Invitada en otra ciudad

62

tucama
por Pupa

No hay nada mejor que llegar a tu casa después de muchos días de allegada en otro hogar, otro colchón y otras costumbres.

Sin desestimar lo entretenido que resultan las estadías en las casas de amigos y familiares de otras ciudades, las conversaciones hasta tarde y los panoramas que surjan; lo mejor es cuando llegas a tu casa y literalmente te tiras un piquero en TU cama, porque nunca te sentirás tan bien como en tu propia casa.

Hoy llegué a mi camita después de 5 horas de viaje y 1 semana y media en la capital, y lejos lo más rico fue meterme bajo las tapas sin ninguna preocupación.

20 COMENTARIOS

  1. No sé si seré sólo yo, pero lo que más extraño de mi casa, es el baño. En otros lugares me cohibo, no me resulta la ida al baño.

  2. Lo que más extraño de las estadías lejos de mi casa es sin duda alguna mi baño … no hay como mi baño! … he sufrido al estar lejos de él.

  3. Yo extraño el baño y la cama, y la sensacion de no percibir olores extraños, sea de comida, humedad, o los tipicos olores que se sienten en una casa extraña.

  4. mmm mis estadías más largas son en la casa de mi novio que vive en región, ultimamente me está cargando llegar a mi casa después de estar con él… 🙁 ya no extraño nada de mi casa.

  5. En marzo fuimos con mi hermana a Europa, fuimos en un tour por 3 semanas, dormimos como en 13 o mas hoteles distintos y todos con una nueva sorpresa, que la cabecera muy dura, que no habian frasadas solo un cobertos de pluma( y como pides frazadas en aleman??? jajaj, lo bueno es que no pasamos frio), que la piesa era muy chica, que el baño era como un bunquer, que la calefaccion etc …. y que felicidad cuando llegue por fin a mi depto… recuperar la disposición de mi tiempo…. mi cama, mi espacio, lo malo fue que estaba toda la familia esperandonos y nosotras solo queriamos dormir, con el horario cambiado y cansadisimas de tanto viaje jajaja, en fin, excelente experiencia… espero se repita algún dia…

    • Toda la razón, yo una vez en un viaje como el tuyo pedí frazadas en Francia y no me pescaron, me dijeron que aumentara el nivel de la calefacción si tenia frio.

  6. Totalmente de acuerdo, estoy de vacaciones en casa de mi familia y lejos lo ke mas extraño es mi cama y me kedan todavia 2 semanitas.

  7. Yo siempre extraño mi desorden “ordenado”.
    Cuando estoy de viaje me tengo que organizar y saber dónde está absolútamete todo, sino terminan perdiendo un montón de cosas, eso me estresa, especialmente si me hago cargo de todo lo que acarrean 4 personas.
    Mi toalla?, mi calcetín?, donde está el secador? guaaaaa!!
    Después me dicen “relajate”, les hago caso…
    y lo próximo es ¿y la maleta café, donde está?…
    Jajajaj me siento como Marge

  8. Me hospedé unos días en hotel, en Viña, el verano recién pasado. Al principio es agradable la idea de no preocuparme por ordenar, asear u otra cosa que no fuese bajar a la playa o salir a pasear. Sin embargo, al poco tiempo empecé a sentirme como gato enjaulado, primero en el hotel y luego en la ciudad. Mi querido y odiado Santiago, con su smog y todo, y mi boliche en particular, me llaman de regreso. Acá conozco todo y cada cosa está en el lugar que corresponde, aunque esté desordenado.

    Creo que la sensación de jaula se potencia al triple si te hospedas en casa ajena y con más gente (familiares o amigos). Ahí si que pierdo la paciencia. Detesto las multitudes, y como sabemos, bastan 3 para hacer multitud, sobre todo mientras esperas que otros jabalíes desocupen el baño.

    En fin, suscribo el refrán inglés: “travel east or travel west, but going home is always best”.

  9. Mmmmm a mi no me pasa nada de lo que comentan, cuando viajo trato de aprovechar lo mejor posible las horas y no hacerme problema por detalles, siempre hay un plan B o hasta C y D si algo no es perfecto, así que a menos que el lugar en el que estoy sea insalubre, todo el resto es solucionable.
    Además que como comenté en el post de los box spring, yo duermo en cualquier lado jajaja así que no echo de menos ni la almohada ni la cama ni nada, sólo disfruto :), total tengo todo el año para estar en mi espacio y en mi terrirorio 😉

  10. No estoy en toda la semana en mi casa porque trabajo en otra ciudad…así que feliz cdo llego el viernes. Y lejos lo que más echo de menos es el baño y mi cama

  11. que buena la foto grafica super bien el post!! buu yo hace mil años que no me quedo fuera de mi casa, asi que ya no tengo memoria de lo que se siente extrañar el hogar!!!

  12. Nada como despues de un viaje, volver a mi baño, mi tina, mi ducha, y luego tirarme fresquita a mi cama con un delicioso perro pelado haciendome cucharita! ayyyyykeyicopapá!!! jaja

  13. es verdad no hay como nuestro nido incluso a mi me pasa cuando voy por el dia donde mis suegros o a otra casa cuando regreso a mi hogar no hay nada mejor mi cama, mi baño aunque cuando voy de visita a la casa de mis viejos y me acuesto en mi cama y estoy en la que fué mi pieza es una sensacion muy la raja es en ese momento cuando despues de meses duermo mas de 6 horas seguidas solo en la casa que me vio crecer siento una tranquilidad y paz infinita su olor, el cariño de mi vieja, mis cosas, los recuerdos de mi infancia/adolescencia es imcoparable con la sensacion que siento al estar allá!
    claro me gusta mi depto y el hogar que hemos formado con mi amorcito pero no hay sensacion mas rica que volver por unos dias a la casa de tus viejos !

  14. sí! después de haber vivido casi un año fuera, uno se da cuenta de esas pequeñas cosas que se extrañan, partiendo por la cama, la pieza, el baño, si hasta la tele en castellano echaba de menos! (aunque ahora ya me harté rapidito).
    Al día siguiente de volver, salí en Santiago y se me hizo tan raro escuchar a la demás gente hablando con acento chileno! aunque allá me juntaba siempre con gente de acá, me di cuenta de como extrañaba eso también.
    En fin, el agua es la misma, el colchón puede serlo también, pero aun así, cada vez que salí por allí, habiendo dormido en lugares de toda clase y volvía a mi casa inglesa, nunca me sentí volviendo a MI casa, como sí lo siento ahora.

    P.S: eso de “meterse bajo las tapas” es taaaaaaan del sur! me agrada!

  15. siiiiii, del jueves hasta ayer domingo anduve de visita donde mi hermano en concepcion, un par de noches dormir con mi sobrino y uno con mi sobrina, no hayaba la hora de llegar a mi casa, es mas, apenas abri la puerta de mi departamento me dije “hogar dulce hogar” jajjajajjaa
    no por eso lo pase mal, oseaaaaaaaaa el mejor mariscal con vinito el sabado pasado. en cualquier momento vuelvo.

  16. El muerto y el arrimado al tercer dìa apestan , dice el dicho . No hay nada mejor que pagar un hotel y disfrutar lugares nuevos y explorar lo desconocido y disfrutarlo . que horrible suspirar por un colchon y una ducha , en fin , paciencia . Hay comentarios tannnnn……… (suspiro)

Dejar una respuesta