Se acabó la Zona de Contacto

681


por Paty Leiva

Por twitter nos enteramos que la Zona de Contacto se terminó el día viernes 30, el mismo día que cumplía 19 años. Después vimos el breve comunicado que apareció en el Facebook de la Zona diciendo que Emol decidió poner término indefinido a la página (ex suplemento) de El Mercurio.

Cuando las revistas se terminan siento una pena honda, quizás por mi amor al formato, pero más aún, cuando se trata de espacios que me brindaron más de un buen momento, recuerdos, referencias y, como en este caso, inspiración.

Yo llegué a vivir a Chile en 1992, y cuando descubrí la Zona, me sentí como la abejita del video de Blind Melon (metáfora que utilizo constantemente para definir Zancada), al entrar a un jardín lleno de abejas distintas pero iguales a la vez. La Zona de Contacto era un pedazo de diario impreso a color, en un formato tamaño medio Mercurio, ideal para arrancar ansiosamente de la edición de día viernes y acarrear a la micro, el metro y la universidad. Yo no las botaba, de hecho, como muchos, las guardé durante años. Todavía las tengo, y ayer, con tamaña noticia, encontré la mejor excusa para sacarlas de la bodega y registrar una por una para compartir. Conté 162 ediciones, todas entre 1993 y 1997. Almacenar el tiempo es una manía que tengo (por eso me gusta tanto la fotografía). Seguramente al guardarlas pensé que eran un tesoro, y hoy lo sostengo.

En la Zona yo encontré los “amigos” que no tenía cuando llegué a vivir a un país que me era propio, pero totalmente desconocido. Puedo decir que me ayudó a conocer la ciudad y a su gente, y lo que fue más relevante, a un montón de gente que escribía, decía y hacía cosas, tal como a mi me gustaría ser. Mis Zonas están casi impecables, apenas mutiladas en los casos de recortes x entradas gratis al cine.

Zona literaria, Cita a Ciegas, Zona de Confianza, Cosas de Viernes, Zoo Zona, Incomix, Santiago Me Mata, 20/30, Chile País de Poetas, Anexo 1458, Cuarto Oscuro, Sentimientos Encontrados, Cabeza Parlante, Discopatía, Los Por qué?, Nadie Puede, Memorias de un Pingüino, Mentiras Verdaderas, Música de Cañerías, Internerd, Bolsa de Comercio, Primera Persona Singular, Estadísticas, ConVerso, La vida según Benito, Héroes, El inspector Cruzó, Orejas Mojadas, Mundo Compacto, Zona Urbana, Sociedad Anónima y muchas otras secciones que fueron cambiando con el tiempo –y el staff–, fueron una sólida compañía que me dejaban peinada partas semana a semana. La lista de colaboradores es bien impresionante. A la mayoría los vemos todavía haciendo cosas, desperdigadas en los medios, y eso no puede ser casualidad.

Hace 5 años que la Zona funcionaba en internet. Pasó de las 12 páginas a un pequeño espacio dentro del Wikén antes de convertirse en zona.cl. Mucho antes le perdí la pista, simplemente porque yo ya no era el público objetivo, pero al enterarme de su desaparición, me hace sentido que el diario llevaba mucho rato sin darse cuenta del tremendo producto que habían creado, quizás el mejor. Quitarles el papel, y no potenciar su web, es sólo una manera de decir “ustedes, los jóvenes, no nos importan mucho en verdad”. Nunca entendieron nada.

La dosis perfecta de cultura pop y literatura; de columnistas famosos pero sólo para los que cachaban; la medida exacta entre pasquín y revista, casi un blog. Eso, un blog.

La pérdida me recuerda al momento en que se terminó Plaza Italia de Comparini y Marcos Silva, Canal 2 con todo lo que eso implicaba, El Interruptor de Villouta especialmente con Carola Urrejola de pareja televisiva, la Concierto de Sanfeliú y Natalia del Campo o Buffet de Villouta con Natalia Bogolaski en radio.

