por Sole Camponovo

Hoy le entregaron a Nicanor Parra, a sus 97 años, el galardón literario más importante en lengua castellana: el Premio Cervantes. Cuando me enteré se me aceleró el corazón de pura alegría.

A los 13 años descubrí al poeta. La profesora de Castellano nos dio a cada uno en el curso un escritor chileno para hacer un trabajo y exponer sobre “su vida y obra”. A mí me tocó Parra. Lo único que sabía sobre él era que era uno de los hermanos de Violeta, además de lo que la profesora había dicho unos minutos atrás: que era un “antipoeta”, lo que me sonó como a un poeta pero al revés.

Lo primero que hice para mi tarea fue leer en Icarito su biografía. Me acuerdo que me sorprendió mucho saber que era físico. Después le saqué a mi papá el libro “Poemas para combatir la calvicie” y empecé a hojearlo y luego a leerlo. Por primera vez entendí poesía.

Eché ese libro a mi mochila y lo leí en los recreos, en el bus, en el baño. Lo leí en voz alta, se lo leí a mis amigos, a mis hermanos, a mi abuela. Le pedí al profesor de Matemáticas si podía leer frente a todos algo que me parecía muy importante. Me dijo que sí. Me paré al lado de mi banco, y comencé: “Los profesores nos volvieron locos a preguntas que no venían al caso…”. Era el poema “Los profesores”. En esas eternas horas que pasabas en el colegio y que pensabas constantemente qué importancia real podía tener aprender sobre la hipotenusa o los catetos, nunca antes había leído algo que me hiciera tanto sentido.

Era el año 1996 y Parra relanzaría “Hojas de Parra” en la Feria del Libro. Me acuerdo haber leído la noticia en el diario y pedido a mi mamá que, por favor, me llevara. Vivíamos en Los Andes, así es que me fue a buscar temprano al colegio y partimos a Santiago a verlo.

Llegando a la Estación Mapocho mi mamá me compró ”Hojas de Parra” y escuché emocionada con el libro (que se abre por los dos lados) entre las manos al antipoeta en persona leer tres de sus poemas, entre ellos “Qué gana un viejo con hacer gimnasia”. Me acuerdo que se me puso la piel de gallina cuando lo escuché decir: “qué ganará con hablar por teléfono / qué ganará con hacerse famoso / qué gana un viejo con mirarse al espejo / Nada / hundirse cada vez más en el fango”.

Terminó la presentación y Parra se puso a firmar los libros. Me acerqué rápido y después de preguntarme mi nombre, escribió en el mío: “Para Soledad, no tan sola porque la quiero. Nicanor Parra”. Ese libro es uno de mis más preciados tesoros.

Foto: Mariana y punto

42 COMENTARIOS

  1. LO CONOCÍ GRACIAS A MI MADRE QUE ES ADMIRADORA DE EL, PIENSO QUE EL PREMIO LE LLEGO DEMASIADO TARDE… PERO EN FIN, LO BUENO QUE LO RECIBIO EN VIDA Y NO COMO A MUCHOS QUE SOLO LO RECUERDAN Y HACEN GRANDES HOMENAJES CUANDO YA SE HAN IDO… FELICITACIONES DON NICANOR PARRA Y MUCHAS BENDICIONES PARA USTED POR TODO LO QUE A HECHO POR LA LITERATURA…

  2. La verdad es que no me gusta Nicanor Parra, más bien el género, pero igualmente me parece excelente, coincido con el primer comentario en lo tardío, pero al menos está el reconocimiento a su trabajo.

  3. Me emocionaste.

    Y ojalá fuera reconocido acá. Aunque es pedir mucho, ya que ‘nuestro propio presidente’ lo cree muerto.

    GRANDE, NICANOR !!! Qué alegría saber que en el mundo sí se premia y admira tu trabajo.

    • a mi también me emocionaste!
      Es una lástima que los diarios solo publiquen acerca de personas tan importantes por un premio, y el recordarlos se pierda por notas de futbolistas con modelos.

  4. Mas que merecido el premio.
    creo tener todos sus libros y nunca defrauda el don Nica.
    He tenido la oportunidad de conversar con el muchas veces y compartir
    copas de vino. En unas muy agradables tardes.

