Mi problema es enfrentar los problemas

1228


por Margot, ilustración de Frannerd para Zancada

Este ha sido siempre un problema – y una solución – vital en mi vida. Soy pésima para enfrentar cualquier clase de problema, de hecho siempre he pensado que lo mejor que hago es hacerme la tonta (por decirlo de una buena manera).

Cada vez que me peleo con alguien prefiero que pase el tiempo y nunca discutirlo. Soy capaz de deja pasar mil cosas y nuca decirlas, todo para evitar el enfrentamiento.

De hecho creo que ese es el motivo de no puedo enfrentar los problemas, en primer lugar soy demasiado llorona, entonces cada vez que tengo que enfrentar una situación de pelea entre amigas, discusión con el pololo, problema en el trabajo, no puedo evitar ponerme a llorar, lo que me da demasiada vergüenza. También creo que cada vez que peleo con alguien tiendo a recordar perfecto todo lo que se dice y repetirlo en mi cabeza una y otra vez y termino aún más dolida.

Yo sé que hacerse la tonta es un camino fácil, de hecho me he guardado algunos enfrentamientos por años, antes de decirlos de una vez. Lo bueno es que estoy cambiando esto con el tiempo y aunque me moleste y me duela, fue totalmente necesario para mí entender que los problemas es mejor solucionarlos de una que arrastrarlos hasta que ya no puedes más con ellos.

COMPARTIR
Artículo anteriorViejos sin barrotes
Artículo siguienteTres versiones de Junot

85 COMENTARIOS

  1. tengo el mismo problema que tú, cada vez que debo enfrentar a alguien me dan ganas de llorar, ya sea porque me da pena o me da rabia la situación y me cuesta muchísimo enfrentar problemas, ahora cuando debo tomar una decisión es más fácil, pero cuando me piden explicaciones por la decisión que tomé ufff me cuesta darlas x mil!
    espero opiniones pues creo que serían necesarios algunos consejillos!!!
    plis!!!

      • no puede ser!!!!!!!!
        es komo si lo hubiese escrito io…
        tengo ese mismo problema… y me carga… no se komo solucionarlo… el exceso d lagrimas hace k afloren cuando menos kiero… incluso llegue a pensar k el ser hija mayor y regalona por ende, me hizo poco tolerante a las frustraciones y cada vez k una minima sensacion de impotencia se apodera de mi, salen las lagrimas por montones…
        leere todos los komentarios para ver si encuentro algun consejillo util antes de partir a un sicologo…

        • Yo soy psicóloga… y digo en modo general, pero no entiendo mucho el hecho de quizás ver como ÚLTIMA OPCÍÓN el ir a ver a un psicólogo.
          He escuchado muchas veces el hecho de que la gente va cuando queda literalmente la cagá derrepente en sus vidas y recién ahí la gente consulta.
          ¿por qué no toman una actitud más preventiva en vez de reparatoria?…serían problemas y cachos menos.

          Aunque entiendo en realidad que influye mucho el tema plata y tiempo, pero creo que para esas cosas uno no debería tramitar tanto.

          Quizás Priscilla no quería decir lo que pensé xD! pero me surgió esa duda y quise plantearla xD!

    • Cuaticooo!!! también pensé que lo habia escrito yo!!!! Yo lloro como una verdadera magdalena cuando tengo que enfrentar los problemas y me carga!!!! porque no puedo evitarlo…. sobre todo cuando eran temas que discutía con mi papá… el siempre creía que era más pendeja o inmadura por ponerme a llorar… lo odiaba…… pero no puedo evitarlo lloro y lloro jajaja aunque lo trate de evitar….. y también me pasaba que me hacia la tonta en ciertas situaciones, y es lo peor, lo mejor es t “tirar toodo para afuera”, asi no te guardas mierdas dentro y explotas por cualquier cosa….

      • jajajaja siii el tema se agudiza en temas k diskuto kon mi papa!! :S

        Barbara, sip… definitivamente en mi caso es un factor de $$$ y tiempo… y que por trabajo estoy enclaustrada en una caleta a dos horas de la civilizacion, no es que tenga algo en contra de los sicologos o de ir a un sicologo… que no se malentienda.

    • Uff me sumo, me pasa lo mismo desde siempre.. tuve un pololo saco wea que nunca me entendió y era malo conmigo por eso.. imbécil.

      Ahora que lo pienso me doy cuenta que lo he controlado un poco, ahora lloro sólo cuando la pelea se pone brígida.

      Ojalá algún día lo superemos 🙁

  2. Ufff me pasó eso la semana pasada, un viejo de mxxx me gritó por teléfono mientras él estaba en una reunión con ene gente con que yo trabajo, y yo trataba de enfrentarlo pero sin gritos, pero debería haberlo mandado a la cresta.. ahora quiero ir a su oficina y decirle que no voy a aceptar un trato así de nuevo, pero me cuesta ene, y si me empieza a gritar y me pongo a llorar???? renuncio de pura vergüenza

    • Cuando es un conflicto muy grande (no a cada rato, por cierto) a mi me pasa que me pongo a llorar, y es terrible. No lo puedo controlar y me carga! mas encima trato de seguir hablando y no me sale la voz, como que me ahogo en las lágrimas ajajjaa… Hay ciertas “actitudes de mina” que me gustaría no tener

    • Si te pones a llorar, yo creo que lo mejor es que le envies un correo, y “matas dos pajaros de un tiro”, no lo enfrentas en persona y tienes una prueba que ya le advertiste que no le vas a aguantar nunca mas, asi si se vuelve a repetir lo acusas de moobing.

