“Cosas que me gusta hacer porque sí”, instalaciones y grullas de papel en la ciudad

144


por Mariana y punto

La primera vez que supe algo sobre el Laboratorio Escénico Visual (LEV) fue por 690, una instalación que hicieron el año pasado en cuatro esquinas congestionadas de Santiago, donde en pleno taco proyectaban estas imágenes que habían grabado desde el manubrio de una bicicleta en un recorrido por la ciudad. Después, por el twitter de David Assael de Plataforma Arquitectura supe de “Cosas que me gusta hacer porque sí”, una instalación de dos actrices que consistía en colgar pájaros hechos de papel en un árbol del Parque Forestal.

Ahora supe que “Cosas que me gusta hacer porque sí” (me encanta el nombre) es una serie que busca que nos apropiemos de nuestra ciudad, y que hoy 30 de marzo se monta la segunda parte en el puente peatonal que une el Parque Balmaceda (atrás del Café Literario) con la avenida Santa María, y que para mí es uno de los lugares más mágicamente lindos de Santiago.

“Los pájaros lo hacemos nosotras mismas, nos ayudan nuestros amigos y familia, tenemos a todos doblando pájaros. Hemos hecho un par de juntas donde vienen los amigos, les damos pizza y ellos doblan y doblan pajaritos, todos ganamos. Cuando se nos ocurrió la idea de colgar grullas no teníamos idea de cómo hacerlas, pero con un tutorial de YouTube todo se soluciona”, cuenta María Antonieta Landa, una de las dos (ahora tres) actrices que forman LEV.

María Antonieta era compañera de universidad en la escuela de teatro de la Universidad Finis Terrae con María Luisa Portuondo; ahí se conocieron, aunque se hicieron amigas en el montaje “Contruccion del Llanto” donde cuenta María Antonieta que fue “amor trabajólico a primera vista”, que ya llevan un par de años trabajando juntas y que este mes se sumó al colectivo la también actriz María Jesús González.

De las 4 instalaciones que quedan del proyecto “Cosas que me gusta hacer porque sí” no quieren adelantar mucho, pero nos cuentan que la próxima será a fines de abril en los juegos del Parque Bustamante.

En qué momento decidieron empezar con estas intervenciones urbanas?
Nuestro primer trabajo como LEV fue montando una obra de teatro llamada “La Construccion del Llanto”. M. Luisa y yo venimos del mundo del teatro, somos actrices de formacion, y en el montaje de esta obra nos concentramos en buscar nuevos lenguajes; primero que nada la obra no se hacía en una sala convencional, la hacíamos en la azotea de L90, ocupábamos muchas proyecciones y no usábamos ninguna tela o fondo donde proyectar, usamos los edificios que rodeaban la azotea, el vestido de la actriz, sillas, una lampara, etc… Este fue el inicio para querer profundizar en nuevos lenguajes. Al terminar la temporada de nos quedó rondando la idea de seguir explorando sobre nuevos lenguajes e instintivamente lo primero que pensamos fue seguir en la linea teatral, pero no nos gustaba ninguna obra y no nos convencíamos con nada, tampoco nos entusiasmaba la idea de trabajar con actores, ahí fue cuando nos dijimos “y si empezamos a hacer instalaciones?”. Nos sentíamos un poco patudas por no tener formacion de artistas visuales ni nada, pero nos hacía mucho más sentido que seguir con obras de teatro.

Cómo fue que se les ocurrió “690” y “Cosas que me gusta hacer porque sí”?
690 nació porque las dos somos ciclistas, para cualquier persona que anda en bici todos los días sabe que es un riesgo salir. En esta video performance no queríamos atacar a los automovilistas, ni pintarlos como ogros rabiosos a la hora del taco (que es lo que piensa un ciclista cuando un auto se le tira encima a las 19.30), más bien mostrarles a los automovilistas que si se estuvieran moviendo en bici el tramo de vuelta a sus casas sería mas rápido y más amable. La instalación era linda de ver, yo creo que hasta la gente en auto se entretenía (además de recibir el mensaje) que era la idea, la gente entiende mucho mejor cuando no se les ataca.
“Cosa que me gusta hacer porque sí” nace por que queríamos trabajar simplemente desde la belleza, por una razón parecida a como llevamos 690, la recepción del transeúnte es mejor si ve algo que le gusta, creemos que el impacto es mejor. Además nos rondaba la idea de lo poco propia que siente la gente su ciudad, la gente de Santiago es más de juntarse en casa y no de usar los espacios de la ciudad que le pertenecen. Es cierto que ha habido un empoderamiento de las calles con las marchas, pero se opaca con toda la destrucción que las ha acompañado.

En qué cosas se inspiran para sus proyectos?
No sabría si hay algo especifico que nos inspira, todo supongo, tratamos siempre de estar buscando y mirando que es lo que se está haciendo en el ámbito de intervenciones urbanas, video instalación, performance, pero tampoco queremos contaminarnos tanto de información; el que no tengamos una formación formal como artistas visuales creo que puede jugar más a favor que en contra. Creo que la mejor inspiración es lo que pasa en la calle, andar en bicicleta ayuda mucho a eso, a mirar TODO.

Cuál es el criterio con el que eligen los lugares en los cuales intervienen?
La elección del lugar depende mucho de qué se va a montar; en 690 pensamos un lugar donde habíamos estado paradas en un auto sin poder movernos por la congestión y que además tuviera un espacio donde poner la biciwatt, el data y el telón.
Para “Cosas que me gusta hacer porque sí” la elección es más personal, son lugares con los que nosotras nos vinculamos, es como decir “mira me encanta este lugar, míralo, míralo!” es para reforzar el vinculo con espacios que vemos todos los dias y se nos olvidan que están ahí.

19 COMENTARIOS

  1. las instalaciones son una de las mejores cosas que puede ofrecer el arte y la arquitectura, aprovechen de ir a verlos, y ojalá existan más iniciativas como éstas en las ciudades 🙂
    Saludos

  2. Se ve precioso en la foto, así que verlo en persona debe ser´aún más lindo.
    Ojalá sigan realizando este tipo de cosas más seguido.

  3. Me encanta la manera de apropiarse de la cuidad a través de las intervenciones, los resultados son alucinantes. Este proyecto me recuerda uno que se hizo hace un par de años, una intervención en la plaza Camilo Mori, con grullas. Se estaba conmemorando “1000 grullas por la paz”, el montaje final fue hermoso así que supongo esto también lo será.
    Me llamo la atención que las tres se llamaran María!

    saludos

  4. pufff yo creia que el asunto era hablar sobre lo que nos gusta hacer porque si,, que no es mal tema,,
    en too caso bien lindo el asunto felicidades,,

    saludos a todos denuevo es viernes!!!

  5. Que lindo! yo me encontré con las grullas colgadas en un precioso árbol oscuro que esta entrando al parque forestal frente al Museo de Bellas Artes y me encantó el regalito, icluso le saqué fotos, porque al intervenir los espacios urbanos le damos sentido a lugares que comunmente no nos detenemos.
    Después vi a unos locos muy flaites que estaban carreteando por ahi y sacaron algunos y se fueron tratando de venderlos por algunas monedas.. me dió risa esa apropiación, otra forma de valorar ese hermoso trabajo. Felicitaciones!

  6. Hola! Yo estuve hoy día, pasé por ahí y ví a 5 mujeres preciosas poniendo las grullas, me hubiera gustado quedarme colgado como pájaro mirándolas como instalaban, aleluya! Grulla!

Dejar una respuesta