por Diego Sepúlveda*

Para los adultos marzo se nos presenta como un monstruo de proporciones medievales. Los monstruos dan miedo, pero me pregunto si realmente son tan grandes que incluso nos deja ciegos frente a lo que otras personas viven el mismo mes con la vuelta a clases. Ayer mientras veía el documental Bully (2011), resultante de la unión de varios grupos contra el abuso escolar de Estados Unidos, tuve la sensación de que muchas veces no vemos realmente lo que decimos ver. No es miopía. No es algo que no podamos ver porque está oculto en una maraña de significados y códigos que nos son ajenos. Sucede delante de nuestros ojos, es una realidad tan cotidiana como brutal, lo que la vuelve aún más frustrante. A medida que avanza el metraje no dejamos de preguntarnos por qué es que nadie hace nada. Bully es derechamente un llamado a la acción y la introspección.

Mientras veía la película me sentí culpable. Recordé las veces que en primero o segundo básico molestaban a ese niño que llevaban con la psicopedagoga todo el tiempo. No me gustaba su cara, ni su actitud, creía que era tonto y yo era más tonto si estaba cerca de él y me preocupaba de no acercarme más que para reírme o sumarme a la risa cuando otros niños le hacían algo. 7 años tenía yo y ni idea de lo que hacía, tampoco mis padres ni mis profesores. Bastó que mi madre me viera una vez secundando la risa de todos quienes se reían de él, para que todas mis intenciones de abuso se detuvieran en ese instante. Una mirada de reproche, de decepción, de enojo. Inmediatamente supe que estaba mal, pero muchos de mis compañeros siguieron. Nadie los miró; ningún padre, ningún profesor. Todos —más bien— se escudaban diciendo: “Son niños, esto es lo que pasa en un colegio de hombres”.

Cuándo uno ve un documental como Bully cabe preguntarse si somos capaces de reconocer nuestras propias huellas en el asfalto, quiénes somos y cómo queremos ser recordados. Ralph Waldo Emerson habla del éxito diciendo que uno puede sentirlo cuando se ha ganado el afecto de los niños o dejado una condición social libre. Quizás muchos de nosotros no nos sintamos capaces de lograr una meta como esa, pero al menos convengamos que nos corresponde la responsabilidad indeleble de proteger que nadie haga lo contrario.

*zancudo invitado

30 Comentarios

  1. Yo tengo la teoría de que, en general, se subvalora a los niños y no se les explican las situaciones. Se limitan a decir como dice en el post, “es que son niños, ellos son asi” pero eso es porque ellos no saben! a sus pocos años no han vivido mucho, no tienen experiencia!

    Un niño entiende perfecto si tu te das el tiempo (creo que muchos papás y adultos no hacen esto) de escucharlos en sus dudas y explicarles las varias aristas de la vida y de una situación. Si un niño no se ha puesto en el lugar de otro, uno puede hacérselo ver. Creo que conversar es la clave, humanizar la crianza, no dejar que el colegio los crie ni convertirse en máquinas de proveer. Para eso estamos los adultos que estamos cerca de ellos.

    A mi me funciona hablar cuando comemos del colegio porque mi hijita se expresa más que si le preguntas altiro, le hablo de los compañeros, le pregunto por ejemplo quién es simpático, quien le cae mal, etc. Y de a poco va soltando más información, que me parece súper importante para observar como vive el colegio, y bueno, estar atenta a que ella se burle o se burlen de ella y va tomando la costumbre de comunicarse, que es super importante!

    • un ejemplo lo que tu haces, la hora de la comida es super buena para que los niños se comuniquen libremente con los adultos, les sirve para fortalecer su autoestima y la comunicación con los padres.
      ojalá más padres hicieran lo mismo…

    • comparto lo que dices y es tan logico!!, no entiendo como no se hace. Yo sufri bulling cuando niña y nadie hacia nada, ni los profesores ni los papas de los niños que lo hacian, nadie, todos actuaban como si fuera normal. Cuando era niña siempre senti que eso no estaba bien, no entendia porque lo hacian conmigo o con otros, peor no tenia ni la madurez mental ni la valentia para defenderme o dar mi opinion. Cuando tube a mi hijo, algo que era claro para mi era enseñarle a respetar a los demas, no espere ver algo para conversar, fue un tema que hable a penas pudiera entender, desde los 3 o 4 años quizas, siempre le dije lo importante de respetar a todos, que nadie tenia derecho a molestar a otra persona,etc. el punto es que ovbiamente y como sabia, jamas mi hijo molesto a nadie, ni por algo fisico mental ni nada. pero, en un año de su vida sufrio bulling, y al encarar al colegio tambien recibi las respuestas de “asi son los niños”, perdon, hable con padres y lo mismo. Un dia me sente con una niña que le hacia bullin y le dije algo super simple y en forma respetuosa claro, le pregunte si ella creia que se sentiria bien si alguien la molestara, me dijo que no,despues de eso, nunca mas molesto a mi hijo, el punto es que es mas simple de lo que se cree, es educar no hacerse los locos.

