Aperol Spritz, el trago de moda

5399

image
por Mariana y punto

El primer día del 2015 fue el día en que conocí el Aperol Spritz. Ese 1 de enero pasé la tarde parasitándole piscina a un amigo, y otra chiquilla llegó con los ingredientes para prepararlo: Aperol, champaña, agua mineral con gas, naranjas y mucho hielo.

Reconozco que al principio me pareció excesivamente producido para una tarde de relajo post trasnoche de Año Nuevo, pero terminó siendo lo más rico que pude tomar ese día, y junto con el tinto de verano es lo que más me dan ganas de tomar casi siempre en días de calor.

Que esté tan de moda es maravilloso porque el fanatismo es compartido con varias amigas, lo ofrecen en muchos bares (y más encima es barato en comparación a otros cocteles clásicos, siempre lo visto en más o menos 3 lucas), aunque encontrar Aperol no me ha resultado tan sencillo en botillerías (en supermercados más grande tipo Jumbo te vas a la segura).

Cuando lo preparo en casa prefiero hacerlo en vaso largo (las copas siempre me han parecido tan adultas) y con las siguientes medidas:
– 4 ó 5 cubos de hielo
– 1 chorro de Aperol (es cosa de gustos, mientras más le echas queda más amargo)
– Champaña hasta llegar a los 3/4 del vaso
– Agua mineral con gas hasta casi llenarlo (pero con ojo de dejar espacio para lo siguiente)
– 1 chorrito de jugo de naranja
– 1 rodaja de naranja

Refrescante y maravilloso para tardes calurosas como la de hoy en Santiago.

40 COMENTARIOS

  1. Es muy amargo! y que son estas charlas entre personas que nombran a las otras? el comentario es el nombre del otro?? es que está fome Zancada, y muy huequín!!!

Dejar una respuesta