Increíblemente en internet no hay casi nada de registro. Acá les dejamos las portadas entre julio de 1993 y junio 1997 celosamente archivadas por una lectora fan, una persona que, en gran parte, supo que quería hacer cosas gracias a la gente de la Zona de Contacto. La Zona ha muerto, viva la Zona.
……………………………………………………………………………………………………………….

Chao Zona de Contacto
por Daniela Paz

Cuando iba en el el colegio, por el 2000 lo mejor era el viernes y esperar sacar el suplemento del diario, que nunca leí. Encontraba secos a todos los que trabajan ahí, me gustaban sus recomendaciones musicales, las películas, las columnas, sobre todo con la que cerró su versión en papel, los Grandes Éxitos, de Pepa Valenzuela.

Para mí, que estudié periodismo, fue una gran inspiración, eso era lo que quería hacer, escribir de música, que la gente pescara las películas que yo encontraba divertidas, poder recomendar los libros que yo leía. Por eso fue importante para mí, que en mi segundo año de universidad pudiera entrar a trabajar a la Zona de Contacto, cuando ya estaba en su versión web. Fue mi primer trabajo importante, y aprendí mucho de ahí, de la gente que trabajaba y a las que conocí. Por eso siento mucho que se acabe la zona, porque creo que para mí y para muchas otras personas de mi generación –y de otras–, fue un referente muy importante, y que se termine, me imagino que también significa que termina una etapa de nuestras vidas.
……………………………………………………………………………………………………………….
Pasen a leer la despedida de don Hermes, uno de los grandes valores (link).
……………………………………………………………………………………………………………….
Algunas portadas de la Zona de Contacto entre julio de 1993 y junio 1997:

[nggallery id=1]

65 COMENTARIOS

  1. Yo colaboré en la zona, mi hermano diseñaba e ilustraba la zona. Esa zona se acabó cuando dejó de imprimirse. Después vino una nueva generación de zona, que se acaba ahora, cuando le hagan delete al sitio. 2 muertes. 2 penas.
    Y quizás esta muerte es una inspiración.

  2. weoooon…yo fui uno de esos jovenes (bien jovenes pq todabia seguia en la basica) que esperaban los viernes para leer un monton de tonteras de las cuales cachaba la mitad…aún así me encantana leer la zona de contacto, leer como la pepa combinaba vivencias con caciones, y cuan desastrosa era la vida de los universitarios en chancho zero hahaha. cuando empezo la zona de contacto en la web, supe de inmediato que era la cuenta regresiva para el fin…ojala el mercurio se de cuenta que su diario no es solo para empresarios, personas shuer cultas o viejas culias cuicas que esperan la revista YA, si no que tambien en su tiempo, era para jovenes que esperaban 12 paginas de identificacion, GRANDE LA ZONA.

    pd: me fui en vola toy medio curao xddd

  3. que onda el mercurio????? que pena todo mal atroz atroz!!!!

    quiero decir que leer la zona, me sacó sentimientos y reacciones muy fuertes, como cagarme de la risa con las criticas cinefilas de hermes e impresionare mucho cuando un columnista hizo unas referencias heavys en contra de la presidenta del fan club de bjork, acerca de que la mina lo psicoseaba por entradas y que se yo. de hecho hace un rato me iba a meter, pero no lo hice.

    todo mal

  4. Era buena la Zona. Como toda cosa tuvo su época dorada y luego su agonía (cuando el muerto ya está muerto pero lo conservan con formaldehído).

    El 2006 me gané un concurso literario de la Zona.

    Eso.

    • En todo caso, los chilenos somos a veces entre esquizos e ingratos con aquello que “valoramos” (bien entre comillas), y no porque yo lo diga, sino porque hago eco de la queja de intelectuales, literatos, artistas, actores, músicos y editores: cuando algo desaparece, es recién entonces que lo premiamos, nos sorprendemos, lo lloramos o nos llenamos la boca con nobles discursos y alabanzas sobre la virtud de tal o cual persona u obra. Seguramente muchos de quienes hoy elogian (elogiamos) a la Zona no eran (éramos) lectores o compradores fieles de la vaina como para haber impedido su clausura. Es igual como lo que critican artistas e intelectuales chilenos: eso de vivir en un país que reconoce a sus talentos o los galardona cuando ya se han ido de este mundo o están con una pata dentro del ataúd. Malo ese doble discurso, ese autoengaño, esa apariencia. Muy malos.

