Resolución 2014: No castigarme

74

image
por Carodu

Soy de esas personas sin problemas para entender las “debilidades” del resto, cuando no logran comenzar una dieta, cuando prefieren comer algo rico viendo tele en lugar de hacer deporte, o cuando recaen con algún ex que no les hace bien. Sin ser condescendiente, comprendo que así somos las personas y que todos tenemos nuestros altos y bajos.

El problema es cuando se trata de mí. Soy experta en castigarme, cuando no hago algo que planeé, cuando no logro levantarme temprano a hacer deporte un fin de semana, cuando como más de la cuenta, cuando no empiezo ese libro que tengo pendiente hace meses, me lanzo un discurso gigante en mi cabeza, y me enojo mucho.

La verdad es que nunca he sido una persona muy estructurada, metódica y con hábitos especialmente saludables. Pero es como si siempre viviera luchando contra eso. Y a veces lo paso mal porque no lo logro. También pienso que ese enojo conmigo es en gran medida lo que no me permite que las cosas fluyan con naturalidad.

Entonces, para este 2014, quiero castigarme menos y gozar más. No es fácil para mí, pero estoy trabajando en eso hace algunos meses. Estoy disminuyendo mis niveles de culpa y aumentando los de aceptación, teniendo en cuenta que hay actividades y hábitos beneficiosos, pero que no saco nada tratando de imponérmelos como un mandato, sino que lo importante es comprenderlos y lograr disfrutarlos como algo beneficioso para mí.

Por esa senda quiero ir este 2014, y ser mucho más buena onda con Carodu, que igual es buena niña y se merece unos cariñitos de sí misma.

¡Que tengan un gran 2014!

6 COMENTARIOS

  1. Es un tema tan heavy lo de la culpa… muchas veces vienen por añadidura de la educación familiar, esa machista que te indica que tienes la culpa de sus males y tus males.
    Si, lo mejor es disfrutar, caerte, limpiarte y dignamente seguir adelante para seguir disfrutando.
    He tratado de despojarme las culpas, como diría mi psicóloga, es una tela negra negra que nubla parcialmente las visiones, pero es posible quitarla.

    Zancada! Feliz año Nuevo, que el 2014 venga con muchos proyectos y grandes alegrías. Saludos!

  2. Has robado las palabras de mi boca.
    2014 se viene con cuática, y de todas maneras, me quiero aceptar más, castigar menos y hacerme a mí misma, muchísimo más feliz.
    ¡Feliz 2014 niñas y niños de Zancada! 😀

  3. El perfeccionismo es lo que nos arruina la vida al máximo… Yo lo odio, es lo que se caga en todos mis proyectos y logros, ya que siempre pienso que podría haber hecho todo mejor….

  4. Yo no me castigo pero tengo un problema gigante de falta de constancia, empiezo taaantas cosas y nunca termino una, o tengo muchas ideas la raja en mi mente pero parece que la paja es superior porque no hago nada. Este año tengo una GRAN meta, y necesito poder despojarme de ese mal hábito para poder lograrlo.
    Este tema es además el que me trae conflictos con mi marido, el detesta ese rasgo en mí porque me alienta me alienta, me apoya y yo termino siempre en nada, lo peor es que me quejo de lo que no hago pero soy yo la única que se boicotea.

    • Bienvenida al club de las boicoteadas 🙁 yo el año pasado me boicotie heavy, no puedo decir que fue un año perdido para nada, pero si sé que podría haber sido mucho más provechoso si ciertas decisiones las hubiera tomado desde otro ángulo. En fin, ya pasó y espero sacarme ese terriblemente dañino mal hábito, porque finalmente la más perjudicada soy yo, y eso es lo peor, cachar que no te ha ido bien porque tú misma no te has dejado tener éxito no es fácil de asumir pero es necesario. Saludos y buen 2014

Dejar una respuesta