La comida rica de la fuente de soda Las Cabras

10065

lascabras
por carodu & Mariana y punto

Desde hace un par de semanas que salivábamos al ver las fotos en redes sociales de un nuevo local llamado “Las Cabras”; una fuente de soda pero nueva, que está al frente del Costanera Center, cuyo eslogan es “comida rica”, y su dueño el chef Juan Pablo Mellado.

Las fotos que habíamos visto mostraban unos sánguches que de puro verlos se notaban que estaban al nivel de la Fuente Alemana, y carnes jugosas que decían se cortaban con tenedor.

Hasta que al fin fuimos a probarlo, y quedamos tanto o más maravilladas de lo que esperábamos (y las expectativas eran altas); el local es precioso, realmente como fuente de soda pero renovada, donde se nota que cada detalle fue cuidadosamente elegido; los platos, las servilletas, todo. Y los meseros o eran extremadamente amables o extremadamente minos. Un gusto.

Para partir, los mini panes amasados calentitos y el pebre eran una pequeña maravilla. Para seguir, probamos las charchas de cerdo, que eran tan sabrosas y blandas como las imaginábamos; por su intensidad, podríamos decir que su sabor algo se parece al osobuco, pero es más suave en todo sentido. Venían acompañadas de papas fritas caseras en su punto, y pedimos un arroz algo aburrido, pero que con el jugo de las charchas se combinaba perfectamente.

Pero esta fiesta en nuestras papilas gustativas no terminó ahí. Nos dejamos llevar por la intuición y pedimos una fricandela casera en pan frica con ají, mayonesa hecha en el local y palta. Podemos resumir lo que sentimos al probarla diciendo que fue imposible no gemir. Impactantemente sabrosa, mojadita, y todos los ingredientes se conjugaban de manera perfecta. Todo muy rico. Rica palta, rica mayo, rico ají, plan crujiente, y la fricandela, Diosito, la fricandela.

Y como siempre queda un espacio para lo dulce, pedimos una porción de pie de limón para compartir, tenía una rica masa y un agradable sabor a limón, aunque creemos que la porción era un poco mezquina. De todas maneras, consideramos que lo salado se robó absolutamente la película en nuestro almuerzo.

No es barato, pero filo, para sentir esos sabores vale absolutamente la pena, y lo único que queremos es volver a comer lo que ya probamos y seguir degustando esa enjundiosa carta que incluye palta reina, tallarines con mechada o lengua, pollo arvejado, crudo de filete y salmón, entre otros platos que necesitamos comer pronto.

Las Cabras está en Luis Thayer Ojeda 0166 (justo abajo de la escalera mecánica para cruzar al Costanera Center); tienen mesas en la terraza, adentro y barra. Si quieren tentarse como nosotras, también pueden seguirlos en Instagram.

29 COMENTARIOS

  1. fui hoy! no me aguanté y realmente todo es rico, comí unos garbanzos con ostiones y una amiga las lentejas con malaya, exquisito.
    Volveré por un tártaro de salmón con papas fritas :p

  2. Fui motivado por comentarios en Twitter, fue la peor experiencia. Nunca vimos los pancitos con pebre, los crudos llegaron 45 minutos después de haber ordenado (era un lunes en la noche, o sea vacío) y tuvimos que PEDIR el limón. Los sandwiches que otros amigos pidieron llegaron una hora después y cambiados (hamburguesa chacarera???? donde existe eso por Dios).

    En resumen, atención pésima, nunca el dueño nos ofreció disculpas a la mesa y los platos no eran para nada espectacular…

    • Me pasó lo mismo! Fuimos con hartas ganas y expectativas ayer lunes…. nunca hubo pebre, un crudo 45 min despues, un sandwich en marrqueta dura dificil de cortar. Llegaron las cosas sin cubiertos para comer (hubo que insistir para que llegaran), no llegaban tampoco los bebestibles (que se veian en el meson hace rato). Tambien debimos pedir el limon…

      Si nos pidieron disculpas….pero no sé de qué sirve, el mal rato ya lo pasamos y no volveremos nica. Caro y malo.