  5. qué bonito el post Paty, y qué increíble el trabajo de guardar y digitalizar todas estas portadas!!!! Voy a ir a tu casa a sapearlas en persona…

    Sobre El Mercurio realmente es mucho y a la vez poco lo que se puede decir; históricamente en la última década han destrozado sus buenos productos por falta de criterio editorial y de apoyo comercial básico, tanto que da pena y mucha rabia.

    Sobre la Zona en particular, recuerdo que ahí leí por primera vez a Copano, a Werne Núñez (a los más antiguos los conocí en la revista Rock & Pop), y hasta en su versión web siempre me sorprendió la frescura, creatividad y conexión con la realidad en la elección de temas de sus crónicas y reportajes, algo que creo que no he visto en ningún otro medio.

    Sé que a nuestro amigo Hermes, a mi amiga China y a los demás que seguían ahí los seguiremos leyendo en otros lados, pero da mucha lata de que no pueda ser en ese espacio que habían logrado actualizar dentro de lo posible y más en un lugar como ese. Pero espero que sea en un lugar mucho mejor.

  6. la zona…
    la zona impresa… papitas, chancho cero… los articulos, esas portadas…
    fue triste cuando la dejaron de imprimir, porque eso era la gracias, la nostalgia del papel de diario…
    deseaaaaba que imprimieran nuevamente, pero soy una ilusa anticuada.
    me gustaria haber leido algunas cosas de ahora en la revista de papel, no se, era el hecho de guardar algo, atesorarlo un poquito.
    wenaza la zona, rest in peace

  7. Qué lindo post Paty! Me llevaste a mis recuerdos universitarios, yo estudié en los mismos años que tú coleccionaste la Zona, me encantaba, era un espacio de identificación, aunque me debatía entre amarla y odiarla porque era de un medio de derecha, ja! No guardé sus números, vaya trabajito.
    Cuando leí la enumeración de secciones que yo también seguía, snif, qué lástima las malas decisiones editoriales y comerciales que lleva toma El Mercurio hace tiempo.

  8. qué penaa!!! me gustaban tantas cosas de la zona, la leía como del 93 al 98 cuando vivía en Punta Arenas, igual era rechica. me acuerdo de una parte donde se hacían preguntas, era mi favorita. tb Héroes y La vida según Benito. una vez en el colegio en una tertulia literaria, hablé de la zona y mis compañeros que no cachaban nada empezaron a comprar el mercurio. en una caja en el entretecho en la casa de mis viejos en Punta Arenas, deben estar. un poco recortadas, pero leíbles.

  9. Todos sabemos que el mercurio no está muy bien enfocado pero acaba de terminar con lo único que leía de su página web.
    La zona, zancada y otros blogs (lamentablemente, nunca vi la versión impresa) a muchos nos han inspirado a escribir. Eso de darse cuenta que el contar sobre lo que te gusta o denunciar algo, también le puede interesar a otro y compartir información.
    Es una pena. Sólo espero ver a todos los columnistas en nuevas pegas pronto.

  10. Con todo esto de la muerte de la Zona, pensé aliviada que entre mis cachureos debo tener algunos ejemplares guardados para mostrárselos a mis futuros y eventuales nietos. Por otra parte, pensé en todos esos medios importantes para mí y que sólo existen en la web, como Zancada. Así que, o se comprometen a que Zancada no muera nunca (aunque eso implique transformarla en Zancada Años dorados como decían en otro post) o sacan una edición física especial para coleccionistas y locas sentimentales como yo.
    Ojalá la gente de la Zona se reinvente de alguna forma. Porque aunque sólo era la versión web, se les va a extrañar.

  11. Para mi la zona murio hace 5 años, cuando paso del papel a ser un blog que nunca pudo igualar los contenidos que antes se escribian. Atesoro unos 4 numeros de la zona, los que me recuerdan que antes habia una oportunidad para el periodismo joven, y que son una de las razones por las que entre a estudiar periodismo. RIP.