    • Te recomiendo lo siguiente (este consejo me lo dió una sicologa) Cuando vuelva a pasar una situación así, le dices a la persona descontrolada con voz fuerte y clara: “yo no voy a conversar con ud. bajo esas condiciones”. Y cortas el teléfono o te vas de la oficina. La verdad, cuando la gente se exalta uno no saca nada con tratar de hacer entender o controlar la situación pk ahi se vuelve una relación de quién grita más fuerte, y eso es bien complicado manejarlo. Yo puntualmente no iría a decirle al viejo que fue un maleducado y que nos vas a aceptar tratos así, básicamente pk ya pasó la vieja y no tiene caso. Pero si el vejete es un bully, claramente va a reaccionar así y ahi le paras los carros.

      • Si, tienes razón.. aparte que hoy también se me pasó el día. Me da rabia no harle dicho eso en el momento! por qué siempre se me ocurre qué decir cuando ya pasó la vieja?!
        Yo cacho q es porque ni mi papá me gritoneó nunca, entonces no sé cómo reaccionar

    • Puuucha no puedo poner puntos +. A lo mejor también me los bloquearon!!

      Es q a mi tambien me daría MUCHA vergüenza llorar en el trabajo!!

  3. yo soy iwal,de pura rabia me pongo a llorar,iwal aguantarse muchas cosas es peor porke dp uno explota y deja la caga,adema hace mal guardarse las cosas.

  4. A mi me pasa todito junto, muchas veces me pongo a llorar cuando discuto con alguien, de pura impotencia! Y me cuesta tomar decisiones enormemente… desde lo que voy a almorzar hasta mis proyectos futuros… siempre trato de escuchar la opinión de otras personas, pero a veces pienso q me dejo llevar mucho por eso y no pienso tanto en mi.

  5. A mi también me cargan los enfrentamientos!!

    Pero más q llorar (q me pasa solo en peleas con mi pololo), lo q me pasa es q no se me ocurre q responder… al final a lo q me dicen termino diciendo “AH!”, y solo una vez terminada la discusión, en mi casa o en la micro se me ocurren chorrocientas mil cosas muy inteligentes, irónicas e irrefutables q debí haber dicho y no dije… y también se repite muuchas veces en mi cabeza. Q rrrrabia!!

    • Pucha me pasa lo mismo. No tengo problemas para discutir los problemas, no lloro, sólo me pongo un poco nerviosa y eso me juega en contra.
      Sin ir más lejos el viernes tuve un problema en la pega y me pillaron volando bajo, y cuando vine a cachar que era lo que pasaba ya había pasado la vieja. El problema es que involucra más gente y mi pega a futuro vendría a sufrir algunos cambios. Me he pasado todo el fin de semana pensando en que hacer, al punto que el sábado no pude ni dormir…sigo sin saber que hacer.

  6. Mmmm… ese es como mi tema con mi papá y mi marido. Ambos son maestros en evadir las discusiones cuando hay algo no resuelto, por eso que esa actitud me suena masculina.
    Yo soy mas bien de enfrentar las cosas, aunque generalmente me termina dando rabia conmigo misma porque me bloqueo y no soy capaz de decir nada. Media hora despues de la discusión, tipico que tengo clarito un speech estupendo que podría haber dicho 🙁

  7. En mi casa la mayoria es asi, mi vieja y hermanas prefieren hacerse las tontas despues de una pelea que conversar las cosas o pedir disculpas. Con esto solo se logra que uno vaya acumulando heridas que nunca sanan y que despues en cualquier enfrentamiento salen a flote. Y asi uno termina peleando por cualquier tontera anterior pff..
    Cuando nacio mi hijo decidi que iba a ser distinta , cuando hemos peleado, despues me acerco a el y nos pedimos disculpas si el caso lo amerita, encuentro que es lo mejor y mas sano y asi la relacion no se estropea.

    • Pame, que buena… yo tb tengo tantas cosas que espero no volver a repetir cuando tenga un hijo y ese tema el de saber “pedir disculpas”, “perdonar” “agachar el moño” como sea después de una discusión es super importante.

      • Si lore
        ademas te humaniza como madre, o sea.. hay confianza para contarse las cosas etc. Mi hijo tiene 8 años y nos contamos hartos “secretos” ambos, asi fue q me entere que le gustaba comer papel derepente, o chupar el piso ¬¬ y un monton de cosas q no tenia idea jajaja
        Gracias a esos pequeños datos o “secretos” como el dice, ando mas pendiente aun de lo que hace 🙂

    • qué lindo lo que cuentas de tu hijo! te voy a copiar la idea para cuando llegue el mío. Tienes razón en decir que las heridas se van acumulando y nunca sanan del todo, yo por lo mismo tengo el sendo rollo con mis viejos, y cero confianza, hasta el día de hoy q estoy bastante grandecita como pa andarme lamentando.

