Conociendo tu horno

19257

horno
por panBatido

Cuando me decidí a hacer el blog panBatido desde Valparaíso y tracé los objetivos que tendría, siempre pensé que sólo pondría recetas y de paso uno que otro truco o secreto de cocina.

Pero creo que hay datos que merecen su propio post, como éste. Durante mucho tiempo el horno fue mi gran tranca en la cocina, me costaba mucho traducir las recetas con grados Celsius y peor si es que eran en Fahrenheit. La mayoría de las cocinas en Chile son a gas, y lo regular es que la potencia del horno venga en niveles, más encima con una llamita chica, una mediana y una llama grande. Es lógico que con ese nivel de detalle es complejo cocinar cosas delicadas como leche asada o unas simples galletas, en cosa de segundos todo se puede arruinar si no usas la temperatura adecuada, los queques pueden quedar negros pero crudos por dentro o un bizcocho puede transformarse en una tabla si no sabemos ocupar nuestro horno.

Si tu cocina es eléctrica, seguramente no necesitarás leer este post, pero nunca esta demás por si nos enfrentamos a alguna cocina ajena. Te evitarás ser la persona que arruinó la cena.

La cosa es así:

100° a 120° grados, equivale a poner el horno al mínimo.
130° a 150° grados, equivale entre el mínimo y el fuego medio.
160° a 180° grados, equivale a fuego medio. (la mayoría de las recetas son en este nivel)
190° a 210° grados, equivale entre el fuego medio y el máximo.
220° a 260° grados, equivale a fuego máximo.

Hay algunas cocinas que tienen niveles del 1 al 10, en ese caso el 1 equivale a 50° y por cada nivel sumas 50 grados más. Y listo, ahora puedes seguir al pie de la letra las recetas de tu programa favorito, o del libro de cocina que en algún cajón quedó guardado.
En el bizarro caso de que necesites convertir de grados fahrenheit a celsius, la formula es la siguiente:

XºF + 40 x 5 ÷ 9 – 40 = Y°C
En español, sería, por ejemplo.
347 ºF + 40 x 5 ÷ 9 – 40 = 175 ºC

Ojalá te sirva este dato y ahora todos tus queques queden mucho más ricos!
De todas formas todas las recetas del blog que implican horno lo llevo a niveles de potencia, pero desde ahora pondré en paréntesis los grados para que nos vayamos poniendo profesionales. Hay que creerse el cuento, ¿no?

Foto: Katharine Shilcutt vía Flickr

10 COMENTARIOS

  1. La leche asada nunca ha sido complicada si xd yo la he hecho hasta en el horno menos expresivo de su temperatura jajajja es súper salvadora!
    Lo de las galletas te lo concedo, por que generalmente los hornos de las cocinas más convencionales no “doran” parejo, independiente de la posición que elijas para los quemadores, entonces mientras las que quedan a los bordes están listas, las del medio no ps!. Yo corte por lo sano y ahora horneo siempre en el horno eléctrico, salvo cuando tengo que hacer mega pie de limón, o mega kuchen xd.
    No me acuerdo donde leí que también se podía tener más noción de la temperatura del horno onda poniendo una hoja de papel; así como horneandola xd pero no me acuerdo bien, alguien sabe?.
    Entré al blog, y está muy bueno!!
    Saludos, y que todos se animen a cocinar, que echando a perder se aprende!!

    • Había escuchado el dato de la hoja de papel, pero nunca lo he puesto en práctica. De todas formas tienes razón, echando a perder se aprende!
      Gracias por visitar el blog!

  2. Las recetas que yo uso siempre estan en horno alto, bajo o medio.
    Existen tips que no toda la gente maneja, primero que se debe precalentar el horno, creo que en torno a los 160º 180º para poner pan, queques, etc, antes solo pones cosas si las quieres entibiar, jamas para cocinar. Evitar abrir constantemente eso daña la preparación, y mas aun darle un golpe fuerte a la puerta del horno, es como estar batiendo algo a punto nieve y de zopeton darle un golpe al bol.
    Algunas recetes recomiendan tener una bandeja o al menos budinera con agua, para que mantenga la humedad

  3. mal mato. los hornos a gas , los más comunes por estos lados calientan de forma muy distinta. he tenido oportunidad de probar las mismas recetas en varios y no es lo mismo. unos quequitos en el fuego mínimo de mi casa demoran 15 minutos, en el de mi mamá como 10 y con la bandeja bien arriba porque calienta mucho, en el de mi pololo unos 20 minutos y quizás más si es invierno.

    lo mejor definitivamente es no pensar que todas las primeras recetas van a salir perfectas, y animarse a ir probando. para no perder material…lo mejor es tener un termómetro de horno, en mercado libre hay unos a 5 lucas.

  4. Me parece que es un buen aporte para comenzar alguna receta con un poco más de seguridad, sin embargo lo mejor es conocer el horno propio. Si no tiene grados lo mejor es ir probando, a la larga ése será el único y gran truco.
    Aprovecho de dar un tip: si tienen que hornear a baño maría en el horno, en la misma lata le agregan agua, ya que la gracia es que nuestro preparado se cocine parejo.

    Saludos
    http://depastasydemasas.wordpress.com/

Dejar una respuesta