    • Cuando llegó a la web se convirtió en el blog multimedia de los hermanos Copano nomás… es cierto que la Zona murió cuando dejó de editarse en papel, pero en los últimos números se notaba la decadencia (como cuando la encuesta de la semana se eliminó por los resultados de la misma encuesta plop) y creo que los últimos números traían el cupón de descuento para comprar Stgo. Bizarro como máximo atractivo.

      Yo alcancé a tenerla entre el 2000 y 2004 y la Claudia Aldana y el Werne Núñez se convirtieron en mis ídolos, después la excelente María Paz Cuevas (que era la misma Pepa Valenzuela, increíble cómo podía cambiar de escribir artículos profundos a columnas con tonteras) y por supuesto Peirano con su Chancho Cero; me acuerdo en especial de una viñeta donde aparecía el mechón con el chofer de micro “Er carnesen”, el compañero jipiento “Una monea pa la pirsoca helmanitu” y el decano Avellana “¡La bolsa o la vida!”… qué grandes y buenos recuerdos de la Zona, una lástima que mis ejemplares se hayan mojado por una gotera y los haya perdido para siempre.

      • yo me acuerdo de cuando armaban un parque de diversiones de Neruda y vendían recuerditos con frases célebres del artista, tales como “Dios es mi copiloto”. Hasta ahora todavía me río de esa tontera jajaja

  12. no recuerdo la zona en papel… llegué a la web. Lejos Hermes es el regalón… que penca que se terminen espacios como estos, donde cabr@s jóvenes tienen espacio pa hacer lo que les gusta, lucas y el nombre del mercurio (independiente de que no me guste su tendencia y todo eso) pero que les permitía llegar un poco más allá, tener contactos y buenos premios pa’ nosotros… siempre me ganaba entradas pa conciertos, era la zorra, me financiaron la felicidad en varios eventos donde la precariedad universitaria no me permitía ir por mis propios medios jajaj, pero filo terminaron con la forma, no con el fondo, en todo caso no era menos esperable de la pacatería del mercurio.
    saludos!

  13. Lo único que puedo decir es que es super lamentable…Me reía mucho con varias de las cosas de la Zona y aunque muy pocas veces la hojeé cuando era de papel, igual me da lata que se acabe en la web 🙁

  14. En el colegio seguí fielmente las historias de Anita Santelices y después las Memorias del Pinguino y una vez mandé un cuento a ver si quedaba en el taller literario, pero no quedé :(. Aunque ya no la visitaba en la web (tal vez ya no soy el público objetivo) encuentro muy triste que se acabe, especialmente el día de su cumpleaños. También me recordó el día que se acabo el Rock & Pop.

  15. Que pena mas grande, me enteré el mismo dia viernes por un amigo que lo había escuchado en la radio; no le creí y esto confirma todo. Que triste, leia mucho la zona, me encantaban los comentarios de hermes, me gané algunos premios por ahi también. Anita Santelices me hacia reir mucho, en general todos los espacios de la zona dejaban algo.
    Grande la zona.

  16. También me la hacía rechupete en esos años, la esperaba con ansias. Obvio que ahora sólo leía a Hermes, pero es una pena que se haya terminado, en vez de repotenciarla.

    Hartos recuerdos a través de la Zona me llegaron ahora que leí tu post. ¿Y Hermes? Ojalá siga en su blog, y ahora, con más libertad.

  17. Ai kent biliv dis!!!!
    Yo renací como el ave fénix cuando descubrí ese pequeño tesoro que es (era) la zona de contacto. Sólo quería que fuera viernes para comprar aquel diario que dejaba absolutamente de lado para sumergirme en el mágico mundo. Nunca olvidaré los “grandes éxitos” de la adorada Pepa Valenzuela, la columna de la Anita Santelices, la “CRÍTICA MAESTRA” de Hermes el sabio y un largo etcétera que me acompañó en toda mi niñez y adolescencia… hasta al amargado de Don Casimiro Huerta Valverde le tenía cariño XD
    Experimenté una alegría similar cuando descubrí, por absoluta casualidad, este amado blog… así que Paty Leiva, debes prometernos que zancada vivirá para siempre (como lo hará la zona de contacto, en nuestros corazones).