      A mí me pasan los dos extremos: o me quedo callada o exploto y no consigo nada porque la rabia es tanta que al final no la temrino canalizando ni transformando en algo constructivo… es una lata, porque se extiende a un montón de situaciones con personas con las que no hay suficiente confianza ni entendimiento. Con esta columna me queda bastante para pensar…

  8. Yo he aprendido a discutir, con mis pololos, mis amigas, gente que me rodea, me gusta entrar en polemica y debate.
    Con mis pololos estallo cuando algo no me parece y muchas veces termino hiriendo como recurso extremo… super cabra chica, es algo que nunca he podido manejar.
    En la pega tb me he peleado con mi jefe y nos hacemos la ley del hielo por el día, después se nos pasa.
    Lo que más me carga es pelearme con mi mamá, porque ella es de esas personas que llora al toque… siempre le digo “conversemos, no llores!” pero no hay caso 🙁 me da pena.
    Pero lo que no hago NUNCA es pelear o discutir en reuniones sociales; por ejemplo no tolero los q por creerse dueños de la verdad hacen de una comida algo desagradable. Hay que ubicarse hay momentos y momentos

    • Yo también soy un poco aliñáda, pero nunca me he atrevido a entrar en el ring con mi jefe… no te da miedo que te echen????
      Me encantaría poder responderle a sus ironías y su horrible sentido del humor

      • Yo tenia una jefa con la que tenía serias diferencias en como enfrentar la pega, y aunque eramos varios en la misma era la única que la enfrentaba y la verdad lo pasé pésimo porque ella tiene re mal trato con la gente. Ha sido la unica persona que me ha hecho llorar en la pega. Sabia que no iba a echarme (larga explicación) asi que al final opté por mi sanidad mental y me busqué otra área, porque ella me estaba haciendo mal.

  9. Yo era muuuy callada, no discutía nunca porque en mi casa son un poco así. Hasta que tuve un pololo que le gustaba discutir por horas, aunque no hubiera conflicto, él conversaba mucho de nosotros. Me obligó a hablar, me sacaba las cosas con tirabuzón y aprendí…ahora no me calla nadie!!

    Eso sí, en la pega me cuesta parar los carros o ser pesada…se me ocurre la frase perfecta para contestar como dos horas después.

    • Nati a mi también me pasó lo mismo.

      Toda mi vida he sido una persona con carácter débil y durante mi adolescencia siempre tuve amigas muy peleadoras y con carácter fuerte. Eso significó que ellas siempre peleaban y yo me sentía pésimo porque no me gustaba y tenía que siempre acercarme para arreglar las cosas porque no aguantaba estar peleada.

      Todo eso hasta que un pololo que tuve me hizo sacar carácter y darme cuenta que discutir o pelear no era tan grave (para mí era tereiblesiempre!!!), y desde ese momento que ahora puedo pararme y discutir sin quedarme callada.

      Reconozoco que hasta el día de hoy, detesto las peleas y muchas veces no pesco porque me carga discutir, pero si hay cosas que de verdad me molestan las digo y se acabó!!

      Eso sí, es inevitable que me ponga a llorar y no solo me pasa con el pololo, sino cuando he discutido con mis papás o con mis hermanos.

      • Chócale. Me pasa también que mi carácter demasiado conciliador, hipersensible y bonachón me juega en contra a la hora de enfrentar situaciones que me hacen conflicto. A los 15 años tuve una amiga con un carácter demasiado fuerte, y varias veces fui pasada a llevar por ella; demás está decir que la amistad no duró mucho -aunque el fin se debió por un problema bastante puntual, ante el cual no me quedó más que cortar relaciones-.
        Otra característica que me impide hacer frente a los conflictos es mi orgullo: Me cuesta pedir explicaciones, me cuesta agachar el moño, varias veces he fingido que ciertas situaciones no me afectan, porque mi orgullo me la ganó.
        Eso sí, últimamente estoy en etapa de cambiar esta situación, básicamente, porque hace rato caché que debido a esta actitud de evasión, acumulaba y acumulaba resentimientos, y a medida que el tiempo pasaba, se hacía cada vez más difícil arreglar el problema, más que nada, porque ya había pasado mucha agua bajo el puente, y por suerte, avances he tenido en esta difícil tarea. En conclusión, aunque duela, hay que dar la pelea.

  10. aah, identificada totalmente, pasa igual, y es redificil cambiar eso, ojala existiera alguna tecnica, si alguien cacha que cuante… a mi me cuesta enoooormemente enfretar situaciones de enfrentamiento, sobre todo con amigas, con mi pololo es la unica persona con la no me pasa, es una lata por que simpre queda algo dando vuelta, aun q una se haga la tonta, el tiempo no lo “cura” todo…

  11. yo era todo lo contrario, ante cualquier problema iba con toda la carga a enfrentar los problemas, y a veces decía cosas súper fuertes y duras. con el tiempo me fui ablandando, pero si hay algo que no hago es hacerme la lesa. aunque en el post digan que es lo más fácil, creo que es el camino más difícil!! vivir recordando siempre lo que se dijo o no y quedar siempre con la bala pasada.. no, paso.

  12. Soy como diría la pequeña de “caso 39” al tipo, condescendiente, soy de las personas que evitan conflictos y peleas, y postergan cosas, prefiero ceder que discutir en mala y eso me ha jugado muy en contra en mis relaciones de pareja, porque si algo que te molesta o hiere y no lo hablas se convierte en un cancer que mata de a poco y jamas se solucionan las cosas si no se hablan.

