La estética y los espejos de los moteles

4231

enlacama
por Diana L

Yo no entiendo por qué los moteles son tan feos. Si bien he sabido de listados armados por revistas que hablan de algunos que tienen más onda, en general todo en ellos es de pésimo gusto, sean de los más baratos, o esos que valen alrededor de 50 lucas.

Pero claro, cuando uno está embalado, todo eso da lo mismo, y muchas veces los moteles son la mejor opción para tener sexo en un lugar más tranquilo, especialmente cuando uno vive con más personas y los momentos de soledad son escasos.

Pero volvamos a la estética. De entrada normalmente tienen un olor entre desinfectante y cigarro. Puaj. La iluminación es horrible. Y me han tocado paredes pintadas de los colores más insólitos, también habitaciones redondas sin ninguna onda, y para qué hablar del cubrecama, los cojines y sábanas. Pero reconozco que entre todo ese ambiente kitsch he descubierto un artículo que nunca pensé que tuviera un efecto calentón en mí: los espejos. ¡Me encantan los espejos!

Apenas entro en una pieza de motel veo si tienen o no espejo, ya sea en la pared o en el techo, porque me parece híper sexy poder vernos reflejados tirando. Y la verdad es que aunque ni yo ni mi pololo tenemos cuerpos ni cercanos a la perfección, yo no sé si será que uno está muy horny, pero encuentro que nos vemos la raja. Además es bacán poder mirar al otro aun en ciertas posiciones en que no estás frente a frente.

Supongo que debe pasarle algo parecido a quienes deciden grabarse, pero yo no he sabido de nadie que luego, al ver los resultados, sienta que se ve bien y que no le de vergüenza. Me imagino que el hecho de verlo cuando uno ya no está caliente, genera un efecto de realidad en que las imperfecciones son evidentes.

Obviamente no pondría un espejo en mi pieza, pero aprovecho de disfrutar de su presencia durante esas esporádicas visitas a moteles.

Foto: película “En la cama”

4 COMENTARIOS

  1. Si pagas 50 lucas por un motel feo, no seria mas razonable pagar 50 lucas por un hotel de verdad?
    Respecto a los moteles hace añoooos que no voy, y si, los espejos tienen su toque calenton que es grato, pero por lo menos a mi no es un fetiche que siempre lo exija, si esta, bien, sino filo, me da igual. En cuanto a la estetica en gral no me gustan, no encuentro entretenido ir a moteles la firme, osea ir a tener sexo a un lugar donde todos lo hacen, quizas con que aseo, y no hay sorpresa, sabes a lo que vas, fome, salvo que fuese con decorado loco tipo no se cafe con piernas, teleferico, no se, cualquier cosa ridicula. Y en cuanto a grabarme teniendo sexo lo hice, lo pase bien y luego lo vi y no senti verguenza, pero luego fue eliminado por seguridad para ambos, por suerte no tengo jodida mi cabeza persiguiendo modelos de belleza absurdos, asumo y quiero mi cuerpo y el de mi pareja, y sabemos que no somos ni atletas ni actores de p0rno ni nos interesa parecerlo.

  2. En realidad tienen cero estética los moteles, al que solía ir era a la suerte de la olla en el sentido que te podía tocar una habitación bien normal estéticamente como no. Recuerdo una con corazones, ultra cursi, que me daba más risa que nada, pero claro como uno está en otra trata de obviarlo y concentrarse a lo que fue. Y bueno en ese mismo motel nos toco la pieza con espejo en el techo, a mi entonces compañero de sábanas le calentaba y encantaba mirarme según él a través del famoso espejito, personalmente me daba cosa observarnos y observarme en el espejo, me sentía una actriz porno, jajaja..sentía que se me veían las medias tetas… en conclusión me da un poco de pudor el espejo, como que quedo mirandolo y mi mente se centra a ver el cuadro plástico más que a sentir XD

  3. Hay algo peor, que el compañero con el que vas, encuentre linda la decoración, las terminaciones y que quiera replicarlas en su casa….mai gosh

  4. Los moteles son un mal necesario. Termina uno tendiéndoseen esos cubrecamas del terror cuando no te da el cuero para vivir sola y/o cuando tu amante, amigo con ventajas, pareja (o lo que sea que no sea alguien oficial puertas adentro) no vive en un espacio propio. Sale demasiado salado pagar uno más o menos salubre, cuando tu presupuesto es de estudiante o de trabajador con pegas de hasta 2 sueldos mínimos. Junaeb debería subsidiar y dar pase escolar para motel y el educando pagar la diferencia. Y a los trabajadores de hasta 35 años darles un bono motel los empleadores.
    El Seremi de Salud, además de fiscalizar sus condiciones sanitarias, debería chequear su ornamentación. Lo único rescatable de su decoración son los espejos, que te hacen sentir filmando tu propia porno casera.

Dejar una respuesta