    Toda la gente que trabaja aquí, todos los que simplemente comentan son muy importantes para mí, al leerlos uno siente que descubrió un mundo nuevo y eso me hace feliz: es rico saber que compartimos un estilo de vida… porque zancada es eso, y para muchos, la zona también lo era.

    PD: Paty, me encantaron tus números de la revista Paula 😉

    • http://www.surveymonkey.com/s/MGHHMKN –> LINK ENCUESTA

      HOLA, LES QUERÍAMOS PEDIR UN GRAN FAVOR, ESTAMOS HACIENDO NUESTRA TESIS DE PERIODISMO DE ZONA DE CONTACTO Y NECESITAMOS QUE NOS COOPEREN CON ESTA PEQUEÑA ENCUESTA SOBRE LOS LECTORES QUE TUVO EL SUPLEMENTO!!!!! SOLO DEBEN TENER ENTRE 25 Y 45 AÑOS Y HABER LEIDO DE MANERA MAS O MENOS REGULAR LA ZONA, NO LES TOMARA MAS DE 2 MINUTOS Y NOS HARAN UN GRAN FAVOR!!!! MUCHAS GRACIAS!!!!!!!!!!!

      • Vanessa, hola. También estoy haciendo mi tesis sobre un suplemento y sería interesante conocer otras tesis que tratan temas similares. ¿Podrías compartir un paper sobre eso?
        Saludos

  18. yo creo que la zona de contacto murió con el papel y con la llegada de nuevos medios. los chiquillos más lucidos están publicando de forma independiente y un diario ya no parece necesario para canalizar inquietudes frescas. para mí al menos la zona en mi época escolar significaba no sólo un momento de entretención sino un medio casi exclusivo para leer sobre la música que me gustaba, seguir reseñas entretenidas, columnas, etc.
    y hoy por hoy, con internet, ferias y eventos varios relacionados con la creación jóven, la zona digital resultaba bastante pobre al comprarla con otros espacios similares.
    es una lástima que se haya desaprovechado un lugar así. pq los diarios están cada vez más viejos.

    • una vez le pregunta cara de raja a zegers: PORQUE SACARON LO MEJOR QUE TENIA EL MERCURIOOOO??? (hace como 3 años)… no supo responderme.

  19. yo la lei en papel, me la robaba del diario del colegio todos los viernes… y justo entré a la U con Chancho 0, ahí me reencanté con la zona, además estaba la columna de la Pepa Valenzuela y por leerla a ella seguí leyendo al zona en la web. Aunque ya no era lo mismo lo hacía por una especie de compromiso con ellos, así ya en este último tiempo la revisaba sagradamente los viernes para leer la crítica maestra de Hermes.
    Es triste que se acabe, como ya lo han dicho como una parte de nosotros también muere.
    p.d: Paty muy lindo lo que escribiste y yo aún conservo mis zonas en un anaquel en mi pieza (nunca tuve corazón para mandarlas a una caja)

  20. Wow, que pena. Me pareció raro cuando me meti a la zona.cl el viernes pa ver si había algo nuevo y sólo salían los mejores reportajes de los últimos años. Tengo casi 25 años, y a los 12 más o menos empezé a leer la Zona de Contacto. La encontraba demasiado entretenida, por sus portadas y reporajes musicales u otros, las columnas de opinión. Que pena que El Mercurio no haya sabido valorar un espacio donde personas con talento podían escribir de cosas relacionadas a su edad, ahora ya no hay ninguna revista en papel que sea parecida. Por lo menos en internet está Planta Carnívora, que aunque no se iguala, es parecida. En fin, una pena, pero hay que valorar los buenos recuerdos.

  21. Y me encantaba el viejo el viejo que le decía retuta tutata a los jóvenes por su comportamiento, no me acuerdo del nombre…me acuerdo que se lo leía en voz alta a mi nana de toda la vida y nos moríamos de la risa.

