por Eleonora

Si yo fuera una periodista musical seria, haría una analogía sobre la banda Phoenix y la historia detrás del ave mitológica que inspiró su nombre: el Fénix. Ese ave perteneciente a la mitología griega que representa lo cíclico, que muere cada 500 años quemado, para renacer de sus cenizas, y luego morir y renacer y morir y renacer. Compararía la historia del Fénix con la historia de Phoenix y concluiría algo súper elocuente sobre cómo esta banda ha sabido renacer y re-hacerse, cada 2 ó 4 años, con cada disco que ha sacado.

Pero no lo soy. Soy sólo una fanática emocionadísima con que una de mis bandas favoritas al fin vuelva a lanzar música nueva. Después de 4 años de espera, desde ese disco hermoso del 2009: “Wolfgang Amadeus Phoenix”.

El disco nuevo se llama “Bankrupt!” y sale la semana del 22 de abril. Por ahora sólo conocemos la carátula, la lista de canciones, y cómo suena el primer single: Entertainment.

¿Y cómo suena? Suena exquisito. Suena a Phoenix. Suena a bailar. Suena a pasarlo bien. A enamorarse y querer irse a Francia, el país de donde son. Suena a música de fondo para la diversión. Suena a verano en la costa. Suena a esa escena de Lost in Translation cuando tocan “Too Young”. Suena al “It’s never been like that”, pero el 2013. Suena a Phoenix. Con esas repeticiones de palabras que dan ganas de gritarlas con las manos arriba. Con unos soniditos orientales que se te meten en la cabeza y ya los estás tarareando sin saber. Con esas letras simples que parecen ser sobre nada, pero son sobre todo. Suena a Phoenix, y me encanta.

Después de 4 años, renacen y me encantan. Otra y otra vez.

8 COMENTARIOS

  1. me encanto tu post!!! muy buena la analogía, toda la razón! me gusto tanto tu post que me puse a escuchar altiro los discos completos uhuhuh

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.