POR @CARODU
Los únicos antecedentes que tenía sobre Quest eran: hip-hop en el norte de Filadelfia. Eso me hizo pensar de inmediato “me tinca”. Eran altas las expectativas que formé sobre este documental de 104 minutos de duración.

El director Jonathan Olshefski registró la vida de la familia Rainey durante ocho años. En su casa viven el papá Christopher, alias Quest, la mamá Christine, y la hija P.J. Christopher tiene un estudio de grabación en su sótano, donde los viernes da vida a sesiones de freestyle. Ahí llegan sus amigos, a expresar su descontento y contar las dificultades de la vida cuando hay pobreza, inseguridad, y también cuando eres negro en un mundo donde el racismo sigue existiendo.

Los Rainey son bacanes, buenos padres, trabajadores y onderos. Aunque la vida es dura y el día a día en el barrio es complicada, no desaparece esa nube de amor que pareciera estar siempre presente en su casa. P.J es una niña muy cool que quiere ser DJ y a los 3 años grabó su primera canción. Christine le hace las trenzas a Quest con mucho esmero por la mañana y su marido por la noche la va a buscar al bus. Y los viernes, lo de siempre: freestyle.

Como fueron varios años de seguimiento, vemos cómo la niña crece y se transforma en una talentosa aficionada al básquetbol, y cómo la vida de Quest y Christine no parece cambiar demasiado, hasta que de un día para otro, bueno, cambia. A partir de ese momento, la preocupación por la hostilidad del entorno donde viven y el temor permanente de que algo pueda pasarle a ellos o a sus hijos hacen que la comunidad se movilice y saque la voz, pidiendo que las autoridades se hagan presentes no solo cuando les toca pedir votos.

Durante el tiempo en que se registró esta película, vemos también las jornadas de elección presidencial que atraviesan esos años, cuando la familia siente entusiasmo por votar por Obama, y también cuando ven a Trump en un discurso televisado, llamando a los afroamericanos a votar por él: “¿qué tienen qué perder?” les pregunta cruel y directamente a través de la pantalla.

“Quest” muestra por sobre todo la dignidad, el amor y la fuerza de una familia que hace visibles a muchas otras con su historia, y de todo lo que tienen que decir a través del hip-hop.

Este documental es parte de la muestra del festival In-Edit de este año, y es posible verla hoy domingo a las 18 hrs en Cine UC. Véanla.
Revisen los horarios de la últimas películas en exhibición acá.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here