POR HOLLY
Siempre he leído o visto gente que habla de hacer listas de resoluciones o intenciones, sobre todo en temas más astrológicos (a ti te hablo amiga Miastral) que van de la mano con la luna nueva.

Y en general nunca me motivo a hacerlas porque cada vez que lo he llegado a hacer nunca las cumplo y eso me frustra o me deprime. Ni siquiera lograr un “tomar más agua” hace que dude de mis capacidades con pretender lograr cosas más grandes o importantes que hidratar más mi cuerpo.

Pero claro, esto es en parte porque sentía que al escribir cambios o decisiones en un papel, automáticamente o por arte de magia se cumplirían sólo porque yo tenía ganas. Y no, la cosa no es así.

Así que le di una vuelta más a esto de los listados de resoluciones, pero esta vez decidí que además de cosas que me propongo hacer o cambiar por muy locas o imposibles que parezcan, anotarlas pero con una acción que me ayude a cumplirlo. Puede que no sea algo inmediato, pero al menos que me dé la sensación que estoy trabajando “de verdad” por lo que quiero.

El mismo ejemplo del agua: si quiero lograr tomar más agua, ahora le pongo tomar 5 vasos al día.Y así voy chequeando.
Si quiero cambiarme de pega, será mandar al menos 1 CV al día. Porque las cosas no llegan solas, por más que lo anotemos en una lista, si esa lista se queda en el cuaderno no servirá de nada.

¿Y ustedes?¿Hicieron lista de resoluciones?¿Les sirven?

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.