Crónicas Urbanas

1038

Zaguada1
Instituto Río Colorado es un blog de arquitectura que toca temas de actualidad ciudadana especialmente enfocada en la experiencia urbana de las personas. Con variadas columnas que reflexionan a la vez que informan de los nuevos proyectos arquitectónicos, propuestas, demoliciones y decisiones que muchas veces involucran a la gente sin que esta se entere de lo que pasa a su alrededor.

Especial para todos aquellos que sienten que no alcanzan ni a alegar cuando comienzan las construcciones.

Proyecto Zanjón
Bajo el marco de la celebración del Bicentenario de nuestra ciudad se han desarrollado una serie de proyectos urbanos de gran importancia arquitectónica tanto para los ciudadanos como para los gestores y realizadores de estas ideas. Uno de ellos – quizás el más ambicioso – es la Renovación Urbana del Anillo Interior de Santiago, que considera el Proyecto del Parque de la Aguada, como una de sus intervenciones más relevantes. Al respecto, Roberto Moris, uno de los entusiastas principales del tema – y Jefe del Departamento de Proyectos Urbanos del Ministerio de Vivienda y Urbanismo – nos cuenta un poco sobre el desarrollo de este sueño de muchos, dudosa realidad de otros.

Fuente: ríocolorado.cl (gracias Bree!)


Las Lilas: “Cuando uno sueña, es sólo un sueño… Cuando muchos sueñan, es el comienzo de una nueva realidad.” (Hundertwasser)
Luego de la inevitable demolición del Cine Las Lilas para dar paso al proyecto de Las Torres, que se construirá en su lugar, y la actual iniciativa de transformación de la Plaza del mismo nombre, se hace difícil pasar por inadvertido el esfuerzo de los vecinos detractores a esta iniciativa que, ahora más que nunca, permanecen firmes en su contienda contra la destrucción. Bajo el lema “Perdimos, pero todos perdimos, incluso los que miraron hacia el lado”, que advierte la página web “Defendamos La Plaza Las Lilas”, se despiden del sueño que abrigaron durante varios meses y apartan la mirada con amargura.

La Ciudad que nos Habita
Caminar es un privilegio que pocos practican tan sólo por el placer de hacerlo. Por suerte, andar en bicicleta es más común, lo que ayuda a mejorar el paisaje urbano y a descontaminar un poco las calles de tanto tráfico y humo- cuando se puede – pero cuando uno finalmente se decide a recorrer Santiago en lugar de sólo pasar sin mirar, sin ver el detalle del paseo, logra volverse parte suyo y súbitamente no es uno el que vive en la ciudad, sino más bien lo contrario.

6 COMENTARIOS

Dejar una respuesta