Inicio LIBROS El bacán concepto de disfrutar las librerías

El bacán concepto de disfrutar las librerías

195
Compartir


por Jime Zapata (@jimezapata)

Vengo llegando de un viaje y siempre me pasa que vuelvo muy inspirada, con muchas ideas y ganas de hacer cosas nuevas. Siento que en las vacaciones, además de poder descansar, uno se llena de energía nueva y positiva tanto para lo personal como lo laboral.

Fui con mi marido y mis niños a Boston y NYC, y a pesar del consejo de muchos de que los dejáramos con los abuelos, ir con ellos fue une experiencia increíble, que nos llenó de amor y que nos permitió compartir mucho como familia.

Era la primera vez que vamos a USA con ellos y me permitió ver todo con otros ojos y valorar cosas que antes ni me había fijado, y una de ellas es cómo disfrutan y viven las librerías.

Se suponía que el clima allá era rico, pero nos tocaron dos días con muuuucho frío, con lluvia y viento. Después de ir a museos, acuario, y algunas tiendas, el panorama indoor se nos acabó. Pero se nos ocurrió ir a Barnes & Noble, y fue el mejor panorama que podríamos haber pensado: nos instalamos horas y gozamos todos.

Barnes & Noble es una librería de 3 pisos, que tiene un Starbucks adentro, baños, mesas para leer, internet gratis, y todo lo necesario para estar ahí. ¡Y gratis! Yo estuve horas en la sección de Art, Design & Craft, veía los libros, me senté a leerlos y nadie me miraba feo. Mis niños en la parte infantil alucinaron, podían ver todos los libros, había mesas con lápices y hojas, y pudimos estar horas instalados.

Que bacán ese concepto ¡y que ganas que existiese acá! ¿Se podrá en algún momento? ¿Lo sabremos usar bien?

*Si quieres escribir en Zancada, tienes que mandar tu texto con título y nombre con el que quieres firmar a contacto@zancada.com en un mail titulado TEXTO. Como siempre, si va con nuestra línea editorial felices lo publicaremos.

3 COMENTARIOS

  1. En la Que Leo de San Carlos de Apoquindo, aun cuando es pequeña, tienen sillones, mesa para los niños, y hasta te pueden servir un café o llegar con tu Starbucks del frente… No es lo mismo que la que tu cuentas o la Ateneo de Buenos Aires… pero es un paso para disfrutar las librerias (y comprobar que si se puede acá)

  2. En la Qué Leo de Ñuñoa (Simón Bolívar con Coventry) también hay un espacio con sillones y sillas, acondicionado para niños y adultos, con un buen número de libros para leer. Además hay una gran pizarra de tiza, papeles y lápices para que los niños puedan sentir la felicidad de estar en una librería.
    Los dueños son nuevos y seguro reciben encantados sugerencias para que visitarlos sea un panorama familiar ideal.

  3. La librería del GAM tiene un espacio infantil habilitado con mesas y cojines para que los niños puedan disfrutar de los libros. Pero coincido contigo en el hecho de que falta implementar rincones para que todas las personas disfrutemos 🙂

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here