  2. En 1° básico me comenzaron a hacer bulling en el colegio (ahora ya pasé los 30), fue muy doloroso. Cómo no estaba acostumbrada a que me trataran mal no supe cómo reaccionar, sólo me fui llorando dónde mi mamá. Entonces ella me dijo, “nunca dejes que nadie te haga sentir mal, defiéndete”. Esto penetró mi mente y se adhirió a lo más profundo de mi corteza cerebral. Acto seguido le dí una buena golpiza al niño que me molestaba, una vez que lo volvió a hacer claro. Entonces quedó como el niño que es golpeado por una niña. Yo tenía hermanos hombres mayores, por lo que sabía exactamente como jugar a la lucha, sólo que esta vez no era juego. Claro que me retaron después y me dijeron que golpear no era la forma, pero sospecho que mi mamá estaba contenta de que me defendiera. Igual es fome ver sufrir a tu hijo y que nadie haga nada, nisiquiera él.
    Bueno, hasta 4° medio, nadie nunca más me dijo nada.

    • Que bueno que tu mamá te dijo eso, soy profesora de 1º básico y muchas veces se confunde el respeto por el otro y la paz y no violencia, con el no defenderse. Eso es algo que los niños deben aprender de forma tan relevante como es aprender a compartir, tienen que aprender a decir su opnión y defenderse si es necesario.
      Muchas veces los apoderados esperan que como profes evitemos ese tipo de cosas, sin embargo, lo que yo hago al respecto es enseñarles a comunicarse entre ellos y les digo lo importante que es decir NO. El ejemplo más real y frecuente es con los apodos, ese tema lo trato harto porque por ahí empiezan, una vez tuve un niño que le decían DieGOL porque era fanático para la pelota, pero cuando me di cuenta, hablé del tema con todo el curso y Diego dijo que el apodo le encantaba, es más, quería que todos le dijeran así. Pero por otro lado apareció una que dijo que como broma le decían “Guatona Candy” y lo conversamos, les expliqué que si es un apodo que no les acomoda, o les parece ofensivo, lo podrían conversar conmigo o con sus papás y luego decirle derechamente al compañero que no les vuelvan a decir así.

  3. Qué buen documental! Debería ser mostrado en todos los colegios! Dónde puedo encontrar Bully subtitulado, alguien sabe, por fa?

  4. Deberían mostrar este docu en los colegios además de otras películas similares, como bowling for columbine, Elephant, Bang Bang you’re dead, etc. Por lo menos se empezaría a hablar del tema.
    También siento que los papas tampoco educan en la empatía y la tolerancia a la diversidad, pero creo que también es porque los niños son reflejos de sus padres.

    • Los colegios difícilmente pueden dar cátedra de igualdad, empatía y respeto a la diversidad si para el ingreso hacen selección por estrato económico, religión, estado civil de los padres y sin hablar de las propias conductas sociales y sexuales de los alumnos. Y ojo que somos nosotros los que aceptamos todas estas condiciones al matricularlos en estos establecimientos.

  5. Yo también sufrí bullyng, pero no recuerdo haber hecho eso a otra compañera en forma directa, sino que más que nada cuando lo hacía de lejos era para no quedar como nerd y unirme a la masa-curso que molestaban siempre a una compañera…obvio que nunca me hizo sentir bien porque desde niña siempre he sido sensible y como que me daba cuenta que cuando la compañera quedaba llorando era porque estaba sufriendo y bueno, porque yo misma también lo pasaba mal y me sentía representada por ella, así que ahora que actualmente trabajo con niños intento que este tipo de temas no queden así y que los adultos no avalen este tipo de cosas porque es realmente un trauma infantil que te marca de por vida.

    Espero que el documental se haga más conocido y poder verlo pronto.