    Por suerte no me ha tocado chicas lloronas, que lata por ellas, pero en gral con toda persona que hablo puedo mas menos conversar los temas, lo que si me pasa que tiendo a acelerarme y hablar alto, lo que algunas personas consideran agresivo, eso me gustaria poder controlar para asi mejorar en discusiones

  13. Yo me sacaba una mala nota, y lloraba, me desesperaba, me trataba de lo peor, y así con cualquier otro “problema”, si me preguntaban como estás, yo respondía mal! y mi actitud era de todo me afecta, el aire, el invierno, la economía mundial. Hasta que un día me mandaron a decir que les apestaba mi pesimismo, eso agregado a cuando me di cuenta de como estaba todo, resulta que mi mamá es depresiva endógena y ver que no le podía decir “pero mamá si ese no es un problema tan grave como para llorar”, quien era yo para decir eso?, así que dejé de actuar tan tontamente y me dispuse a cambiar aunque sea un poquito, tiempo después con mi papá nos dimos cuenta que mi hermano estaba en las mismas, y sí efectivamente, porque la maldita enfermedad parece que es genética y tuve que aprender a filtrar y a discriminar entre los que no son problemas y los reales. No soy un ejemplo de optimismo pero parece que ya no veo tan negro todo y cuando algo realmente importante afecta ya no me desespero, aprendí a controlarme aunque cueste a veces.

    • Y sobre el tema de enfrentarlos o no (mitivo del post), aún no aprendo a decir lo que pienso, en mi casa obvio que sí, pero con las amigas cuesta, casi siempre cuando existía alguna discusión con alguna de ellas, terminaba llorando desesperada y mis palabras salían como las de la chilindrina cuando llora, no se me entendía nada, como las veo poco ahora, porque en ese tiempo vivía con ellas, no me peleo nunca.

  14. Pucha, yo antes era entera de explosiva ante peleas de pareja, con un ex tiraba la caballería al tiro o a veces me enojaba y no hablaba nada. Hoy sinceramente me arrepiento un montón (de lo más profundo de mi corazón), quizás si hubiese sido más calmada, no habría tenido tantos problemas o lo hubiera conversado, quizás nos habríamos dado cuenta antes que nuestras vidas iban por otros caminos. Pero con el tiempo cambie, aprendí que no debía ser así, porque provocamos daño y también herimos a quienes queremos. Hoy soy otra, ahora me hacen pasar rabias los hombres jajaja.
    Referente a la pega igual habló nomás, cuido mucho mi trabajo y siempre trató de solucionar las cosas o lograr un consenso.

  15. Yo en general soy buena para discutir o afrontar las problemas con mi esposo, en la pega, en la familia, creo no ser demasiado conflictiva entonces esas cosas no me pasan seguido. En lo que soy la reina de hacerme la loca es con mis problemas existenciales más que los problemas con la gente. Finalmente la semana pasada partí al psicologo pq esto de la maternidad saco a relucir todos los problemas no resueltos que yo tengo conmigo misma, esos problemas sí que me cuesta enfrentar.

  16. Yo no tengo ese problema, mas bien el mio es lo contrario, me gusta enfrentar los problemas, analizarlos y discutirlos, para aprender de ellos y como reaccionan las demas personas ante el mismo problema.
    Lo relamente malo viene cuando el problema es con alguien que siempre los evade, ahi si que salen chispas.

  17. Oye EX CAMBIE aprendí la lección… Dolió un mundo, pero hice ese cambio en mí. Ahí me di cuenta que había crecido como persona, que había madurado. Amor ya no siento por él, pero si aprecio.
    En la pega chicas hay que hablar nomás. Por ej. hace unas semanas atrás un maricón(disculpen la expresión) me invento un romance con un tipo(casado) que es el brazo derecho de la dueña en la empresa, reaccioné altiro, porque si no lo hacía ese rumor iba a crecer como la espuma. Hablé con mi jefe le conté y hablaron con aquel tipo, al final se solucionó todo. Si fuera verdad me quedaría callada en mi rincón, pero se que no soy una zorra.

  18. Creo que por lo general afronto los problemas pero derrepente tengo que cuidar lo que digo.
    Yo discuto re poco, pero cuando alguien me guebea por algo tengo la respuesta a flor de piel, mi vieja siempre me decía “lengua de víbora”. Me cuesta quedarme callá.

  19. Me llama la atencion y me sorprende mas aun que Zancada no se refiera a la tragedia Minera en Copiapo, Quizas en otras ocaciones como opinion personal o contingencia nacional, se que no a lugar este coment en este post pero quize tocar el tema ya que cada mañana al encender el notebook entro aqui y m gusta mucho el gusto para elegir temas y las opiniones de las personas que lo visitan.

    • Creo que no hay mucho que hacer con ese tema por internet. Lo importante es que salgan vivos. Enviar fuerza por internet, twitter, facebook, etc, no sirve de nada y ya parece burla y falta de respeto.

  20. Y referente al tema del post, es justamente la clase de personas que jamas tendria de amiga o amigo, y me ha pasado casos que soy yo siempre el que busca a la otra persona para arreglar, aclarar o solucionar ataos, y m da rabia ser yo siempre quien toma la iniciativa me siento como que a la otra persona le diera igual mi amistad y odio esa sensacion de entrega a personas que prefieren hacerse los tontos a enfrentar.

