Santiago está triste

595

Santiago
por La Femme Nishkita
Hace seis meses que no visitaba Santiago, mi ciudad natal. Estuve una semana y en ella experimenté hartas cosas. Fue como un reencuentro fugaz, pero concentrado. Y debo decir que me dió pena.

En realidad, pese a que regreso de vez en cuando, ya llevo más de un año viviendo fuera y nunca para mi había sido tan dramática la diferencia como ahora. El solo hecho de no tener tarjeta Bip, me hizo sentir marginada del sistema. Las micros ahora eran intocables para mi. Sin embargo, el Transantiago no lo es todo. Las carreteras concesionadas también colaboran en esta sensación de “tener que pagar peaje para salir de mi casa”. Es decir, ahora decir “mi ciudad” suena un poco ingenuo.

Santiago tiene cada vez más miedo. Hace poco me enteré que con el frío polar que se instaló en la capital, un hombre de Iquique murió de frío en la calle. Se perdió, sin conocer la ciudad, y pasó la noche vagando de un lugar a otro. Esa noche, la gente sin techo se refugió en albergues, pero este hombre no supo de eso. Tal vez golpeó algunas puertas para pedir auxilio, pero… ¿qué santiaguino le abrirá la puerta a un extraño en medio de la noche?. El miedo a la delincuencia es más fuerte.

Tal vez también debería referirme a la contaminación y a la restricción vehicular, cosas tan de Santiago que son pan de cada día, pero hay algo que me llama más la atención. No veo que la clase media progrese. Al contrario, veo todo más deteriorado. Tal vez abundan los aparatos tecnológicos y pequeñas cosas que hacen la vida más cómoda, pero no veo que la calidad de vida sea superior a la que había 10 años atrás. Y para más remate, justo cuando me iba, los noticieros anunciaban el alza del IPC, es decir como dice Juan Luis Guerra “El costo de la vida sube otra vez”. Obviamente, hay parte de la población capitalina que se rie de toda esta suma de cosas, pero no deberían… quízas es esa misma indiferencia la que tiene triste a Santiago.

Foto: bifurcaciones.cl

COMPARTIR
Artículo anteriorSopa de cebolla
Artículo siguienteSawyer en This Morning (UK)

60 COMENTARIOS

  1. Hola! ayer iba en la micro y te ví, así que supe que estabas de regreso.
    Me parece super bien que plantees este tema, porque es algo que he venido notando pese a que no estamos en Santiago, pero el solo hecho de mirar los noticiarios es suficiente para reconocer que los capitalinos están sufriendo y mucho. Además de todos los problemas cotidianos y el miedo a la delincuencia (la cual los medios de comunicación están transformando en paranoia), hay muchísimos tópicos que llevan a una pésima calidad de vida. Mi cuñada se quiere venir, porque ya no aguanta la vida en Santiago.
    Siendo que en algún momento la capital era la promesa de mejores condiciones para el desarrollo personal, puesto q las mejores casas de estudios y ofertas laborales están allá, hoy en día la calidad de vida es muy mala.

    Insisto, en que la solución está en la descentralización,! así las regiones se proveen de mejor infraestructura y la capital se descongestiona un poco de tanto estres y hacinamiento urbano.

  2. Viví fuera de Stgo. por 4 años y tuve que volver porque terminé mis estudios y lamentablemente fuera de la capital las posibilidades laborales son mínimas…el shock fue tremendo, porque es cierto que santiago en entretenido, que hay pega y otras cosas, pero todo los demás problemas te hacen tan infeliz que no se disfruta, porque no hay tiempo de hacerlo, la gente pasa muchas horas trabajando para después tomar la micro y demorarse 2 horas en llegar a casa,, entonces ya no hay vida, la gente está enojada..todo mal.
    como dice el post de arriba hay que descentralizar el país,,con una buena planificación todo se puede.