  6. Yo sufrí pero en la media… me cambie de un colegio de niñas a un colegio mixto… y como era un año mayor q mis compañeros, era la mas alta y… bueno… grande… los hombres me molestaban con q parecia hombre… no sabia q hacer… lloraba en el baño, pensé en suicidarme solo para q los q me molestaban se sintieran culpables de por vida, pero luego pensaba en mi mamá y se me pasaba… pero nadie hacia nada… mis padres obvio q nada podian hacer si ya tenia 15 años… en el colegio tipico q los retaban, pero hasta ahi llegaba la cosa porq no lo tomaban en serio… y yo intentente de todo… desde la indeferencia, responder y hasta los golpes… claro… con los golpes… terminaba yo en inspectoría… ellos sabian porq yo reaccionaba asi… y no hacian nada… menos mal q terminó eso… uno q otro de ellos sigue molestandome cuando se acuerdan de mi en algun carrete… pero ahora me dan pena… porq siguen pegados en estupideces… yo no lo he superado, pero ahora me quiero un poco mas para q no me importe…

    A mis sobrinos los trato mas o menos, a uno le decia cabezón, al otro negro, pero es para que ellos se acepten como son y q cuando otro niño trate de molestarlo con eso… no se sientan mal… pero mi hermana no me deja si decirle cabezon a uno, pero trato de prepararlos para un mundo cruel, porq no todos los padres son como mi hermana, no a todos les importa q sus hijos traten mal a otros niños… y eso lamentablemente es algo que existe desde hace demasiadas generaciones…

    • Que horrible practica, decirle cabezón y negro a tus sobrinos!! eso es lo peor para la autoestima de un niño. Estás siendo una abusadora con ellos.

      Los mas probable es que ellos adopten esa misma conducta y terminen siendo niños abusadores,

    • Tus padres sí podían hacer algo… Ponerse las pilas y verte un buen colegio-
      Yo también sufrí acoso escolar cuando estaba en 7° y 8°. Creí que todo era mi culpa,que en verdad era fea,tonta,retrasada,no tenía la capacidad de tener amigos y todo eso…. pero pasé a la media y me dí cuenta que yo no tenía ningún problema. El problema eran ellos.

    • Los sobrenombres como cabezón, guatón, pelao, negro, etc. son palabras de connotación negativa, y por eso creo que deberían aplicarse sólo cuando la persona sea madura como para no sentirse disminuido, y obviamente si es que de verdad quiere en vez de que venga una tía a imponérselos. Tengo un par de amigos “negro” y “pelao”, incluso uno “marrano”, pero ellos mismos eligieron su sobrenombre cuando ya estaban grandes y saben que esa palabra no los define.

    • Si quieres blindarlos de un mundo cruel tratalos con amor y resalta sus caracteristicas positivas. Los niños con buena autoestima son los que mejor se pueden desenvolver y sobrellevar todos los obstaculos que puedan encontrar en su vida. Lo que estas haciendo es mermar su autoestima, con las obvias repercusiones que eso tiene cuando ya se es adulto.

    • El problema de MalyBelén es que todavía no lo supera por eso cree que la mejor forma es tratar mal al resto, pero al contrario chiquilla, aprende a vivir con eso que ya es parte de tu pasado, te recomiendo hacer algún deporte que te haga sentir segura pero no puedes marcar a tu sobrinos de esa forma.

  7. Maybelen iba todo bien hasta que leí el segundo párrafo que mal, y que triste hablas con un odio y te estás descargando con tus sobrinos que nada de culpa tienen.
    Yo también sufrí bullying por ser morena y flaca (me trataban de anoréxica) las heridas y malos momentos pasan pero tengo problemas de autoestima .
    De repente la vida de los padres pasa muy rápido y no se dan cuenta que los hijos no hablan para no preocuparlos. Recuerdo que aguanté que un idiota me tratara despectivamente de mapuche cantara teñe teñe, la india curiche, y se mofara de mí,frente al curso. Eso duele cuando se es niña que te hagan daño por como eres.
    Tuve el síndrome del patito feo, pero me siento fea a veces,soy tímida y a la vez me tomo las cosas a un modo personal, el psicólogo no siempre ayuda, porque son heridas personales que se cierran con la madurez y la aceptación y ese es un trabajo interior.
    Yo también tengo un sobrino y desde chiquitito velé porque se sienta bien consigo mismo le digo lo precioso, lo simpático y inteligente que es, y tiene su autoestima alta, se quiere, y se puede enfrentar a alguien que lo trate mal porque de chiquitito sabe lo que vale, y que no tiene que permitir que lo pasen a llevar .Prepara a tus sobrinos a que tengan seguridad, que se sientan bien de lo contrario les arruinas sus vidas:
    Ellos pensaran si mi tía me trata así entonces mis compañeros tienen derecho.. que pena.