  5. Que linda la historia!! cuando iba en 4 medio soñaba con ir a acosarlo a las cruces y conocerlo y pedirle matrimonio o algo jajaja
    Me gustaría poder conocerlo, pero creo que ya es difícil que pase, así que te envidio, pero me alegra q si lo hayas conocido. 🙂
    y quien sabe quizás antes de que nos deje le veo aunq sea una cana

    • yo fui a acosarlo a las Cruces!! fui con una amiga, estuvimos toda la tarde en su casa conversando con él (en verdad él hablaba, yo lo miraba sin saber qué decir). Adentro tiene muchos de sus artefactos, y una terraza con vista la raja a la playa chica. Ahora pienso en ese día y lo encuentro increíble jajaa

  6. A propósito: leía hoy que la Colombina lo llamó por teléfono para avisarle, pero que el le dijo que no le creía. Lo veo rabeándole por teléfono

  7. ¡Qué buen post, Sole!
    Aww me encantó la dedicatoria que puso en tu libro, demasiado tierno c:
    Y qué bueno que lo reconozcan, se tomaron su tiempo, pero al menos llegó y más que merecido.

  8. Super linda historia, llena de vida y nostalgia
    Lindo…
    Y que bueno que se le reconozca en vida, como dicen acá
    Saludos!!

  9. muy lindo el post, Sole. Yo lo conocí harto más vieja que a los 13, pero también fue la primera vez que entendí poesía, aprendí que no sólo se trataba de rimas, y sobre todo me sorprendí con que era un género que permitía mucho humor y sencillez.

    Me encanta que este premio sea, a lo menos, un pretexto para poder revisarlo, conversar sobre su trabajo y para que lo conozcan quienes todavía no lo han hecho.

  10. Este viejo se merecía el premio hace años y se vinieron a dar recién. Bien por Parra y por nosotros que lo tenemos cerca y cada tanto enterándonos de sus genialidades.

  11. Awwwww… Qué linda su dedicatoria, me emocioné con lo tierno que fue :’)

    Yo lo descubrí más o menos a esa misma edad, cuando un día, buscando un libro en mi casa para matar el tiempo, me encontré con su obra gruesa. Lo agarré sin expectativas, porque la poesía no es un género que me mate. Pero eso era porque yo no conocía la antipoesía de Parra: Ahí todo cambió! No podía creer su ironía y su manejo de las palabras. Me reí con algunas de sus antipoesías, y me conmoví con otras (“Autorretrato” me llegó al alma), y ciertamente, ninguna me dejó indiferente.

    En fin, obviamente que me alegro con este reconocimiento, un poco tardío, es cierto, pero, como dijo hoy Javiera Parra, es lindo que él aún este aquí para verlo.

    Saludos!

    Ah! Y me encantan tus posts Sole! =)

  12. Yo también lo descubrí cuando estaba en el colegio, en la básica, porque aparecía un anti-poema suyo en el libro de lenguaje que me encantó, como que casi me obsesioné con su anti-poesia y empecé a investigar más sobre él, y a buscar más de su obra. Estaba muy feliz y orgullosa cuando supe que se había ganado ese premio.

  13. Me emocionó el post.
    A veces paso por acá, y leo cosas que no son de mi total gusto, obvio. Pero este post, el lindo, es cultura, es de adentro, y es de un alegría compartida por el premio a Nicanor 🙂

  14. Que bonito tu post y que tesoro tienes en tus manos con aquel libro de Parra con su bonita dedicación. Hermoso.

    Me alegró mucho la noticia de su premiación. Excelente!

  15. Muy bello post. Don Nica es mi amor platónico, me encanta su trabajo, su onda, sus artefactos, su vida y su familia. Totalmente envidiable tu libro y tu historia.
    Saludos

  16. Me emociono mucho lo que escribiste, me parece haber vivido ese momento en la feria del libro y Nicanor Parra contigo! Gracias por compartirlo!
    Que alegria por Nicanor Parra y por Chile por tan prestigioso premio y que alegria me da al leer tu experiencia con Nicanor Parra.

  17. Hace tiempo que no leía un post tan bueno en Zancada, y no sólo por el tema, sino que porque está muy bien redactado.
    Equipo de Zancada, no suelten a esta niña!!!

  18. Hay! yo también me emocioné con el post, porque de alguna manera creo que a muchos de nosotros nos pasó lo mismo cuando descubrimos a Nicanor Parra y su antipoesía y le vimos un nuevo sentido de las cosas, buena por el premio, y buena por el post!

  19. leo regulamente esta página, y esta es la primera vez que comento: me emocionó mucho tu comentario, de cierta manera me vi reflejada en él.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.