Por qué ver That '70s Show completa es una muy buena idea

372

image
por Punky Martínez

That ’70s Show es de esas series que vi sin importarme el orden cronológico y muy de vez en cuando en el canal Sony varios años atrás. Apenas ubicaba a los personajes y mi único recuerdo siempre era la risa de Kitty Forman. Pero gracias a Netflix, y a esas duras etapas en que una se queda huérfana de series, decidí verla completa y hasta la séptima temporada, y fui muy feliz. Sí, porque la octava temporada, sin los personajes de Eric (Topher Grace) ni Kelso (Ashton Kutcher) son de esas que te confirman por qué el dicho “hay que saber retirarse” es tan sabio. Omitiendo esta última temporada de relleno, la serie vale la pena 100%, ultra recomendable si quieres ver algo estéticamente inspirador y cagarte de la risa.

Kelso. ¿Es necesario extenderme en este punto? Si Ashton Kutcher es mino ahora, verlo joven es un deleite a los ojos. Mucha atención en las temporadas 5 y 6, en donde trabaja de policía y se ve aún más increíble. Bien ahí Mila Kunis, toda una visionaria.

El vestuario. Más allá de lo bien que replicaron el vestuario y accesorios de la época, me gusta el criterio de que las prendas se repitan durante las temporadas, ¿o uno no se repite el chaleco en el invierno? Ahora que hasta en The Walking Dead no se repiten la polera, muy poco creíble. Los jeans con detalles, relojes, pañuelos, zapatos, todo igualito a las fotos de juventud de mi madre (que era bien Donna para vestirse). Y lo mejor es que ahora que los setentas están de moda; si te gusta el look de Jackie o Donna, puedes encontrarlos en cualquier mall del país.

Donna. Quiero ser su amiga, en serio. Cuando la veo actuando en Orange is the New Black con su personaje de Alex Vause, me dan ganas de que sea buena onda y risueña, me cuesta entender que ahora es una ex vendedora de drogas profesional, Donna jamás haría algo así, me confunde al nivel que tuve que ir alternando de serie, porque ver un capítulo de That ’70s Show seguido de uno de Orange no se me hacía fácil.

La comida de los Forman. No sé cómo esa gente es flaca comiendo esos desayunos perfectos con tostadas francesas, tocino, huevos revueltos. De verdad me obsesiona. Para qué decir la cena, puré, arvejas, pollo o en su defecto sándwich blt (bacon, lechuga, tocino en jerga gringa) con papas fritas al lado. Brownies y galletas para la tarde con esa abnegada madre preparando un non stop de delicias, y no conforme con eso, Kitty es tan sabia que esconde copete en los muebles de cocina para servirse un shot en caso de estrés, qué seca ¿no?

Casting. Reconozco que me sorprendí bastante de la actuación en esta serie. Pensaba que al ser todos novatos no iba a ser mucho el aporte en este sentido, pero hay que reconocer que el casting de esta serie es fantástico. Ninguno podría ser reemplazado ni interpretado mejor por otro actor. Kelso y Fez, secos. Kitty Forman, maestra.

3 COMENTARIOS

  1. A mí me encanta Red. Lo mejor es que es EL papel de comedia en su carrera, según él, no entendía por qué lo habían llamado si no era su onda (es el de esa frase cinéfila “¿quieren la verdad? Ustedes NO pueden con la verdad!”), y era precisamente por eso, porque es el único” serio” ahí.

    El papá de Donna, cuando joven, hacía papeles de lacho y verde, no muy lejano se esta serie.

    Hay varios detalles más, como el inglés de Fez, que por ser de intercambio, es evidentemente de curso de idioma. Si hasta sus insultos son con “please” y “thank you” xD

    O ep capítulo de la WWF (lucha libre), un joven La Roca interpreta a su papá, luchador en ese entonces ☺️

    Me encanta!

  2. Lo más WTF de la serie, que Jackie no siguiera sus sueños de presentadora/reportera y le terminara gustando Fez, eso fue muy sin sentido para los que vimos todas las temporadas.

Dejar una respuesta