falta de tiempo, de ganas o pensar simplemente “¿Para qué? Si las grandes industrias son las que llevaron al planeta a este punto de no retorno”.

La realidad es que todas estas causas parten por la una persona, su comunidad, sus decisiones, y en este caso por lo que pones en tu plato cada día. Dale un respiro al planeta.

*Rocío Herwitte (@roherwitte) es Coordinadora de Comunicaciones en Fundación Vegetarianos Hoy, periodista, fanática de la cocina vegana y del movimiento basura cero.

También te puede interesar leer: ¿Y si me hago vegana?