  3. Es cierto, ésta Santiago es una ciudad estresada, triste y asfixiante… Hace tiempo ya que tengo ganas de emigrar, tener que venir sólo a resolver temas puntuales, pero irme… Ojalá pudiésemos generar más fuentes de trabajo en regiones, mejorar la calidad de vida de personas que están aquí sólo por necesidad.

  4. por todo eso y mucho mas detesto ir a santiago,siempre vuelvo a B con un terrible dolor de cabeza y dando gracias por que no me paso nada.

  5. Si hay una ciudad en la que me encuentro feliz, esa es Santiago, es verdad que hay cosas malas y buenas, que hay muchas cosas que mejorar, pero muchas cosas que no.
    Aprendí a observar más allá de lo primero que veo.
    Disfruto sus calles, la gente, su mutante paisaje. Trabajo mucho y no hay semana en que no tenga un problema de distinto tipo, pero los días son buenos cuando yo estoy bien y son malos cuando yo estoy mal. Amo a Santiago y estoy orgulloso de haber nacido acá y de vivir acá, agradezco el tener a mi familia y a mis amigos en la misma ciudad.
    ¿Santiago está triste?, para mí no.

  6. Q bueno leer un comentario como el de Pepetrueno, creo que uno hace su ciudad y su entorno, a pesar de que soy de provincia he pasado largas temporadas en la capital y jamas fui infeliz, todo lo contrario, descubri en santiago hermosos lugares y gente muy interesante, siempre existen problemas como en todas las capitales y en todas las ciudades, pero creo que el decir que Santiago esta triste es algo subjetivo por decir lo menos.

  7. Pero por favor paren de decir que estas cosas sólo pasan en Santiago! A veces me asusto cuando escucho la gente acá diciendo: esta es la ciudad más contaminada, más peligrosa, más gris, más desigual, más qué sé yo…
    Digo eso por que soy de una ciudad aún más peligrosa, más contaminada (por lo menos visualmente) y más desigual, y no creo que Sao Paulo sea una ciudad triste. Cada vez que vuelvo allá siento que las personas están más preocupadas con la violencia, con el tránsito caótico, pero de ahí a ser una ciudad triste es OTRA COSA.
    Claro que el miedo de la violencia siempre va a existir, la indignación por la delincuencia, por la falta de trabajo, etc. Hay MUUUUCHO que mejorar, no estoy diciendo para nada que Santiago sea una ciudad ejemplar. Pero creo que mucho depende de la actitud que uno tenga hacia el lugar donde vive.

  8. ¿Alguien recuerda al hombre bailando feliz con sus piernas de palo en la película Amelie? Bueno, obviamente es fascinante ser capaces de disfrutar y ser positivos cuando las cosas no nos favorecen. Pero hacerse los locos y no hacer nada para mejorar las cosas, no me parece muy inteligente.

    Yo también extraño muchas cosas de Santiago, hay cosas que adoro de la ciudad. El tema aquí no es criticar la ciudad, sino evaluar si estamos conformes con la vida en ella. Si alguien puede vislumbrar un Santiago mejor en 10 años más, ojalá también pueda contarnos cómo.

  9. Ana Paula, ¿dónde dice que esto sólo pasa en Santiago?… claro que pasa en otras urbes y en muchos casos es peor.

    Otra vez, el punto es ¿de verdad queremos convertir de a poco a Santiago en una versión cada vez peor de si misma?… eso es todo. Creo que no vuelvo a comentar por aquí.

  10. Me enamoré de Santiago genuinamente, me costó acostumbrarme a esta ciudad después de haber vivido muchos años en otra (más grande, mas contaminada, mas sobrepoblada) ciudad que también adoro: México DF.
    Santiago es una ciudad joven, adolescente se podría decir, hay mucho por hacer, mucho ensayo y error que hay que perfeccionar, no hay duda que no podemos bajar el nivel de exigencia, pero mientras hacemos eso, la quiero igual.

