acondicionadores-un-minuto-Dove

Probé los acondicionadores en un minuto de Dove y me quedé con el factor 50

Probamos los nuevos Súper Acondicionadores 1 Minuto de Dove, que vienen en 3 diferentes intensidades según los requisitos diarios de nutrición según el daño y me quedé con el factor 50.

Probé los acondicionadores en un minuto de Dove y me quedé con el factor 50 1
POR @PATYLEIVA #TuPeloTuElección #EstoEsPublicidad
Con mi hija llevábamos un par de meses sin usar acondicionador, decidimos usar cremas de tratamiento después del shampoo (cualquiera que tuviera a mano) porque sentía que el pelo no quedaba suave, como que los acondicionadores no aportaban, y las cremas lograban dejar una sensación de suavidad. El pelo queda rico pero esa idea no resultó ser tan práctica, porque las cremas hay que dejarlas actuar un rato, son más caras que un acondicionador y pueden resultar muy intensas para usar tan seguido. En el fondo, no están diseñadas para ser usadas de acondicionador.

Por eso me pareció muy oportuna la aparición de los nuevos Súper Acondicionadores 1 Minuto de Dove, especialmente porque vienen en 3 diferentes intensidades con los requisitos diarios de nutrición del cabello según los tipos de daño, dejándolos por más tiempo saludable y reparado. Tuve la oportunidad de probarlos todos:

Factor de Nutrición 60: Diseñado para cabellos expuestos a agresiones químicas como la tintura, la decoloración, el alisado u ondulado con productos.

 

Factor de Nutrición 50: Diseñado para cabellos expuestos a las agresiones diarias del styling, como el uso de aparatos de calor como el secador de pelo, rizador o plancha para el cabello.

Factor de Nutrición 40: Diseñado para cabellos expuestos al desgaste diario, como peinados, cepillado excesivo o factores ambientales como el viento o la contaminación.

Yo me quedé con el 50, porque aunque no uso tintes, sí lo tengo muy seco y delgado. El factor 50 me gustó por su densidad y consistencia cremosa, así que lo incorporé a mi rutina día por medio.

Probé los acondicionadores en un minuto de Dove y me quedé con el factor 50 2

Más del 90% del tubo está hecho con plástico de origen vegetal, proveniente de la caña de azúcar; el 80% de la energía consumida en el proceso de producción del plástico verde proviene de fuentes renovables; llevan la certificación I’m Green, que distingue al polietileno verde y ayuda al consumidor a identificarlo como un bioplástico y es 100% reciclable.