  21. yo vengo de una familia donde todos son peleadores, discutidores y dueños de la verdad, y que raramente reconocen que se equivocan. Por mi parte , opté por guardar silencio en discusiones familiares porque interviniendo o defendiendo mi posición lo único que conseguía era que las discusiones se alargaran eternamente màs sin llegar a ninguna parte, a veces un sabio silencio es mucho mejor que intentar discutir con gente que no entiende razones, si en el fondo uno sabe lo que tiene que hacer.
    Con mis parejas siempre les digo lo que pasa, porque no me gusta quedarme con nada dentro y después armar una montañita de cosas que explota en el momento menos pensado. En la pega no discuto, pero si me hago respetar sin pasar a llevar a nadie y respetando a los demás y a su opinión. Y con mis amigas nunca peleamos, pero si tenemos diferencias las conversamos y las solucionamos, es lo mejor para que las cosas se den de manera fluida.

  22. Yo no evito el conflicto y me encanta pelear. Más bien discutir y argumentar, en mi casa me dicen la “jalisco nunca pierde” pk soy porfiada y me encanta tener la última palabra. Cuando chica se me arrancaban si un poco las cabras pal cerro, pk era bien agresor e insolente y me metí en varios problemas. Pero cuando empecé a trabajar, pucha que me costó encontrar el equilibrio entre darse a respetar y no agredir.. Ufff.. me costó algunas peguillas yo y mi bocota… pero no lo puedo evitar!! Al revés de muchos post que he leído, a mi no me dan ganas de llorar de impotencia cuando me enojo, me dan ganas de botar las mesas y patearlas en el suelo!! Y claramente, ambas reacciones son imposibilitan manejar eficientemente la situación..

  23. Todo lo que se evade, por miedo o comodidad, crece o se multiplica, especialmente los problemas. Aunque duele o da lata, es mejor hacerse cargo de algo. Al evadir reforzamos lo que nos causa miedo o nuestras debilidades (ponerse a llorar, salir corriendo), mientras que enfrentando, exponiéndonos, ganamos no solo seguridad, sino especialmente, libertad. El que evade es prisionero de sus emociones o responsabilidades. El que enfrenta, en cambio, toma las riendas de su vida, la conduce hacia donde él/ella quiere, no hacia donde puede, le conviene o debe. Y no lo digo por majadería de libro de autoayuda, sino por experiencia personal. Dar la pelea en muchas situaciones conflictivas es lo que me ha hecho más firme.

    Como leí en algún libro de psicología: “a nadie nos gusta librar batallas, pero hay algunas que son necesarias”. Sobre todo cuando está en juego nuestro pellejo, nuestra vida, y para hablar de vida propia hay que empezar por ser fiel a uno mismo, defender lo que uno cree, piensa y/o siente, aunque implique “tomar las armas” o quedarse solo. El cobarde y el flojo sacrifican todo con tal de quedar bien, evitar conflictos, vivir cómodos, sentirse queridos, comprendidos, etc.

    • comparto totalmente lo que dices, me carga eso de la gente cobarde que se guarda miles de cosas y mas lo que sufre, porque es más comodo y asi cree que va a ser mas aceptado. No hay que andar con tanta inseguridad por la vida.

  24. Cuando era más pendeja me hacía la gil con muuuuchas cosas, pero todo seguía ahí, aunque me hiciera la tonta.

    Ahora doy la cara de una, no espero más. En la mayoría de las cosas, porque igual hay situaciones que evado.

  25. Pucha tengo una mamá peleadora y una familia media cahuinera y poco transparente, por lo que me tocò ver de chica que las cosas hay que decirlas de frente. Lo malo es que me falta tener la cabeza fría y ser más reflexiva. Cuando tengo un problema no lo digo, lo vomito y eso me ha traído hartas complicaciones, porque después hay que entrar a explicar lo que realmente quería decir y no lo que salió al principio (que siempre es la pura rabia). Y como ando enrabiada por la vida, después tengo que reconstruir la discusión en mi cabeza y volver a tenerla para disculparme y aclarar mi postura.Pero para la contraparte ya pasó la vieja.

  26. Durante mucho tiempo fui así, tratando de evitar al máximo las discusiones, dejar pasar un montón de cosas que me hicieron daño pero que consideraba que en verdad taaan terrible no eran. El problema fue cuando explote y empece a tirar y decir cosas hirientes del pasado, presente, futuro! Deje la escoba. Y esto paso precisamente porque no lograba controlar mi llanto! después repasaba en mi cabeza todo lo que podría haber dicho y no dije.
    Ahora estoy trabajando firme en eso, y me siento orgullosa de lo que he logrado. Si me pongo a llorar filo, tomo aire y sigo adelante, tratando de concentrarme al máximo en la conversación y pensar racional. Olvidando que tengo pena o rabia, y así he logrado parar el llanto y conversar y discutir fríamente. Después sola llorare de nuevo jjajaj
    Lejos lo mejor es tratar de no guardarse nada y no evadir los problemas porque se acumulan.

  27. pff!!, yo soy demasiado puntuda, prendo c agua!, a veces me gustaría pensarla mejor, pero en gral. no me aguanto y las tiro no más!
    No sé que será mejor, yo ando más liviana si digo lo q pienso, si no, me hago mil rollos, y lo q debería haber dicho pero no dije y que debería decir… pff!! caldo de cabeza.

