Carta a los medios

37

Lareina
Les escribo esta carta para declarar la angustia que me produce lo que ha sucedido desde este año en la comuna de La Reina. Específicamente desde que salió electo el nuevo alcalde Montt el cual tiene colgados unos carteles sobre las calles que anuncian un “mejoramiento urbano”. ¿Qué entenderá él por mejoramiento urbano? ¿Reemplazar las antiguas y caracteristicas parcelas de esta comuna, donde habitaba una familia con a lo más 2 vehiculos, por condominios de 12, 24 o más casas con estacionamiento para 2 autos cada casa? por lo demás completamente ajeno al estilo arquitectónico que ha caracterizado a La Reina por décadas.

Esta comuna es de las pocas que había logrado mantenerse alejada del famosos “desarrollo urbano” que arrasa con todo. Mantenía su espritu parcelero, medio desordenado pero por eso mismo encantador, con calles invadidas por vegetacion original de las faldas de la precordillera, en vez de palmeras con calles de doble sentido con bandejón. Todavia se puede salir a pasear por entre árboles inmensos de muchos años. Hay casas fastuosas en esta comuna, pero sus entradas estan escondidas y sólo se ve un austero portón de madera con algun farol rodeado de zarzamora.

¿Qué pretende el alcalde permitiendo construcciones a destajo? ya por estos dias, pasar por algunos sectores de La Reina es una odisea con el nivel de taco que se produce. ¿Cómo va a ser cuando toda la gente de estos nuevos condominios salga a trabajar y pase por las misma calles donde antes solo pasaban los dos vehiculos que habitaban esa parcela?
Bajo mi punto de vista, el desarrollo urbano debe incluir y cuidar comunas como ésta, que podrían llegar a ser las últimas en conservar un estilo y espiritu único y original. No destruírlo.

Estoy segura que las intenciones del alcalde son buenas, pero creo que se equivocó de comuna, a lo mejor en La Dehesa si funciona su percepción de mejoramiento urbano. Para mi lo que esta haciendo es “destrucción urbana”.

Atte.
Kay Schwarzenberg S.
Arrepentida propietaria de una casa en un condominio de la Reina Alta, pero habitante desde una década de esta hermosa comuna.

COMPARTIR
Artículo anteriorFotos de Japón
Artículo siguienteCharlotte Gainsbourg

7 COMENTARIOS

  1. A falta de peras, buenas son las manzanas, Kay. Menos mal que el alcalde Montt no llevó a cabo el tan polémico cambio de plan regulador. Si no hubiese sido así, el edificio de Vicente Pérez Rosales con Principe de Gales no hubiese seguido siendo el edificio más alto de toda la comuna.

  2. No me gusta la Reina… tengo una casa ahí , pero despues de mamarme un invierno, me aburrió lo humedo y frio … musho pa’ mi

  3. Coincido con tus preocupaciones. Pero no con “estoy segura que las intenciones del alcalde son buenas”, porque se ve que el enriquecimiento es primero y los vecinos vienen después.

    Desgraciadamente hoy, money talks, bullsheets walks. Es decir, hay espacio sólo para los intereses de los grupos de poder.

    Frustrante. Encima, los ciudadanos estamos tan desorganizados.

  4. pero es cosa que nos organicemos, no? como no vamos a poder hacer algo para no permitir que hagan lo que se les antoje? cual ovejas?

    mas rabia me da.

Dejar una respuesta