  22. que pena, no tuve mucho acceso al suplento en papel, por diversos motivos, pèro desde que la descubri en internet me hice fans…

  23. solo me enteré de zona contacto por internet y me da un poco de lata haberme perdido todo esto.. entre el 93 y el 97 tenía edad insuficiente para leer y menos aún, saber lo que era el mercurio.
    empecé a hojear el mercurio (para el suplmento papas fritas creo que era) como a los 8 jiji

    • waaa.. si las papas fritas..
      de esas creo que tengo algun par guardado…

      era muy entretenido para los niños (en esa epoca yo era uno de ellos)..
      eso tambien lo sacaron de publicacion…

      los diarios cada vez son más para viejos…=/

      • Pero Papas Fritas iban con La Tercera del domingo!! Tb me dio N lata cuando dejo de salir, amaba resolver los juegos que venian jaja

  24. puede ser que yo sea un hueon pesao al que le gusta ningunear, pero no sé, de la zona yo rescato al werne y chancho cero y poco más :I

    es que el resto me parece muy no sé, muy “ay pero si nosotros los jovenes tambien podemos ser intelectuales!!”

    aunque probablemente sea mala onda personal nomás, onda me acuerdo de una crónica que hicieron sobre un hijo de un “supuesto” torturado durante el régimen, el cabro se metía a hacer el servicio militar para al final cagárselos a todos, pero en el camino se daba cuenta de que en verdad los milicos eran todos super buena ondi y que su papá era un mentiroso que lo inventó todo para cobrar plata

    me pareció una crónica muy el mercurio por decir lo menos

    en fin, chao zona, chao cabritos que escriben (léase con tono chaquetero-despectivo de hueón amargado y sin mina)

  25. Chiquillas, muchísimas gracias por sus lindas palabras. Siendo reciente miembro del club Zona, todas sus palabras me llegan al hueso. Y considerando la gordura que hay que traspasar, que me llegue al hueso algo es porque me llegó heavy, muy profundo, taladro petrolero mínimo.

    Gracias a Paty no sólo por este artículo que me emociona, sino también porque más de una vez me dieron espacio para contar mis historias maestras, y entrevistarme una vez también. Esa fue bacán. En fin, gracias por ofrecerme su amistad virtual.

    Y también a la Mariana y Punto, a la Daniela Paz y Coma, y a la Sur y Punto Aparte. Gracias a las lectoras que han llegado a leerme por Zancada (no son pocas) y a todos, menos al que posteó encima mío porque es mala onda. En fin. No sé por qué estoy dando las gracias si no me morí yo ni nada, pero igual. A mí no me echarán de menos, sí a la Zona.

    Shadow pescadow.

  26. tanto talento que salió de ahí….yo tengo el libro con los mejores escritos…Villouta, Gumuccio, etc.
    Una pena poh, el unico suplemento digno de leer se nos va….(lloro)

  27. uff la zona, la empece a leer el 2002, cuando tenia tiernos 12 añitos, compre los libros recopilatorios, mucho de lo q soy hoy en literatura, musica y cine se lo debo a la zona, aunk para mi murio hace muchos años, cuando volvio a ser parte del wiken… tenia muchos numeros guardados que entre tanto cambio de casa y ciudades mi vieja boto… grandes todos los q pasaron x ahi, mi agradecimientos a ellos —

  28. yo esperaba todos los viernes que mi papá llevara el diario a la hora de almuerzo a la casa, o a veces también me la robaba del diario de la biblioteca del colegio jeje aunque era chica y a veces no entendía los cuentos, me gustaba mucho, no me perdía al loser de López y siempre leía enterita la ZooZona, aunque tenía cero posibilidad de ir a alguno de los eventos que anunciaban, la leía sólo por seguir el diario de vida de Paz. Recuerdo que ahí leí por primera vez sobre René de la Vega, un par de reportajes notables de Werne Nuñez, como la muerte de Cosita y la vuelta al colegio, el Chancho Cero, los Por Qué, y tantas otras cosas. También creo que la Zona murió, tal como la conocíamos, cuando pasó a la web, pero no perdió sintonía con los lolos de hoy, que no pescan un diario ni por si acaso. En fin, lamento en el alma que la Zona muera, aunque ya no fuera lo de antes, será otro recuerdo más de mi ya cada vez más lejana adolescencia.

