Mini making of de Lo Bueno de Llorar

42

por Mariana y punto

Lo que más me gustó de este video, además de la mirada de cómo se hace una película por dentro que siempre es divertido, fue lo que dice Matías Bize sobre haberla rodado en orden cronológico, porque si hay algo que yo realmente nunca he entendido es por qué las películas generalmente las filman en cualquier orden… no sólo se me ocurre confuso, difícil, enredado, y que pueden salir errores, sino además me tinca más aburrido. El día en que finalmente haga mi propia película, obvio que la voy a hacer en orden.

4 COMENTARIOS

  1. A mí un peliculasta me explicó por qué las películas se hacen en desorden. Primero porque es más caro que no sé qué, y segundo por el atado que es preparar una escena. Tienen que llegar al lugar donde van a hacer la cuestión, iluminar todo, poner mil focos, micrófonos, etc, y con cincuenta pericos trabajando. Si el flim tiene tres escenas en que la familia almuerza en un comedor, por ejemplo, obvio que las hacen todas ahí para no tener que volver a armar todo de nuevo, aunque en la película las escenas salgan con dos horas de diferencia, ¿se entiende?

    Y si en la tercera escena están todos achacados porque el hijo se murió, los actores tienen que aperrar y actuar como si el compadre con el que actuaron dos horas antes se fue forever. Y después al otro día filmar todas las escenas en el jardín y vuelta a ser felices.

    Claro que es complicado, y dificil, y por eso que los actores tienen que ser maestros para poder actuar desordenado. También hay comadres que sacan fotos de todo para que todo coincida después y uno no se dé cuenta. Al final arman el flim con puros pedazos de película todos desordenados y uno se emociona más que no sé qué y no se da ni cuenta que todo es puro pegoteo. La magia del cine, lenguaje cinematográfico, etc.

    Ahora con las cámaras digitales es más fácil hacerlas en orden porque no es tan caro iluminar, gastar plata en flim, etc. Y si la peli es de dos pericos hablando todo el rato, más todavía. Pero igual el desorden tiene su gracia, para qué estamos con cosas. Además hay películas que no se podrían hacer jamás en orden (Pulp Fiction por ejemplo, porque ni el Tarantino cacha el orden).

    Yo la mía la voy a hacer desordenada.

  2. Mariana, Hermes Antonio tiene razón. Las películas se filman “desordenadas” por una razón de costo y de tiempo. Imagínate que si en la película hay una escena de día y la que viene es de noche, si se hiciera en el orden cronológico de las escenas, habría que esperar hasta la noche para filmar la siguiente escena o estar cambiándose constantemente de locación. Por eso se agrupan las escenas según las horas del día, las locaciones, atrezzo y, a veces, a la disponibilidad de los actores. No se hace así por una razón antojadiza. De hecho, los planes de filmación o roteo (como dicen en la tele) son super ordenados y está todo muy especificado, además siempre tiene que haber un encargado de continuidad, lo sé porque una vez hice ese trabajo para un corto y tenía que pararme al lado del camarógrafo con una cámara de video (esto obviamente antes de la era digital) y grabar la escena y anotar todos los detalles para que en la próxima toma no hubieran descoordinaciones. Así que de desordenado, como tú lo llamas, no tienen nada.
    En el caso de “Lo bueno de llorar” sí se pudo hacer cronológicamente porque el tiempo y el espacio en que ocurre la acción es más acotado y son sólo 2 actores.

  3. jeje me parece tan particular el cómo se expresa el tío de arriba, muy simpático.

    Y sí ya lo han dicho acá.
    Los planes de rodaje suelen ser exigentes sobre todo en horarios, ya que todo esto señores se paga por jornada y debe cumplirse si o sí.

    La pega del continuista es una de las más “peligrosas” ya que un detalle pasado por alto puede ser fatal para los editores.

    El que la pudieran realizar cronológicamente es sólo una excepción, para nada es la regla.

    Salu2

Dejar una respuesta