Cosas que nunca más serán iguales

249

radioHorizonte
por Paty Leiva en Cocaví Horizonte

Siempre he pensado que la fotografía es el mejor invento de la humanidad, porque fue capaz de guardar un momento. La imagen captura un espacio de tiempo y circunstancia irrepetibles. Habrá mejores o peores pero nunca dos momentos iguales.

Son pedazos de vida que con más o menos emociones transcurren mientras vives. Esos espacios en que las cosas solamente eran como eran, porque tú estabas en ese lugar en ese momento, porque te encontraste con esas precisas personas, porque hacían algo o hacían nada juntos, porque se juntaban con sol o con lluvia y mientras lo vivías algo pasaba en ti, que te hizo atesorar ese instante.

Esa sensación tengo con algunas cosas: los años de colegio, vivir en otro país, la onda que se arma con los compañeros de una oficina, los pololeos antiguos, los programas favoritos, el fin de una serie y ahora, el de mi querida radio Horizonte.

Lo que acá vivimos no se repite, simplemente porque esta instancia no se volverá a conformar en esta disposición –como para que casualmente converse con la Cata y la Rosario, me ría con la Ina, sea agarrada para el hueveo por la Virginia, ver cómo Max y Vitoco ponen mi canción a tiempo, o tener la suerte de encontrarme con el Nico Castro o el Negro Hurtado en los pasillos–. Todo eso junto, en un momento y lugar específicos, siempre con la música presente, no va más.

Agradezco el honor de haber sido parte de una radio con alma, mientras guardo en mi cabeza y corazón la preciosa foto de este momento.

40 COMENTARIOS

    • Buena la horizonte, menos mal mi programa favorito con el que me reía a carcajadas logró salvarse e irse a otra rádio. Pero cocaví era un programa bien mediocre, la Virginia es lesa y desafinada, nada que vers que esté en radio!! y de pasada el Nico Castro se nota que sabe harto pero habla demasiado, menos ego y más música.

  1. Exito y felicidades para emprender nuevamente el vuelo!!!!
    bendta nostalgia de la infancia, las vacaciones de 2 meses, la creencia del conejito, el viejito pacuero, el ratoncito!!!…como de lo bueno poco, adelante, dejemonos sorprender por los buenos y maravillosos detalles que tiene la vida!!

  2. Confesión: siempre me reía de las viejas que seguían los matinales y se referían a los conductores como si los conocieran, hoy que termina Cocaví de radio horizonte debo decir que se me arrancaron algunas lagrimillas, al escuchar el final del capitulo, y sobre todo por la reflexion de Paty Leiva, en que hay momentos que son únicos, Cocaví marcó un periodo de mi vida en el que acomodé mi hora de almuerzo junto con el horario del programa y en el que a veces me reia sola mientras almorzaba.Se acaba un programa, se acaba una radio, se acaba un pedacito de cotidianidad, se acaba un pedacito de nuestras vidas

    • Sabes, mi pololo se reía un poco de lo exagerada que era por estar tan triste por el término de la radio, y diste en el clavo, se acaba un pedazo de nuestra cotidianidad y con eso un pedazo de nuestra vida. Yo también lloré.

  3. Toda la vida he sufrido con las cosas que se acaban, me cuesta mucho aceptarlo en su momento; y aunque no pueda evitar la pena, después me consuela un poco darme cuenta de que si no hubiera salido del colegio no habría conocido a mis amigas de la universidad, si no hubiera vivido en otro país y llorado las despedidas no tendría esa experiencia, si no hubiera dejado de vivir con mis queridos primeros compañeros de departamento no viviría ahora con la Dani…

  4. Lloré, sola, en la oficina. Crecí con radio horizonte, pasaron momentos importantes de mi vida en que la radio me acompañó. Me acompañó en el colegio, en la universidad, en el trabajo. Siento que una parte de mi tambien se va. El lunes voy a ir a la radio y prenderé una velita.

  5. Fueron una gran compañía para mí, yo las escuchaba desde Viña, lo pasaba muy bien con uds. Las quiero, ojalá en sus próximos trabajos lo hagan juntas, son la mejor dupla. Ahora a esperar el libro de la Virgi…

  6. Empecé a oirlas porque mi hermano está enamorado de Ina. Pensé si al chico migraña de mi hermano le declara su amor a una chica es porque algo hay. Y sí, habían millones de razones para escucharlas. Las adoré. Gracias!!!!

  7. La radio horizonte era una de las pocas radios decentes, (mas que dencente, super buena) que iba quedando. Una lástima, las cosas buenas no deberían acabarse!.

  8. Las noticia del cierre fue una de las peores del año…me da mucha pena.. yo viví grandes momentos de mi vida en donde la horizonte sonaba de fondo.. muchas alegrías y tristezas- De alguna forma marcaron mi vida.. mas allá de los programas.. fue la esencia de la radio.
    Cómo olvidar… imposible. Y claro nunca mas será igual.

  9. Por ahí lei que quizás siguen, pero sólo online…. la verdad me dolió más cuando se acabó el programa de Copano chico y el Edo, puta que me alegraban la mañana en una época en que tuve un trabajo de mierda, tanto, que cuando no los escuchaba bajaba el potcast, y me pateaba cuando se demoraban en subirlo, o el archivo me daba error xD

  10. He buscado otras radios, pero hasta el momento, no he encontrado una como la Horizonte. Extrañaré a las loquillas de Cocaví, y los viernes de Paty Leeeeeeeiva.

    Éxito, y ojalá las encuentre en otro dial, a todas juntas sería mejor jajaja.

  11. No hay ninguna radio que tenga ese amor por la música como horizonte. Se nota. Y se nota demasiado.
    Ahí conocí a muchas bandas nuevas. Sobre todo chilenas. Sí, quedé un poco viudo.

  12. Cómo!!!!!

    Que pena, me encantaba escuchar esa radio, la supercarretera (que aún están los podcast para descargar).

    Cuando estaba trabajando toda lateada, escuchaba sus programas…..su música. Una pena.

  13. Muero de penaaaaaaa!!!!!!!!! radio horizonte no puede morir! me niego infinítamente 🙁 crecí con esta maravillosa radio!!!!! lejos lo mejor para los oídos.
    Un saludo para todos los que participaron en aquel maravilloso espacio, capaz de llenar cualquier lugar.

Dejar una respuesta