  11. Sorry pero esta cerda (perdón muy contaminada)y ni siquiera tiene una belleza natural que la haga más tolerable…es decir si no puedes “respirar” en un lugar el resto de cosas que puedas hacer en él no tienen mucho sentido!!!…Pero hay que conformarse…esto tiene para 100 años…

  12. yo acepto que Santiago es una capital, por mucho que me gustaría tuviera las ventajas de un pueblo, y creo que aunque hay cosas que están empeorando se pueden hacer otras buenas como las ciclovías que son algo que antes no existía, o repoblar el centro en vez de abandonarlo por la periferia, o tener la voluntad de mejorar un lugar que se quiere.
    No creo que alguien quiera convertir a Santiago en una versión peor de si misma, a lo más los que hacen edificios horribles…

  13. creo que santiago despues de un dia de lluvia compensa todas, pero TODAS las cosas negativas.
    la pena es que a veces uno no logra ver lo lindo de la ciudad, corriendo acelerado por la vida, el smog, el transantiago, el temor a ser asaltado, etc. pero de verdad, es una ciudad muy linda despues de la lluvia!!!
    me da pena que, si uno se fija bien, existe una rabia contenida super grande, una impotencia y una infelicidad colectiva por mil razones, no solo por el transantiago. y la gente anda triste, mas alla de que uno goce la ciudad. no hay que ser ciego tampoco. y esa cosa va a explotar, tarde o temprano. me da susto.

  14. No se si soy yo pero a mi me encanta Santiago, si es verdad cuesta moverse pero no es mas terrible que en otras urbes alrededor del mundo.

    Lo de la delincuencia es mas o menos lo mismo en todas partes, contaminacion… mmm..tambien.

  15. Miren a mi me gusta Santiago. Me gusta su arquitectura, su paisaje, me gustan los sectores que están bien mantenidos como providencia. Viví a 5 cuadras del metro los leones por un año y es un lugar realmente fantástico. Claro, eso fue allá por el 98. También me gusta que tiene historia y sus novedades. Pero de verdad la agresividad, la tristeza, el individualismo, la apatía y el miedo se percibe en la gente. Es que algo no está funcionando bien. Las personas se enferman mentalmente. Es un mal de los tiempos y pasa en todas las metrópolis del mundo, pero no por eso hay que aceptarlo como un vaticinio inevitable. De hecho, si se puede mejorar las condiciones de vida, pues que se haga algo. Como dijieron por ahí, pareciera que la cosa está a punto de estallar en cualquier momento.

  16. A mi me encanta santiago, encuentro muy oportunista el comentario, al menos yo soy poco objetivo respecto a mi apreciacion, porque santiago es una ciudad que me encanta, que funciona (a su modo), que es transparente (sabemos lo que está mal y lo que no), santiago es lo que nosotros construimos y donde nosotros encajamos.

    No me quiero alargar, pero una amiga el otro dia me decia que en Baires uno leia en las plazas, caminaba por cafés, hablaba con los taxistas, etc, todas actividades que perfectamente podria hacer en santiago y que no pudo argumentar a su favor, al momento de cuestionarla de por que no lo hacia acá.

    ME ENCANTA SANTIAGO, te dedico una cancion de los prisioneros, adivina cual.

  17. soy de provincia… he vivido afuera y en Santiago y la verdad tengo sentimientos encontrados, a pesar de que hay muchas cosas que encuentro interesantes y me gustan, a veces mas que encontrar que la ciudad sea gris, encuentro a sus habitantes grises… (a diferencia de Sao Paulo)la mayoria de la gente vive estresada, y da pena pero a veces es inevitable contagiarse con tanta mala onda flotando en el aire.

  18. Amo amo amo a mi shaguito me encanta y cada vez me estoy acercando mas a vivir en su centro.
    Es verdad hay delincuencia pero acaso en Valdivia no hay? hay contaminacion pero acaso en Temuco no? si hay que viajar harto para llegar de la casa al trabajo o para ir a estudiar pero acaso los chilotes no viajan horas para llegar? son ejemplos para decirles que esto pasa en todos lados lo entretenido de Santiago, es que aca pasa de todo junto, me encanta con todos sus pros y contras.