  3. Hoy fui con mi pareja ,motivada por lo de “comida rica” es pésimo pedimos un sándwich y costillar con papas ,el costillar estaba seco las papas muy saladas y mi sándwich de asiento con sabor a nada, el local es pequeño, muy caluroso y había mucha gente esperando mesa.
    comida rica=publicidad engañosa

  4. Bueno, es un poco para redundar en el tema de lo inflado que está este local.

    Fuimos el viernes pasado a las 19:30.
    Si bien la atención en un principio fue buena, nos tomaron rápido el pedido, el pan amasao calientito llegó a la mesa con su pebre cuchareao a la mesa en su debido tiempo. Después de eso parece que el garzón se le olvidó que tenía una mesa (Si, UNA porque en todo el local no habiamos más de 10 personas en total).
    No nos llevó los liquidos primero que el pedido de comida, no nos puso cubiertos ni platos para poder comer el pebre con ese pan delicioso.
    Cuento corto llegó el pedido de comida (2 sanguches) junto con el de los líquidos, después tuvimos que pedir los cubiertos porque no habían en la mesa, todo eso atendido por una garzona, persona distinta a la que nos había atendido, sin comunicarnos esto a nosotros.
    Si bien los tiempos en los que fuimos atendidos están dentro del margen de lo aceptable, se nota la falta de fiato en el equipo, se nota demasiado cuando el dueño no está, andan todos relajados, de fiesta.
    Sin contar con que las porciones son MUY distantes a lo que se muestra en sus redes sociales.

    Música casi tan alta como para tener que alzar la voz al momento de conversar, garzones preocupados mas de hacer vida social entre el personal, gente en la cocina con el pelo descubierto, lo que me parece una medida básica de higiene dentro de una cocina.

    En fin, totalmente decepcionado con la experiencia. Esperaba mucho más del local, teniendo en cuenta quien es la cabeza del proyecto.
    Mucho ruido pocas nueces

  5. la había visto desde la escalera del costanera y últimamente le han hecho publicidad en algunos blog’s de que es maravilloso y bue.. la opinión de la gente dice que no lo es tanto… iré a probarla pa cachar que onda de puro copuchenta y curiosa que soy, tengo que ir a verlo por mis ojos jajaja

    me llama la atención? como cresta les cupo tanta comida chiquillas yo con la mitad del primer plato ya estoy explotando

  6. Fuí a almorzar a éste local por recomendación de una amiga que había visto una buena entrevista en CNN Chile, cuál fue nuestra sorpresa, cuando al llegar fuimos recibidos por un garzón buen mozo pero no con muy buenos modales, que nos dice que no hay mesa y las que quedaban afuera disponibles se demoraría mucho su atención. De todas formas ilusionados nos quedamos y esperamos cerca de 20 min a que nos trajeran la carta. A primera vista parecían platos interesantes pero cuyo costo un poco elevado (Caros), sin embargo confiamos en que la calidad compensaría su valor. Nos tomaron el pedido y ahí siguieron los problemas pués varios de los productos que pedimos no estaban disponibles (3/6) lo que ya nos hizo desconfiar. Finalmente luego de 20 min más llego el pedido compuesto por 1 Sándwich de tamaño relativamente pequeño para lo que se espera de una fuente de soda, además los platos fríos desde el pan a la carne, con unos ingredientes insípidos sin mucho sabor y sin incluir ningún agregado, aderezos que compensaran la publicidad de “Comida Rica”. Para rematar el garzón frente a nuestra solicitud del libro de sugerencias nos ruega que no lo acusemos y dice que él tampoco comería en éste lugar.

    En resumen, mal servicio, mala calidad de la comida y caro. NO LO RECOMIENDO.

  7. Que bueno q leí los comentarios!!! todos los posts en blogs y en la tele dicen q es tan maravilloso, por lo q tenía demasiadas ganas de ir, pero parece q le ponen más cariño a los platos y la atención cdo saben q van a escribir sobre ellos… y el cliente real valdrá hongo parece… fome.

    • Qué fome que las experiencias hayan sido tan distintas!
      Sólo para aclarar: nosotras fuimos como clientas normales… pagamos nuestra cuenta y nunca dijimos que éramos de Zancada; cuando nos invitan, siempre contamos que fuimos invitadas.

      Saludos!

  8. Yo también me decepcione, al entrar nos pidieron que nos cambiáramos a una mesa mas pequeña, lo que ya , fue incomodo porque traíamos bolsas de las compras luego al pedir fricadela no habia, el Garzón era muy guapo eso es verdad, pero creo que habían muchos y no se notaba en la atención ya que se demoraron mucho en traer los jugos que tuvimos que pedirlos dos veces .
    lo único bueno para mi fue mi limonada , yo invite a mi esposo para comer rico , pero le cargo todo, ya que la comida no le gusto, y a mi tampoco porque realmente la comida de las cabras de rico NADA ,me salió todo mal por leer esta recomendación…. En fin…..no volvería.