    • Pero si los amo y les digo q son hermosos e inteligentes q son, q nadie tiene derecho a hacerles sentir mal… lo q pasa es q lamentablemente, van a existir niños q los pueden tratar así, y cuando les digan algo como negro o cabezón, va a ser normal para ellos, ademas, la connotación negativa se la damos nosotros cuando decimos la palabra con una intención… para mi por lo menos y con ellos, nunca es de forma negativa, de hecho jamas he tratado a alguien q no conozca bien o no seamos amigos o familia de cabezón, guaton, chica, “flaca” (porq puta q molesta q digan “flaca” igual), gordis, aunq algunos les digan así.

      Hay q ser realistas, en la vida, el “amor” no siempre te blinda de todo, para todo el mundo yo era maravillosa y me lo hacian saber, y eso no importó mucho cuando mis pares me trataron mal.

      Por lo menos trato de hacer ambas cosas con ellos, los lleno de amor pero no les oculto como puede ser el mundo real, mientras menos les importe q le digan así, menos se veran afectados.

      • De hecho el amor si te ayudó, mujer, habría sido peor si tus pares Y tu familia te hubieran tratado mal.

        No hay forma de “blindar” a nadie frente al matonaje, así que no les pongas sobrenombres a tus sobrinos. O por lo menos no con esa intención. Yo le digo “mojón” a mi hermano de repente, pero es de cariño (y porque el wn ya tiene 20 años, de chicos nos retaban si nos poníamos sobrenombres.)

        • No hay que dejarles ver Barney, lo digo por experiencia. Ellos deben estar concientes de que existe gente mala y gente buena en este mundo. Cuando entre a la básica no podía entender cómo tenía compañeras que em trataban mal si todo debíamos ser amigos según barney

  8. Para variar otro demora ams de Zancada…ese documental es viejisimo…por ultimo debieron linkear a algun torrent u web online para que lo vea la gente que esta aqui…yo lo vi hace rato…

    • Da lo mismo si es “viejisimo” (igual es de hace dos años no más, no le pongas color), el tema sigue igual de contigente y bien poco se han movido las autoridades, tanto de Chile como del resto del mundo en hacer algo con este tema del bullying.
      Yo la verdad no lo habia visto, y encuentro que es una excelente iniciativa mostrarlo en un medio mas masivo como es Zancada, para abrir los ojos y recordarnos que hay niños alrededor del mundo que lo estan pasando pesimo, y que mientras podamos, en nuestro deber como adultos apoyarlos y ayudarlos a crecer.

  9. Yo lo vi en ViaX hace dos semanas. Bueno, intenté verlo porque me dejaba mal ver a este niñito justificando frente a su papá el que sus compañeros de clase lo molestaran. Me dio pena, frustración y una rabia tan grande, que ahí tuve que cambiarla. Y ver al niño de 11 años que se suicidó porque no aguantó más abuso. Sé que es parte de la realidad pero me dejó mal el tema.

  10. yo tbn sufri de bulling en el Colegio, recuerdo que una compañera me tiraba el pelo todos los días de puro gusto, yo era la niña nueva que llegaba a 5to Básico.
    Fue tanta mi pena y rabia hacia ella y el resto que no hacian nada, que un día despues que me mechoneara en la fila en medio del Colegio, la tomé, le pegue unos golpes de puño, cachetadas, la tiré al suelo, en resumen le saque la cresta jajaja (debo decir que yo nunca antes habia peleado) por eso estaba sorprendida de mi misma, cuando levante la vista estaba todo el colegio alrededor mirando, la directora por supuesto nos llevó a Dirección y adivinen quien era la culpable yo claro que le habia pegado a una pobre niña, imaginen la idiota me maltrato por semanas todos veian eso y cuando pude defenderme, yo fui la culpable, lo encontre insolito. Me mandaron a buscar el apoderado y mi mamá me apoyo. Se que la violencia no conduce a nada pero en ese momento me sirvio.
    Tengo un hermoso hijo de 10 años, le he enseñado a que todos somos diferentes y que tenemos distintas cualidades, que jamas le haga daño o apoye cuando se burlen de algún compañero o compañera y que si en algun momento el debe defenderse lo haga que su papá y yo lo apoyaremos hasta el final.

Deja un comentario