  19. ah por fn alguen lo dijo

    santiasko es lo peor
    me carga cuando los orgullosos capitalinos dice “satiago es chile” por favor si este bello pais se reduciera a su capital k mal aspecto tendriamos y ahy si k estariamos en el ultimo lugar del indice de desarrollo humano pues
    aki las personas no saben convivr viven con miedo, enojadas haciedo colas pa too peliandose desde los 10 pesos votados en la calle hasta los hacientos del metro….
    pobre viejitos y embarazadas ….

    en regiones no pasa eso por lo menos uno se sonrie con la gente aki jamas
    encuentro horrible k alguen se desoriente a tal punto en esta cuidad que termine muerto aki si te pueden vender un vaso con agua te lo venden sin pudor nose …
    tampoco creo k sea la tonica y el comun santiaguino pero k todos se transfroman al salir de la casa eso si
    hasta yo

    me preparo para la batalla,si hasta las palomas atacan …..

  20. no será mucha generalización hablar de ‘las regiones’?
    Yo al menos jamás diría algo como Santiago es Chile, por muy lindo que lo encuentre claro que nos vendría bien descentralizar, y hasta donde sé esa frase se usa más bien al revés…

  21. Me encanta santiago!
    Si a cambiado, pero no creo que sea para peor.
    claro hay que pagar por pasar en las carreteras urbanas,pero no hay nada mas agradable que cruzar todo santiago en menos de 20 minutos.
    Es cierto que hay delincuencia,
    pero tampoco es para andar asustado todo el tiempo
    no hay que creer todo lo que dicen en las noticias “junten miedo” y tampoco creo que sea mas que en otras ciudades del mundo

    Santiago sigue siendo un ciudad en expasion y crecimiento donde claro hay equivociones.

    Pero me encanta con sus pro y sus contras.

  22. Creo que lo triste de Santiago, lo enérgico o lo alegre (o lo que sea), depende de la mirada de cada persona.

    A veces me resulta una ciudad encantadora, tanto así, que me da por pasear por el centro y los parques. Y otras veces simplemente abrumadora… hasta llegar al punto de no soportar el ruido, la masa de gente alrededor, entre otras cosas.

    De todos modos concuerdo en que cada día vivimos más asustados y estresados. Suena repetitivo, y casi cliché (ja), pero es don transantiago en que causa el último efecto (estrés). Y la delincuencia, puf… creo que se debe más a la violencia con la que se ejerce este último tiempo. Antes existía el miedo a que entraran a tu casa y robaran un par de cosas, pero ahora eso ya es lo de menos y temes más por tu integridad física.

    En fin… hay una diferencia entre lo ‘poético’ y lo ‘real’.

    Saludos.

  23. Valentina, mi comentario se refiere a los santiaguinos que dicen eso de su ciudad, no de el texto en específico.
    Y reafirmo todo lo que dije.
    Y digo: me encanta Santiago.

  24. Chuta yo ni me atrevería a discutir el hecho de que en Santiago se vive un poco mal, que uno trate de ser optimista es otra cosa…supervivencia

  25. entiendo que una persona que vive en una ciudad de quinientos mil habitantes se aparezca una semana en una ciudad grande y no sepa andar en micro, pero no por eso se deduce que la cuidad está triste. “estamos tristes porque valentina no tiene tarjeta vip”

    en cambio, te encuentro toda la razón en que no viste progresar a la clase media, porque no hay persona en el mundo capaz de medir eso con un vistazo de una semanita.

    absurdo también es pensar que santiago tenga miedo porque un imbécil(q.e.p.d.) se pierde y muere de frío. quizá quisiste decir “Santiago tiene cada vez más frío” en eso sí estoy de acuerdo.