  28. uff q tema, a mi en estos precisos instantes me esta pasando que no se como enfrentar a mi compañera de oficina, pq hace un tiempo q dejo de hablarme y no se pq, y me da “cosa”´preguntar…me vienen unos dolores de guata cuando quiero hacerlo…i need help!!!! quiero hacerlo pero me da lata, siempre acostumbro a hacerme la loca cuando pasan estas cosas, pero creo que esta vez es distinto…ademas que aparte de ser compañeras de oficina, yo sentia que eramos amiga…

    • háblale de cualquier cosa, cuéntale algo que te pasó, o pregúntale algo de pega, y si no te contesta o te contesta raro le dices te pasa algo? y ahí seguro te responde, si se pone muy odiosa no la pesques más, no vale la pena la gente así, una verdadera amiga siempre va a tratar de arreglar las cosas.

    • Super fácil, enviale un correo o por chat y dile porque se enojó contigo, eso te permitirá romper el hielo. Si no lo puedes decir de frente dicelo de esa manera.

    • No le preguntes nada. Acercate cuando caches que esta sola y relajada y le dices algo como: “Yo sigo siendo la misma de siempre, ignoro por que me dejaste de hablar pero quiero que sepas que podemos retomar el tema cuando tu quieras, ahora si prefieres no hablarme más lo comprenderé perfectamente”. El punto es que, independiente de lo que le digas, no la presiones a contestarte altiro y menos la ataques por el conflicto. Creo que así das a conocer tu posición y a la vez dejas el camino libre para retomar el contacto. Igual y debes estar preparada para que efectivamente no te quiera volver a hablar. Igual yo reflexionaría si gastaría tanta energía en retomar un contacto con alguien que se funde altiro y “hace la ley del hielo” ¿Realmente quieres estar con alguien así?. En fin, espero haberte ayudado.. Saludos y ánimo

  29. Lo peor de todo es cuando uno llora de rabia, de rabia infinita y tu interlocutor siente que te “dio pena” porque eres “mina” y te empieza a consolar.
    La discusión se termina, y la rabia sigue ahí y más rabia todavía por llorar como tonta.

    Aghhhhh

  30. Yo soy totalmente opuesta a ti en ese sentido. cuando tengo un problema con alguien o me enoja algo no espero ni 5 minutos y largo todo lo que siento y pienso (soy el lado extremo ajajaj) eso me ha causado problemas también porque nuestra cultura es de no decir las cosas o decirlas con suavidad (o decirlas por atrás) siempre la gente choca conmigo por eso (yo no choco con ellos) y no tengo tacto para expresarme si pienso que alguien es “inseguro” por ejemplo, se lo digo.

    Un consejo de mi parte, es que cuando tengas un conflicto tengas siempre presente que la sinceridad y ser directa es lo mejor ante todo, te evitaras problemas futuros y resentimiento, el hecho de sentir que tienes todo ok con la gente que te rodea se siente muy bien, sólo debes tener cuidado a no irte al extremo como yo, que largo todo lo que tengo que decir comos si estuviera recitando un poema. La cosa es encontrar el equilibrio entre saber encontrar el momento oportuno y las palabras correctas.

    El equilibrio es lo mas dificil.

  31. pucha a mi me pasa que aguanto tanto para evitar discutir hasta que llega el momento y exploto y digo todo sin filtro y tiendo a ser bastante iriente y descontrolada … me cuesta mucho discutir con alguien y cuando lo hago dejo la caga … y despues me siento peor por que quedo como la gn loca, agresiva y resentida …me gustaria aprender a discutir de mejor forma.

    • Es que ese es el problema de contener, de aguantarse. Se acumula presión, igual que un volcán o un terremoto, entonces en lugar de librar pequeñas batallas, se libra una sola guerra que deja la cagada y te hace pasar por descontrolada. En ese sentido, las discusiones se deben ejercitar, igual como el contacto social o hablar en público. Uno puede – y debería – defender un argumento sin perder los estribos, el control, ni llegar a las manos o las lágrimas. Culturalmente se le perdona más a la mujer que rompa en llanto, pero esta “comprensión” hacia ella no implica respeto, porque es, hasta cierto punto, una salida fácil para hacerle el quite a defender un punto con fuerza y argumentos en situaciones de presión. Y ojo, que conflicto no es lo mismo que pelea. Se puede perfectamente discutir y plantear una queja sin caer en peleas o escenas de teleserie.

      • si es cierto estoy tratando de cambiar el habito de aguantarme hasta no poder mas y tratar de decir las cosas que me molestan sin hacerme la tonta ahora…por que ya he mandado a la mierda a pololos, amigas y familiares …estoy tratando de manejar un poco mas esto …medios mal que en la pega no me ha pasado por que seria el retrato femenino del guaton del armonil …jejeje

  32. que miedo la gente como tu, yo tiendo a apartarme de gente asi, en mi trabajo tengo una compañera que es así, siempre se hace la mosquita muerta y cuando hay problemas hace como si nada pasara, se pone a cantar en bajito tipo lalalalal, yo soy todo lo contrario y creo que es mil veces mejor afrontar los problemas, si me siento mal con alguien voy y hablamos de lo que siento, es como un desahogo, aparte muchas veces se aclaran situaciones del tipo “que yo pense que tu” y no era así.
    la gente asi me parece de lo mas cinica y por eso me alejo, por que no puedo estar con alguien que sé que piensa algo de mi y no lo dice, que en vez de evitar los problemas espera que otra gente los afronte por ella, eso para mi es cobardia en todas sus letras y aparte tener 0 personalidad.