  29. Concuerdo con lo q varias dijeron más arriba, y es q el principio del fin de la zona fue cuando dejaron de sacarla en papel…
    Y es q ya era raro q un diario como el Mercurio tuviera ese espacio, pero siempre me imaginé q era rentable, pq era un imperdible para todos mis cercanos.
    Quedará en nuestra memoria entonces, y la podremos recordar como mi mamá recuerda su revista Ritmo.

  30. es una pena…me acuerdo de esperar todos los viernes con ansias la zona…leer los articulos literarios de música…un gran aporte en esa época

  31. Tuve la suerte de conocer a la Zona en su epoca de oro y en papel. Solo decir que eran las cronicas de una mierte anunciada, el mamarracho que era ahora no era ni las luces de antes. Mejor quedarse con el buen recuerdo de lo que fué.

  32. Creo que hay cosas que cumplen su ciclo y en esos casos, lo mejor es retirarse dignamente. La zona me encantaba en los noventas, pero estos ultimos años, PURO JUGO…

  33. Que pena siento… algo más de infancia que dejo de ser.

    Cada viernes tenía que recorrer medio Santiago para conseguir el suplemento ya que donde vivía, en la periferia, no se vende el Mercurio. A veces lo encontraba todo roñoso y sin el suplemento dentro… ahora que lo medito, esos años fueron hermosos y desconocidos… Mi primer amor virtual fue Anita, la huerfanita y llore con el capitulo final que aún guardo en mi cajita de recuerdo.

    Un minuto de silencio por mi infancia perdida…

  34. ¡Gracias a Dios!… digo… puuuchaaa… (LOL)
    Mi experiencia con la Zona partió como lector, amaba esos cuentos que no contaban nada y su estilo “irreverente”, y cuando postulé para los talleres literarios me quedé con una sola imagen inolvidable: Fuguet y compañía mofándose de mi cuento y de mí. Tal vez me citaron sólo para eso. Era chico todavía, fue como ver a tu ídolo drogándose en un callejón. Chao con la Zona.
    Mi segunda experiencia fue cuando me encontraba haciendo un sitio Web que sería la última chupá del mate… y tuve la mala idea de mostrarlo a alguien que luego resultó ser un Zonero. No pasó un mes cuando veo mi sitio (tal cual) como la nueva Zona de Contacto Web, aunque con más recursos y mejor gráfica. Claro que pudo ser una coincidencia, pero el sabor amargo de la traición no me lo quita nadie.
    Entenderán por qué celebro que por fin se haya terminado. ¡Salute!

  35. Que bien saber que no estoy solo en este sentimiento… a pesar de sentirme un anciano al lado de quienes expresan su parecer, ya que soy seguidor de la zona desde que empezo como un par de hojas sueltas en wiken (diario que mi viejo ya fallecido traia desde la pega hasta la casa).
    hasta transformarse en un suplemento hecho y derecho que incluso vendia gran parte de sus hojas en publicidad… orgnizaron eventos en la estacion mapocho (dale dale con el look), e incluso publicaron un par de libros como “Disco duro” y el gran “cuentos con walkman”.
    Algun dia Bianchi dijo que los que estan en el the clinic siguen haciendo patria, pero creo que eso es solo por que algunos que estuvieron en la zona, ahora escriben o escribieron ahi… la zona era transversal en cuanto a politica, solo te exigia estar interesado en aprender mas y leer un poco mas de lo recomendado. eso era, el ser capaz de saber un poco mas de libros y musica antes de la epoca internet y mtv.
    en fin, creo que solo basta un tipo con algo de lucas para poder crear un concepto similar y que tenga el ojo para hacerse millonario por que vya que somos muchos los viudos de la zona y muchos serian sus nuevos seguidores.

Dejar una respuesta