    y no sé qué tiene que ver el IPC en todo esto. no significa Indice de la Pena de la Capital, sino que es un número que indica que las cosas cambiaron de precio, y eso fue por culpa del alza de combustibles, no por la tristeza santiaguina.

    te invito a ver menos noticiarios y trata de venir a santiago por más días. métete a laguiadesantiago.cl, no la han actualizado, pero para alguien que viene 7 días cada 10 años no creo que sea necesario tanta primicia…

  26. muy radiante amanezco todos los días lila, aunque no recuerdo haber dicho que santiago era alegre. es sólo una cuidad. cuando salgas de ese pueblo lo vas a entender.

  27. jajajaja, pero qué comentario mas resentido. Sabes que, mira, no me voy a poner en la parada de pelear a través de este blog contigo, porque incluso yo me canso de ver como se “ciber agreden” sin tener una causa que valga la pena. De hecho, hasta considero que cuando opinas con altura de mira tus comentarios son los que más se destacan y además, como dije una vez, son un aporte. Pero otras veces parecen comentarios de ermitaño amargado. Y bueno, quizás yo viva en un pueblo, pero es un pueblo donde la gente sonrie mas, respeta más y sociabiliza más y no caminan con el ceño fruncido y la tensa línea recta en su boca. Tampoco digo que sea de las mil maravillas, pero por mí no iría de este cálido pueblo nunca.
    Ya chao angelito y no andes mojando gente con el auto ni quemando leña porq la contaminacion en santiago está muy alta y las guaguitas se enferman.

  28. Parece que Santiago se está convirtiendo en toda una señora ciudad capital, casi a la altura de otras grandes cuidades de otros países, donde sus habitantes se destacan por su apuro, seriedad rayando la gravedad, individualismo y otros achaques de las grandes ciudades.

    En lo personal, soy una urbana. Me encanta pasear por las calles, entre las tiendas, descubrir detalles románticos. Pero también adoro las provincias y su lentitud, tranquilidad… cosas que esta ciudad no tiene.

    La ventaja es que puedo moverme entre ambos ambientes, rescantando lo bueno de ambos, y huyendo de lo malo de ambos.

    Lo que me preocupa es que ya no puedo viajar por mi país sin que otros no lo sepan. La bip y ese otro aparatito que tuve que ponerle a mi auto para transitar por las autopistas me espían silenciosamente…

  29. Nunca he vivido en otra cuidad que no sea Stgo. Y a pesar de que he viajado a otras capitales del mundo, no es lo mismo andar de paso que “vivir”. Por eso no se si mi opinion es tan valida, pues carezco de puntos de comparacion. Solo puedo decir que he hecho mi vida aca, con amigos, familia, trabajo, panoramas entretenidos, etc. y amo esta ciudad media neurotica y desordenada, pero acogedora y entretenida. Y eso no lo va a cambiar ni el Transantiago ni las autopistas urbanas.

  30. si no quieres discutir conmigo entonces deja de postear tonteras lila (post 30).
    santiago tiene smog, robos, antofagastinas por una semana, un río asqueroso, gente ermitaña y amargada como yo, hoyos en las calles, peajes, micros, caca de perro, palomas, lauchas, mimos, zancudos, zancadas, un frío de mierda, y un triste etc, pero de eso hay en todos lados y sigue quedando un montón de cosas para disfrutar. depende de uno, no de la cara que te ponga la gente que pasa por el lado.mala costumbre andar esperando que la gente te sonría. sería ridículo, te topai con 40 personas por segundo. y es verdad que en el norte o en el sur te sonrien, pero de poco sirve al final, porque es tan lenta la gente que igual te pone de mal humor.