  33. Te entiendo perfectamente. A mí también me pasa, muchas veces. La solución que he encontrado es hacer una lista, en papel o mental, de que debería decir o hacer. Entones, cuando tengo que lidiar con el problema, sólo recuerdo lo que había planeado decir o hacer.

  34. Yo no tengo problemas en enfrentar conflictos puntuales con personas, mi gran dilema es enfrentar mis problemas. Tiendo a dilatar las soluciones, las pienso y las pienso mientras el tiempo pasa y el asunto se va agravando. Me ha sucedido que de tanto buscar la solución correcta termino con un problema que ya traspasó mi capacidad de resolución. Es tremendamente absurdo.
    En la universidad rendir pruebas no era drama, ver las notas era un dolor de guata atroz, independiente que yo sintiese que me haya ido bien. Incluso un par de veces no quise verlas.
    Es ridiculo, pero esto no pasa por la racionalidad, hay un componente emocional tan potente que aunque sepamos que debemos hacer tal o cual cosa el miedo o la ansiedad toman control de mi y eso es algo muy dificil de dominar.
    Estoy trabajando en ello, pero siento que esto me pasa a mi no más, no lo converso con mis pares porque estoy en un medio super competitivo y pareciera que hablar de esto me hace ver peor.

    Estoy soná.

  35. A mí me pasa algo extraño, con lo que lamentablemente he aprendido a convivir estos años: cuando no hay confianza con las personas, callo, tolero, y dejo pasar… pero cuando hay demasiada confianza no me mido y digo todo de frente, sin filtros, lo que al final termina hiriendo a los demás, y, por qué no, dañándome. Muchas veces la rabia sobresale ante los argumentos y sólo quien recibe mis quejas se queda con mi mala actitud, más allá de que pueda o no tener razón en lo que digo.

    Es difícil encontrar el equilibrio, esta columna me ha dejado mucho para pensar…

  36. uuff a mí igual me cuesta enfrentar los problemas y me pongo a llorar de rabia/pena/nervio, pero aunque les hago el quite igual al final asumo y hago lo q tengo que hacer, pero cueeeeestaaaaaa

  37. Volviendo al tema del post, quiero recomendar algo que me sirvió para saber cómo enfrentar la vida en general, y que ha salido aquí en zancada también: el curso de la ONG El Arte de Vivir.
    Este curso te ayuda a aumentar la concentración, equilibarar las emociones y eliminar el estrés.
    Es tan práctico, que lo aplico para todo en mi vida y mis relaciones son súper sanas y felices en el ámbito personal y laboral!
    Justo hay uno que parte este jueves para jóvenes hasta 32-33 años, pero hay otro para todo público el 26 de agosto.
    Métanse al sitio http://www.elartedevivir.org a cachar la onda..

  38. a mi me pasa lo contrario, yo enfrento todos los problemas a veces soy hasta cargante con eso, no se porque dicen que soy mecha corta jajaja. Es que es mejor discutir los problemas en su momento, decir que te molestó o que te hirio porque la mayoria de las personas no son adivinos para saber lo que sentiste o pudiste pensar, entonces creo que es mejor pasar el mal rato de pelear un poco, pero no hay nada mejor que la sensación despues de que te arreglas con alguien, que ha pasar muchos dias con la guata apretada porque no sabes que pasó. La gente que se guarda mucho las cosas para si despues explota y te termina sacando sentimientos y cosas en cara de hace como mil años, una ni se acuerda de que estan hablando y ellos pasan por histericos. En el ambito de la amistad y las relaciones creo que es bueno conversar altiro las cosas para mantener la armonia, porque si no conversas los problemas con la persona directamente involucrada, tarde o temprano lo terminaras conversando con otra y ahi empiezan los cahuines.
    En el ambito profesional, creo que es muy importante también porque si no defiendes tu postura, te pasan a llevar, y corres el riesgo de ser llamada poco profesional. Tengo una compañera que cuando no va a los turnos no avisa (para que nadie la rete ni dija nada) y cuando uno la llama apaga el celular, el msn todo (para que nadie le dija nada, ella misma lo dice porque se pone a llorar si alguien la reta o dice algo) y en realidad es un desagrado tener que trabajar asi con ella, ademas tipico que jamas se queja con uno para evitar conflicto, pero lo termina conversando con otras personas, lo cual es mucho peor, porque cuando uno se entera, la va a enfrentar mucho mas enojada.
    Honestamente yo creo que cuando uno se topa ocn gente polvorita, que insulta en vez de discutir, jamas hay que tomarselo a personal, porque los insultos no son porque uno se los merezca, si no porque ellos no saben comunicarse de otra forma!