  9. La verdad es que el post suena muy a post pagado. Fui a almorzar con mi pareja y la verdad es que no fue para nada una buena experiencia. El lugar no es bueno, la comida deja muuucho que desear y no vale para nada lo que cobran. Mi novio pidió la fricandela y comió menos de la mitad porque no estaba buena. Yo pedí una entraña que era diminuta (pensé que iba a ser buena por los 7.800 que cuesta pero era una decepción). Tuve que pedir el pan dos veces y pararme yo a buscar las bebidas al mesón que estuvieron ahí 10 min.
    La decoración no tiene mucha gracia, el lugar es pequeño y muy ruidoso y debo decir que definitivamente prefiero un mesero feo y eficiente a 5 meseros guapos inútiles.
    No voy a volver y tampoco lo recomiendo

  10. Pucha qué fome que hayan tenido una mala experiencia!!! De verdad que la nuestra fue súper buena, la comida estaba rica y nos trataron bien. Voy a ir de nuevo a ver si mi opinión cambia o se mantiene.

  11. Todo mal, es verdad que está inflado por las redes sociales y los “contactos” del chef. Fui la semana pasada y claro estaba lleno de famosillos a los que saludaban y fotografiaban pero a nosotros nos atendieron lento, la fricandela fría y las charchas en una porción minúscula. los meseros también se preocupan mucho de estar haciendo vida social y sonrisitas por aquí y por allá. lo que mas lata da es que sus precios son equivalentes a la popularidad, no es posible que por media palta con 3 camarones te cobren 5 lukas!!!
    Eso pasa con los boliches “de moda”

  12. yo fui a almorzar, me sente en la barra , comi un pollo arvejado muy rico y si bien no es barato, sali feliz por lo bien que comi. volveria encantado por unos garbanzos con ostiones. me gusto bastante.
    en esa zona mi preferido era el Thai que esta en las galerias, pero ahora tengo mas opciones para salir del presupuesto y darme un gusto. al mall a comer ni por error.

  13. No vayan solas!
    Efectivamente probé este lugar gracias a este post fui con mi pololo un día al almuerzo y era todo rico, lamentablemente intente almorzar ahi otro dia sola y no tuve la misma suerte, el local no estaba lleno y una mujer q me atendio, dijo esta solita? Dije q si disponiendome a ocupar una mesa chiquita para 2, me dijo q pasara a la barra, porq esa mesa era para 2, observe la barra y era un caos donde pasaban vasos por arriba de todos, en fin me tuve q dar media vuelta e irme sola con mi dignidad y hambre, ella no me esta haciendo un favor por atenderme o acaso no tenemos derecho a almorzar solas comodamente sentadas? Y no en la incomoda barra!!! Por favor! Me sentí como Carrie de sex and the city cuando el q atendia en un restaurant le gritaba solas en la barra!! Solas en la barra!!

  14. Malo y caro, una lastima desaprovechar esa ubicacion, fui hace una semana, salmon crudo, mechada seca, papas fritas super saladas,atencion pesima y si por si fuera poco ….caro.
    El dueño y los mozos andan preocupados de los famosos mas que de los clientes, no boten su dinero.

  15. Pedi un sandwich que estaba bueno pero nada espectacular, sobretodo para el precio, porque ademas no son grandes para lo que se paga, he comido tan buenos y mas baratos y grandes. Creo que los platos y sandwich deberían ser mas generosos por el precio, porque uno queda con hambre. Por último, el mesero que no webee tanto con los hielitos tirandolos para arriba, estaba en el mesón y varias veces no agarraba los hielos cuando los tiraba hacia arrriba y al caer al meson se rompían y todo el hielo roto me salpicaba a mi.

  16. un ”it place”. no creo nada de que no hayan ido como invitadas. porque el lugar es un desagrado total. típico localcito donde la gente va porque es difícil entrar, les podrían servir caca, pero si está de moda y aparece en blogs, lo comen. mal.

  17. Fome pero lento. Por la mitad de plata en la galería de atrás se come mejor, por esa plata directo al Liguria. Fui dos veces y no volvería ni siquiera a probar el crudo que se ve bien bueno. La atención es pésima y la comida solo regular.

    Si Juan Pablo Mellado lee esto (o alguien del local) le recomendaría reducir a la mitad la terraza, simplemente no les da para atender a tanta gente a la vez. Además ojo con la sal, un día excesivamente saldo y el otro casi insípido. Por último, hay que mejorar la calidad de los productos, los tallarines se nota que son de paquete de $450, impresentable para lo que cobras.

Dejar una respuesta