  31. yo he vivido en otras “urbes” con tanta o más gente que en stgo y creo que lo que más me incomoda es lo poco amables y educados que llegan a ser las personas que viven en stgo. Nadie saluda en los ascensores, nadie espera con la puerta abierta al que viene entrando, en la calle si no te mueves te empujan, etc.
    Es verdad que hay harta delincuencia, que el transantiago dejó la pelota, que stgo se está convirtiendo en una ciudad carísima, que hay mucho smog, etc. Pero es un costo que estoy dispuesta a pagar porque la vida aquí ME PARECE (a mi) más entretenida!.

  32. Me gusta mucho Santiago, y como todas las cuidades tiene cosas buenas y malas….
    A veces nos kejamos de lleno y hay q mirar para el lado tb….
    Mis SaLu2.

  33. yo creo que al final es raro concluir que mucho de la apreciación de este santiago depende de nuestro ánimo.
    Por mi parte, me carga la gente que dice “me voy de esta ciudad asquerosa, q onda santiago y su gente agresiva, etc…” encuentro una actitud bien poco proactiva, constructiva, responsable, que sé yo…. es mucho más fácil quejarse e irse a buscar la felicidad a otra parte, aunque la mayoría de las veces cuando se vayan sientan esa misma incomodidad en cualquier ciudad del mundo…
    Cuando yo amanezco chata y odio santiago, me da mucha rabia conmigo, pienso q algo me pasa q estoy viendo todo gris y hago el ejercicio de valorar todo lo que tengo y me da más rabia todavía, pq en ese minuto estoy poseída… despues de la rabia me río de lo intensa y exagerada que soy y vuelvo a encontrar todo bonito, igual trato de ser más equilibrada y no tirar tanto para cada lado…pero así me paso la vida…..hoy me encanta stgo y me encanto yo!

  34. por razones de trabajo viajo bastante a diferentes ciudades de Chile y puedo decir que no cambio a Santiago por nada del mundo, ahora se el porqué de la frase Santiago es Chile…las otras cidades estan muertas, son muy fomes,las tiendas, restaurantes, etc TODO se cierra muy temprano y la variedad es mínima.En Santiago tenemos una gran variedad de opciones de lo que queramos, no podría vivir en otro lugar de Chile que no sea Santiago (a exepción de Viña por supuesto).

  35. Considero el comentario 29 ofensivo, no solo a mi persona, también a las personas de regiones. Como dije en el post, yo nací en Santiago. Vivi en esa ciudad toda mi vida, salvo cuando estudié en Valparaíso y ahora que llevo un año en Antofagasta.

    No aceptaré que se me invalide mi opinión por estar viviendo en Antofagasta. Tampoco considero válido que esta ciudad sea un pueblo como he leído. Más respeto por favor a esta región que participa más que activamente en el crecimiento de nuestro país.

    Por otra parte, lamento haber ofendido a su vez a los lectores con mi opinión y en especial con el título de este post. Aclaro que nunca quise decir que Santiago es una ciudad triste o que de lástima. No… dije que “está” triste, lo que es un sentimiento transitorio. Me disculpo por haber sido demasiado transparente con mis emociones y declaraciones. Obviamente a parecer sólo a mi me dio pena y tal vez no debí compartirlo con ustedes.

  36. Despues de leer y leer este post,creo que Santiago donde nací tmb. tiene toda la belleza,contradicciones y peligros que cualquier capital de estos lados del globo… y encuentro excelente que se haya tocado el tema
    hacia falta, como entiendo el hecho que para cualquier persona de provincia sea esta ciudad un caos horrible!!

  37. el comentario 29 valentina, ilustra maravillosamente lo mal que argumentaste tu post.

    yo no creo que he sido ofensivo por hablar de ‘una ciudad de quinientos mil habitantes’. eso es un dato, aunque aproximado. el problema de tu post, valentina, es la forma. no esperes que la gente valide tu opinión si los argumentos de esa opinión son incongruentes. puedes guardar el comentario 29 y revisarlo. yo lo estoy revisando y no encuentro la parte donde te ofendo. y pude haber sido más irónico, pero iba a perder objetividad.

