Las razones del paro de la Dibam y la importancia del patrimonio

727

parodibam2
por Mariana y punto

Los trabajadores de la Dibam llevan más de 20 días en paro, en protesta no por sus propias condiciones laborales (como fue el popular caso del Registro Civil), sino por la poca relevancia otorgada a su trabajo, experiencia y al patrimonio en la sorpresiva propuesta de “nueva” institucionalidad cultural presentada por el Gobierno el 17 de diciembre, que mantiene el carácter meramente ejecutor de la Dibam y deja a los que más saben sobre patrimonio fuera del análisis y elaboración de políticas públicas sobre el tema.

En esta estructura institucional, a diferencia de lo que se venía trabajando en conjunto desde hace meses y de lo que el Ejecutivo decía priorizar, de un día para otro y sin avisarle a los interlocutores que ellos mismos habían convocado, el Gobierno decidió unilateral y secretamente mantener a la actual Dibam (que agrupa a museos, archivos y bibliotecas públicas de todo el país, incluyendo entre muchos otros al Museo Nacional de Bellas Artes, Biblioteca Nacional y Archivo Nacional) relegada a ser un Servicio público dependiente, y no una Subsecretaría del nuevo Ministerio de las Culturas, las Artes y el Patrimonio como se supone que habían conversado y acordado tras muchas reuniones de trabajo donde el Gobierno prometía escuchar la experiencia de una institución que existe hace 86 años.

parodibam

Actualmente la Anfudibam (asociación de funcionarios de la Dibam) pide la renuncia del actual director de la Dibam -Ángel Cabeza- quien no representa los intereses y trabajo de la institución que encabeza, y que se reingresen los cambios al proyecto que se habían discutido durante los meses de trabajo conjunto, y que a última hora fueron ignorados sin previo aviso. Como la indicación sustitutiva al proyecto ya fue firmada y despachada por la Presidenta y los Ministros de Cultura, Educación y Hacienda, el paso siguiente para los trabajadores de la Dibam es luchar por tener voz e incluir cambios en la Comisión de Cultura de la Cámara de Diputados a partir de su discusión que empieza el 14 de enero.

Por mientras, este viernes 8 de enero harán un plebiscito nacional interno para votar la continuidad del paro, y de esa forma seguir visibilizando un problema que no tiene que ver con los derechos de algunos trabajadores, sino con el patrimonio, la cultura y la educación de todo un país. La motivación tras el paro es dar a conocer a la población las razones de los trabajadores de la Dibam, que no han estado tan presentes en los medios de comunicación más allá de la anécdota de algunos museos cerrados; pero el paro de la Dibam no sólo nos afecta por no poder ver la exposición de los muralistas en el MNBA, sino porque existen 23 museos más en todo Chile aparte de los nacionales y más de 400 bibliotecas públicas regionales; porque hay estudiantes e investigadores que hoy no tienen acceso a información patrimonial que no existe en otro lugar, y que justamente la Dibam es la encargada de resguardar, almacenar, restaurar y poner a disposición del público.

Paralelamente al paro, los trabajadores se han organizado actividades externas (en el frontis de la Biblioteca Nacional ha habido música en vivo y recitales poéticos) y también actividades internas donde se discuten temas como negociación colectiva y derecho a huelga en el sector público (derecho que no existe, y por el cual deben recurrir a un paro que es ilegal, y seguir trabajando al mismo tiempo que se movilizan), y se han encargado de difundir información a través de videos como los de abajo, y de sus cuentas en redes sociales (@nosinlaDibam en Twitter y No sin la DIBAM en Facebook), gracias a las cuales he podido seguir y entender las razones del paro y la importancia que actualmente no se le da al patrimonio -y, como bien dice Boric, “a los guardianes de nuestra memoria e historia”- en Chile.

1 COMENTARIO

Dejar una respuesta