justin-bieber-850x580
por Lupe

Cada vez que veía a ese niño rubio con tan armado peinado que quedaba perfecto sobre su frente y a las mini adolescentes que lo idolatraban, que escribían su nombre por todos lados y que además incluían un corazón sobre la “i” de “Justin”, no podía más que reír.

Pero no me reía como burla sino porque me acordaba de mis tiempos mozos en los que vivía y moría por los Backstreet Boys, y en los que Nick Carter tenía casi el mismo peinado y generaba el mismo furor entre nosotras las jovencitas de esa época.

Y aunque la FeverBieber era comprensible para mí, nunca me dediqué a escuchar su música,de hecho la odiaba un poco, hasta que un día todo cambió.

Recuerdo perfecto ese día. Era marzo y con la llegada de una compañera nueva (más joven evidentemente) a la pega de un momento a otro cambió el playlist que acostumbrábamos a escuchar diarimente.

Así que cuando empezó a sonar “Sorry” y se me movían solas las patitas, tuve que investigar qué era esto nuevo que estaba sonando. Ante mi sorpresa de no creer que era el mismo niñito de chasquilla y polerón morado, mi nueva compañerita insistió lo bueno que era el disco completo, así que incrédula aún acepté escuchar el disco entero.

Y aunque me avergoncé en primera instancia por escuchar a tan joven cantante, después me rendí y gozaba cada vez que tarareábamos la letras del disco “Purpose”.

Así que como conclusión saco en claro que uno nunca sabe cómo cambiarán los gustos musicales y que este disco está bien bueno!

Justin Bieber #PURPOSEWORLDTOUR
Estadio Nacional
23 de marzo 2017

2 COMENTARIOS

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.