    y con respecto a la gente de provincia, toda mi vida viví en la playa. llevo sólo dos años en santiago, y no ha dejado de sorprenderme. cuando lleve cinco años en santiago y me apeste, ahí recien podré decir con autoridad que santiago tiene sueño, susto, frío, o lo que le encuentre, pero en una semana, qué puedes percibir en una semana…

    PD: no era mágico santiago acaso en la semana de la pequeña gigante? “santiago está contento”. o cuando vino tunick….”santiago está en pelotas”… o para el love parade “santiago está caliente”

  38. Santiago está triste,, es bello, moderno y entretenido,, pero es cierto, !está triste!..si es super bonito, comodo y limpio vivir en provi, en las condes, vitacura o santiago centro, pero ¿que pasa con la gente que vive lejos?.
    santiago tiene mucha pobreza, pero es marginal porque están bien lejos del centro para que no se vean.
    Eso si que es triste,, viajar a tu casa 2 o 3 horas en una micro llena es horrible,,si eso no pone a la gente mal, no entiendo entonces

  39. Hola
    Yo vivi toda mi vida entre talca y Viña , llegue a la Universidad aca ( santiago) y me quede. Cuando estaba en region pensaba que era terrible vivir en santiago y ahora pienso en como pude vivir en region jajajaj. Creo que las cosas no son tan blancas ni negras todo esta lleno de matices, santiago tiene sus cosas buenas al igual que regiones , es cierto que como buena provinciana saludo o todo el mundo y me miran pensando en si me conocen de alguna parte jjajaj pero tambien me encanta todo lo que pasa aca.
    Todo depende de como mires el vaso , si esta medio lleno o medio vacio. Si me dejara llevar por las noticias y la campaña del terror que nos muestran de seguro no me atreveria ni a salir de mi casa por miedo.
    Saludos

  40. Nacida y malcriada en Quillota, me quedo definitivamente con esa ciudad, también tiene sus peligros pero la vida es un poco mas tranquila allí. Precisamente ayer llegué a Santiago después de pasar unos días ahí. Volví con las energías cargadas con la actitud de la gente de provincia positiva que te saluda cuando subes al colectivo y que en general es más sana. Santiago no es tan malo pero cada uno vive su mundo. Me cuesta creer que habiendo tanta gente cueste tanto encontrar a alguien confiable. En fin, Santiago se odia o se ama a concho.

  41. …puchas que latas los yo creo que suenan a absolutos…..
    Entiendo las opniones de las personas que viven en otras ciudades e incluso las que viven en Stgo y no les gusta…
    Yo viví casi 5 años fuera de Stgo, por temas es estudio me fui a la Tierra de campiones, Iquique, cuando llegué quedé admirada de que la gente se saludara, de que los autos pararan a media cuadra para dejar cruzar…uno/a podría asumir de que era una ciudad más amigable e incluso más contenta, en eso concuerdo con valentina y Lila, en cuanto a las ciudades más pequeñas..pero too tenía otras yayitas que le vas descubriendo en el transcurso del tiempo….sus ganas de ser la Miami del norte, su esfuerzo de disimular sus origenes altiplanicos, la desmemoria de su historia…cuando me fui sentí que a pesar de sus edificios de colores, Iquique se había transformado en una ciudad triste, sin identidad, sin saber mucho cual era la idiocincracia de sus habitantes.
    Arribe a Santiago, de vuelta, y lo amé…como toda relación amorosa, aveces lo odio, a veces me es indiferente y a veces me encuentro mirandolo con un cariño inmenso…me gusta su diversidad, me gusta el que sea grande y puedas recorrer muchas culturas, muchas colores y en esto concuerdo con Angelito….por cierto de que ha crecido en forma desarticulada y el transantiago le ha agregado cierta tristeza al rostro de los/as santiguinos/as..pero como decía en un post más arriba, Santiago después de la lluvia, yo le agregaría de noche con luminarias, me reconcilia.
    El post de Valentina me hizo reflexionar en mi relación con mi ciudad y eso siempre es bueno