  39. Que buen post, al parecer lo escribi yo….a pesar de saber en el fondo, bien en el fondo que no es bueno, evado todo, me carga discutir, soy bastante consiliadora en todos lados, pero el guardarse las cosas me ha llevado hasta a perder una amiga. En mi familia pasa igual, me criaron sin decirnos nada, entonces te acostumbras a callar y quizas es ese mismo hecho el que gatilla en mi el acto de llorar por todo, lo que me alegra, lo que me da rabia, al discutir, y ovbiamente cuando tengo pena o algo me aflije demasiado…a la hora de reaccionar, actuo, pero me cuesta mucho esfuerzo y muchos pañuelos desechables…
    Tambien pienso que al tener un hijo quiero ser super abierta, por lo menos he empezado asi con mi pololo desde el priemr dia, decirnos todo aunque duela, creo que asi que genera un vinculo muxo mas fuerte y de a poquito he ido sacando patas en el trabajo y en mi vida general, pero puxa que cuesta…

    • Pucha te entiendo, en mi familia me criaron así también, los niños callados, no se podía reclamar por nada ni hacer ningún comentario no amable. Rsultado: aún me cuesta un mundo decirle a alguien “esto está mal, esto no me gusta” porque creo que se van a sentir pésimo, que se van a enojar conmigo, que soy una bitch, incluso si me están dañando. Si me toca enfrentar a alguien no cercano, no es tanto, pero si tengo que enfrentar a alguien cercano, me siento pésimo, físicamente pésimo, se me acelera el pulso, no maaal. Pero al menos ya sé que tengo que hacerlo, que yo soy la que estoy en lo correcto. Siempre me acuerdo de Dumbledore y su gran frase “se necesita coraje para enfrentar a tus enemigos, pero aún más para enfrentar a tus amigos”

  40. Ajaja! Lloronas.com, q atroz, pienso que es mi gran, gran debilidad, he llegado a pensar que necesito un tratamiento, mi pololo me veía hablando y ya suspiraba desesperado porque en un segundo estaba llorando, siempre! Una vez renuncié a un trabajo, muy enojada, me habían tratado pésimo, y dignamente le dije todo lo que pensaba a la yegua, hasta que me puse a llorar, q verguenza!! siempre he tenido este problema, no sé que hacer, me carga…

  41. ohh.. que terrible leer eso.. me pasa exactamente lo mismo! como a varias, como he visto en los comentarios… aunque yo antes no era así, tenía la capacidad de mantenerme tranquila durante una pelea, pero ahora todo mal.. le agarré miedo a enfrentar los problemas.. los evito.. y al final es peor.. terminan agrandándose o persiguiéndote durante meses… =S

  42. a mi me pasa lo mismo, y estoy a punto de perder a una persona que a estado conmigo desde que la conoci, me a apoyado en todo y cuando pasa alguna discusion mi actitud es sentir que exagera y como darle el avion a que se le pase, me a dicho que eso no aregla nada, que tengo que aprender a dar explicaciones del porque de las cosas que hago y si la “regue” acepatrlo y pedir disculpas a quien sea o a quien yo haya ofendido que si lo quiero tanto como digo porque no trato de arreglar ese problema que lo unico que a hecho es alejarnos cada vez mas. Pero no se que responder, me siento impotente ante la situacion cuando yo se que la discusion o pleito fue por culpa mia.
    Solo me quedo callada mirando un punto fijo en el piso y el habla y habla y yo solo respondo “si, tienes razon, no se, aja, etc..”” pero no puedo expresarme no me sale!!!!!!!!!!!!!!!! siento que como yo tuve la culpa no tengo nada que apelar a mi favor. Dice que no sirve de nada el que yo diga todas esas cosas y acepte que estoy mal sino hago nada por corregirlo. El quedarme callada y dejar que las cosas pasen solas y hablarle despues como si nada es loq ue mas le molesta dice que son ciclos que no se cierran y que se acumulan provocando falta de interes, monotonia, de verdad me duele mucho cuando me dice eso porque yo lo quiero mucho y no quisiera terminar, necesito ayuda!! si no, creo que si sigo asi no tan solo con el si no con todo mundo que es exactamente lo que me pasa me quedare sola

  43. Yo también soy igual así de que en una discusión me dan ganas de llorar así sea por una discusión ridícula con mi hermano o con mi papá no se porque siempre se me hace un nudo en la garganta y con las ganas de llorar a mil no entiendo xq siempre me pasa esto y es algo que me ha pasado de TODA LA VIDA y no se como hacer para que no me den esas ganas de llorar cuando discuto 🙁

  44. En mi caso al ser hombre, no lloro, pero me guardo muchas veces la rabia, y termino al final con un odio de muerte por la gente.
    En general soy igual, me cargan las discusiones, prefiero hablar del problema, pero como siempre en los casos de conflicto alguien pretende imponer su razón, yo termino cediendo. E incluso cuando tengo la verdad o la razón , acepto asumir la culpa de algo, cuando el conflicto comienza. Esto me ha traído muchos problemas, ya que la problemática diaria , la tiendo a dilatar ,con el fin de no enfrentarla. Cuando cometo un error y es mi culpa, me cuestiono tremendamente, muchas veces de las capacidades que tenga para tal o cual cosa. En general soy depresivo y con el correr de los años, no le veo propósito a muchas cosas y tampoco comprendo el esfuerzo de los demás por cosas intrasendentes Ya no me cuido la salud, ni me preocupo por mi bienestar ni vejez, he llegado a tal extremo que no pretendo tener ningún bien(que no los tengo). Pese a que estoy en la mitad de mi vida, en general , no tengo proyectos, ni visión de futuro.

Dejar una respuesta