La menstruación en los comerciales: Libresse y la sangre

496

por lucy

Ya hemos comentado que por mal que nos sintamos durante la menstruación, nos da rabia que sea un tema tan tabú socialmente, algo de lo que nos debiéramos avergonzar y/o esconder. La menstruación es algo normal. Tan normal que la mayoría de las mujeres entre los 12 y los 45 años sangramos todos los meses.

Es por eso que agradecemos cuando los creativos publicitarios entran en razón y dejan de tratar a la menstruación con eufemismos, falsos líquidos azules y al fin nos muestran y hablan de gran parte de lo que realmente pasa durante esos días: la sangre.

Yo no encuentro linda la sangre, de hecho me desagrada, pero es una realidad que debo aceptar, y me pareció que este comercial de Libresse que nos mostró la Eleonora en el chat de Zancada no pudo abordarla de forma más elegante y constructiva al decir que ningún tipo de sangre nos debe dejar atrás.

Al final es uno de los comerciales más literales que he visto sobre la menstruación -ya que se trata de una marca de toallitas- pero al mismo tiempo habla de esfuerzo y de ser mujer. ¿Llegaremos a ver algo así en la tv chilena algún día? Espero que sí.

7 COMENTARIOS

  1. a mi la sangre no me da nada, pero se que hay gente que se llega a desmayar, sólo pensando en ellos creo que no es necesario ser tan explícito.

  2. Hermoso! Absolutamente hermoso!
    Como diría Ygritte en una conversa con John Snow.
    Y: “Qué es desmayarse?”
    JS: “Eh…como cuando una chica ve sangre y se desploma”
    Y: “Por qué una chica se desplomaría al ver sangre?”
    JS:”No todas las chicas son como tú”
    Y: “Pero todas las chicas ven más sangre que los chicos”

    TOMÁ!! xDDD

    • Buena, no lo había pensado de ese modo, que cosa tan absurda desmayarse por ver sangre si la vemos, tocamos y olemos tan de cerca todos los meses xD

  3. Me encantó la publicidad! inspiradora, porque no solo habla de la menstruación sino de todo tipo de sangre, incluyéndola. Hasta me dió ganas de agarrar la bici y subir un cerro.

    Mi sangre nunca me ha producido asco, pero sí, me caaaarga andar con la regla. Porque generalmente eso conlleva jaquecas super fuertes, dolores de ovarios, ando somnolienta. Mal.

    Antes era peor, porque me cargaba andar con toallas, me sentía como una guagua en pañales, super incómodo. luego me cambié a los tampones, ahí la cosa mejoró bastante, son más cómodos, actualmente me cambié de la copita y ha sido una maravilla, le la pones y te olvidas del tema.

  4. Buenísimo. Por mí parte trato de no hablar de la regla, de esos días o cualquier eufemismo que disfrace algo que es muy normal. Tampoco tengo problemas con la sangre, uso la copa menstrual y encuentro que es lo más cómodo y limpio que existe (después de haber usado tampones y toallas muchos años)
    Se deberían incentivar estos pequeños cambios en las niñas para que de adultas no se avergüencen. Me ayudó ver que en mi colegio mixto las toallas higiénicas circulaban igual que otros materiales y si te dolía todo ibas a la enfermería y volvías con un guatero o algo caliente. En otras partes era tabú y esa generación hasta el día de hoy habla de “indisponerse”, “enfermarse” y de lo asquerosa que es la sangre, y se probleman mil si un hombre ve una toallita o tampón en su cartera.

  5. Que buen comercial, me encanta la metáfora y me encanta que muestre diversidad de actividades, generalmente la protagonista de este tipo de comerciales quiere ponerse un pantalón blanco (!!!!) para ir a una cita o salir con las amigas, carterita bajo el brazo… Me encanta que se reconozca a una mujer que es capaz de tantas cosas.

Dejar una respuesta