  42. “”absurdo también es pensar que santiago tenga miedo porque un imbécil(q.e.p.d.) se pierde y muere de frío””

    que comentario más horrible…absolutamente fuera de tino

    pd: cita del post 29

  43. angelito.. es ahí donde, a mí pareser, está la ofensa…no considero que sea ofensivo para la autora, sino que una cosa es la ironía, otra…la rotería.

    en buena si pos

  44. Sí, reconosco que eso fue lo que me molestó, no el resto, después de todo, es la opinión de él. Analizando este problema y considerando que visito este blog todos los días y que volví un tanto adicta (mucho tiempo frente al PC haciendo trabajos), decidí hacer un borrón y cuenta nueva e intentar de la mejor manera y constructivamente aportar con mis comentarios, puesto que me gusta mucho Zancada y felicito a todas las integrantes de este blog que día a día nos entretiene con notas interesantes.
    Así que no mas espacio para las discuciones individuales y a los prejuicios porque solo entregan mala onda sin sentido, además que pareciera que cada día los post se van tornando en discusiones que no llevan a ninguna parte.
    En fin, me comprometo a un mayor respeto y tolerancia para los otras opiniones. 😀

  45. Pero no se ofendan con las opiniones de otros… este es un blog libre, y esa es la idea, q cada uno exprese lo q piense y sienta,… pero sin ofenderse!! Y Valentina, no porq algunos estén en desacuerdo con tu post vas a dejar de escribir… la discusión hace bien, siempre y cuando se mantenga el respeto!

  46. puede ser, mona. lo digo de otra forma: ese señor murió más de tonto que de frío. Y la culpa de eso no la tiene la ciudad.

    mis disculpas, en todo caso.

  47. no pelee por lo blogs
    haber si algun dia hacen una reunion en algun cafecto y exponemos nuestras ideas ahhhhhhhh
    no es malo yo por mi parte feliz de vaciones
    es ahy cuando la cuidad de mira con otros ojos

  48. Santiago es un asco, una ciudad muerta, no tiene vida nocturna, y si la tiene, los vecinos la quieren sacar, porque argumentan que hay mendigos, peleas y cosas que pasan por sus mentes de gente aburrida, no hay cultura ni en los barrios mas “cultos”.

  49. santiago es una ciudad enferma, esa enfermedad se denomina “anomia”, que es la pérdida de la confianza en que existe un colectivo, un fenómeno que genera aislamiento e insensibilización. “Los seres humanos somos animales sociales, somos primates sociales, somos colectivo. Nuestra identidad se forma en la interacción con los otros. Entonces, ¿qué pasa cuando se disuelven los vínculos sociales y se pierde la confianza en que el colectivo es portador de una norma, de un sentido, de una cultura? Surgen estas tribus urbanas, surgen las sectas, los movimientos religiosos fundamentalistas, porque el ser humano necesita del colectivo. Se produce este fenómeno de aislamiento, de insensibilización donde al final vamos transformándonos en un país de zombis, que viven en la rutina. Se produce una anomia, una pérdida de la conexión con la moral, lo social, lo valórico. Entonces, hoy día pasan cosas aberrantes en Chile y la gente sigue su camino como un verdadero zombi, y el que logra conectarse con la realidad se deprime y se angustia. Tenemos un país dividido entre los anómicos, insensibilizados, zombificados y los que logran conectarse con esta situación”.
    En conclusión, el ser humano solo deja que los sucesos ocurran sin importar que consecuencias traigan para nosotros como sociedad ni tampoco a futuro, nuestra voz se calla, nuestros pensamientos se cierran, nuestros oídos ya no escuchan, no existe raciocinio, solo reaccionamos a mirarnos frente a un espejo y quejarnos de todas las calamidades que acontecen para así darnos cuenta de que lo tuvimos todo, pero no hicimos nada.

Dejar una respuesta